Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

El último prototipo superviviente del desconocido Allard P4 de 1992 aparece a la venta

7

Aparece en eBay una casi desconocida pieza única, el último prototipo superviviente del proyecto Allard P4, creados a inicios de los años noventa con la intención de revivir la desaparecida marca británica Allard. Esta basado en el Lexus LS400 sedán, con un nuevo tratamiento estético.

Este es uno de los pocos Allard P4 existentes.

Sorprendentemente, ha aparecido en eBay uno de los pocos prototipos iniciales creados con la intención de revivir la marca clásica Allard. El que se cree es el único ejemplar superviviente de solo 3 prototipos fabricados a inicios de los años noventa.

Allard fue un fabricante de automóviles británico que tuvo una corta vida a mitad del siglo XX, fundada en Londres por Sidney Allard, la Allard Motor Company Limited compartía su primer nombre con otro fabricante, también británico, que fabricó automóviles en Coventry de 1898 a 1901 con la denominación Allard & Co.

Aunque la compañía se fundó tal y como la conocemos en 1945, Allard realmente comenzaba su actividad en los años treinta, antes de la Segunda Guerra Mundial. En aquel momento se dedicada a fabricar modelos de competición que recibían el nombre de Allard Specials, empleando motores y elementos procedentes de Ford USA. En total se fabricaron solo 12 Allard Specials.

Allard K1 1946-1949, el primer modelo de calle de Allard.

Tras la contienda, Sidney Allard tenía una considerable suma de elementos y piezas Ford, por lo que se decidió a construir también vehículos de calle, que empleaban numerosas partes de la marca norteamericana.

La compañía quebró en 1958, pero hasta entonces, había seguido una receta que pronto fue imitada por varios fabricantes, un gran y potente motor americano en un ligero y ágil chasis británico. Personalidades como Carroll Shelby o Zora Ankus-Duntov condujeron modelos de este fabricante inglés. Aunque la marca también trató de construir vehículos de corte económico, con espeluznantes resultados.

Ya en los años ochenta, un ingeniero llamado Chris Humberstone, convenció al hijo de Sidney Allard para emplear la antigua denominación en un proyecto de competición, el Allard J2X destinado al Grupo C de 3.5 litros.

Allard J2X de Grupo C.

El proyecto no llegó a competir nunca. Aunque contó con un diseño aerodinámico muy evolucionado, no encontró comprador ni financiación y murió en los últimos compases de su desarrollo.

Paralelamente a este proyecto y en un intento por convencer a Toyota de participar en el, o lo que es lo mismo, buscando su apoyo financiero, se trató de revivir la desaparecida marca británica también en el mercado, empleando el entonces reciente Lexus LS400 convenientemente modificado y remarcado.

El Allard P4 era el fruto de la colaboración entre ambas compañías. El ejemplar que aparece en las imágenes es uno de los solo 3 prototipos que se llegaron a construir antes de que el acuerdo con Lexus no fructificara. Este aparece actualmente a la venta en eBay y por lo que dice su vendedor se encuentra en perfecto estado, aunque ha recibido una nueva capa de pintura en los últimos años.

Su origen Lexus es evidente.

Allard pretendía modificar el frontal y la zaga del LS400 con nuevas ópticas y parrilla, así como unas nuevas llantas, aunque el resto de los paneles parecen ser idénticos a los del modelo japonés original. No hay imágenes del interior, por lo que creemos que dispondrá también de la mayoría de los elementos del LS400, con el emblema de Allard bien visible.

A nivel mecánico entendemos que dispone de la misma plataforma motriz y el bastidor al completo del sedán original. Aunque apenas existe información sobre este en la red y por tanto no encontramos otras referencias que poder emplear. Sin embargo, el proyecto no era completamente desconocido, ya que apareció en la prensa escrita de la época.

El historial de esta unidad es un misterio. Por su elevado kilometraje (132.000 millas o 212.430 kms) podemos deducir que ha sido usado a fondo estas dos últimas décadas, y en algún momento tras su venta inicial volvió a las manos de la compañía, que lo empleó como vehículo de exposición tras aplicar unos vinilos en su carrocería. Desafortunadamente, al retirar esos vinilos se estropeó la capa de pintura original, que el dueño actual se encargó de reparar.

Una pieza única por muy poco dinero.

Según su vendedor, tanto este ejemplar como el resto de prototipos fueron empleados a diario durante muchos años, aunque parece ser que este es el único ejemplar superviviente, ya que lso otros dos prototipos se perdieron en accidentes. Lo que de ser cierto, lo convertiría en una pieza única.

Aunque realmente nos encontramos con un Lexus, del que se vendieron miles de unidades, su conexión con el fallido proyecto de revivir la marca y el J2X de Grupo C, así como su rareza, lo convierten en una pieza bastante atractiva, que además aparece por un precio bastante económico. El vendedor lo ofrece solo por 9.995 Libras esterlinas, unos 11.783 euros al cambio actual.

Un precio mucho más asequible que los que ofrece la compañía que aún emplea el nombre Allard bajo licencia, Allard Motor Works, y que se encarga de fabricar reproducciones “de continuación” del clásico Allard J2X, empleando su estética original pero motores y tecnología actual.

El actual Allard Motors Works J2X mkIII.

Fotos: eBay

Fuente: eBay vía Bring a trailer

Noticias relacionadas

El último prototipo superviviente del desconocido Allard P4 de 1992 aparece a la venta
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto