¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Kubica: "Parece que el equipo y yo tenemos prioridades diferentes"

    El piloto polaco critica que su formación haya dedicado dos días de rodaje a acumular datos sin procurar mejorar el coche.

    Valoró positivamente las 130 vueltas completadas sin problemas mecánicos ni físicos, aunque considera que Williams no podrá pelear por grandes cosas en Australia.

    El estado de ánimo en el equipo Williams transita durante estas semanas entre la resignación y la frustración. Perderse gran parte de la primera semana de pruebas, donde el equipo no pudo realizar vueltas competitivas en el poco rodaje del que dispuso, les ha dejado con el pie cruzado de cara a los segundos test. Tras rodar George Russell, hoy le tocaba a Robert Kubica debutar con su nueva máquina en situación competitiva, pero el polaco no ha obtenido las respuestas que buscaba.

    Tras completar un total de 42 vueltas por la mañana, Kubica emprendió un intensivo programa de rodaje por la tarde, elevando su total a 130 vueltas, el que más de forma individual junto a Carlos Sainz, las mismas que Renault, y solo por detrás de Mercedes. Además, el polaco marcó el primer tiempo por debajo de 1.20 para el FW42, rodando en 1:19.367. Su tiempo, no obstante, solo fue el undécimo mejor del día y se obtuvo con neumáticos blandos C4, estando acompañado de unas tandas vespertinas en las que apenas se bajaba de 1:23.

    Al ser preguntado por sus impresiones, Kubica ha lanzado un órdago al equipo, al cual ha criticado por no trabajar en mejorar el rendimiento del monoplaza: "Había muchas pruebas por hacer, y fueron para recoger datos, no hubo demasiado trabajo en el coche. Es mejor que nada, pero creo que tenemos que empezar a entender que yo solo tengo ocho horas más de pilotaje antes de ir a Australia. Hacer algo es importante, pero también lo es jugar con el coche e intentar comprenderlo. Hay algunas cosas positivas, y algunas negativas también".

    Al ser preguntado por las prioridades de cara a los próximos días, Kubica precisó aún más una opinión distinta a la de su propio equipo: "Depende de a quién preguntes. Creo que el equipo prioriza demasiado cosas que no ayudan necesariamente a los pilotos para prepararse. Es normal, pero el problema es que perdimos una semana, así que no podemos estar siempre con cosas diferentes. No podemos recuperar el tiempo que hemos perdido, salvo que cambies los planes. Parece que tenemos diferentes prioridades, y lo entiendo, pero el viernes es el último día, y si no empezamos a probar cosas, nunca las encontraremos".

    "Tenemos que empezar a entender que solo tengo ocho horas más antes de llegar a Australia"

    Su opinión supone una importante crítica al equipo, aunque Kubica quiso matizar parcialmente que no estuviese de acuerdo con el equipo: "Estoy de acuerdo, me pagan por hacer lo que me piden, pero sé también que si en Australia somos lentos, la gente señalará con el dedo a los ingenieros, a los pilotos... así será si no se empieza a trabajar en el coche. Son sensaciones encontradas, porque por un lado es positivo que hayamos hecho muchas vueltas. No estamos en la posición en la que nos gustaría estar, al menos desde mi punto de vista".

    El aspecto físico era una de las principales incógnitas para el polaco, que se enfrentaba a su primer día completo como piloto titular, pero Kubica despejó cualquier duda. "Estoy donde debería estar. Pilotar más debería ayudar, porque puedes prepararte mucho en el gimnasio, pero pilotar un Fórmula 1 es una historia diferente. El cuerpo se adaptará sin duda, hemos hecho muchas vueltas hoy sin ningún problema".

    Respecto a sí mismo, Kubica asegura que su objetivo "siempre es el mismo, hacer lo mejor que pueda cada vez que se me pida", y afirma que su mayor éxito es "terminar el fin de semana sabiendo que has hecho un buen trabajo, sea cual sea la posición, porque al final creo que no estaremos en posición de conseguir los resultados que la gente espera de nosotros. Si estoy contento el domingo con lo que he hecho, seré feliz". Por lo pronto, la felicidad parece ser un tanto esquiva a los intereses de Williams como equipo, si no surgen fuegos internos.

    Fotos: Williams Racing