¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    ABT inyecta más potencia al Audi A7 TFSI e, los PHEV más deportivos

    ABT inyecta más potencia al Audi A7 TFSI e, los PHEV más deportivos
    ABT Audi A7ABT Sportsline
    Fran Romero
    Fran Romero4 min. lectura

    La berlina más deportiva de Audi también recibe las importantes novedades de ABT. Las versiones dos versiones híbridas enchufables del A7 Sportback aumentan su potencia, conservando la estética. Un plano en el que no hay cambios, pero que en el área de las prestaciones ofrecen un extra sin perjudicar la eficiencia del lado eléctrico.

    El Audi A7 Sportback también ha recibido una actualización en la potencia del motor de combustión que forma parte de las versiones híbridas enchufables. Las dos opciones que la marca de los cuatro aros ofrece en la berlina deportiva adquieren una nueva dimensión, ya que el potente motor de gasolina de seis cilindros en V y 3.0 litros TFSI gana un importante extra, gracias a la unidad de control del motor específica de ABT Sportline.

    El modelo, vendido de fábrica con las «50 TFSI e quattro» y la 55 TFSI e quattro, conserva la estética más agresiva con las llantas de aleación de gran diámetro -de 20 a 22 pulgadas- y los neumáticos de bajo perfil, así como los detalles en negro brillante que visten el frontal y la trasera, o la tapicería de cuero exclusiva que ofrece este especialista en tuning de los modelos de la marca alemana. Pero próximo a un lavado de cara, el preparador germano ha querido también aportar un extra para los clientes que saben que la deportividad no está reñida con un bajo consumo de combustible en el A7.

    ABT Audi A7
    Las versiones híbridas enchufables del ABT Audi A7 ahora disponen de más potencia en gasolina y en conjunto

    El ABT Audi A7PHEV ofrece un importante extra de potencia

    Como en los recientes actualizaciones de ABT para las opciones híbridas enchufables del Q5, A6 Berlina y A6 Avant, el liftback de gama alta también se ofrece con las mismas combinaciones de etiqueta ECO, las 50 TFSI e quattro y 55 TFSI e quattro, por lo que los 265 CV de la primera versión se han transformado en 315 CV. Un importante salto sin cambiar turbocompresores y solo con la mencionada unidad de control del motor que dispone de unos mapas de funcionamiento y de inyección específicos, de tipo «plug & play».

    Esta importante novedad permite que la potencia total conjunta del 50 TFSI e, que suma la acción de un motor eléctrico de 105 kW -equivalentes a 143 CV- eleve la cifra máxima total hasta los 357 CV, haciendo lo propio también con el par motor que crece desde los 430 Nm hasta los 500 Nm. La segunda opción también se beneficia del mismo update, con lo que la potencia máxima de 367 CV y los 500 Nm de par motor máximo se convierten en nada menos que 425 CV y 550 Nm. ABT no ha retocado ni el motor eléctrico ni la batería de iones de litio del sistema, por lo que continúa ofreciendo la misma autonomía máxima de hasta 73 kilómetros.

    La segunda generación del Audi A7 Sportback se encuentra prácticamente en el ecuador de su vida comercial en el mercado, por lo que próximamente recibirá un lavado de cara. Pero aunque la firma alemana retocará su gama de motores, ni por asomo llegará a las prestaciones de ABT en estas dos opciones de bajas emisiones, con más potencia y menos consumo de combustible y emisiones que el propio Audi S7 que, con sus 344 CV, queda muy lejos.