¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Audi gana con susto final las 24 Horas de Nürburgring

El Audi R8 LMS de Land Motorsport dominó la carrera durante casi toda su extensión para acabar ganando por estrategia con la lluvia.

Connor De Philippi, Christopher Mies, Markus Winkelhock y Kelvin van der Linde dieron 158 vueltas camino de un triunfo muy merecido.

El Audi #29 de Land Motorsport pilotado por Connor De Phillippi, Christoper Mies, Markus Winkelhock y Kelvin Van der Linde ha conseguido la victoria de las 24 Horas de Nürbugring. A pesar de dominar gran parte de la carrera, un problema mecánico llevaba al equipo a sumar la victoria aprovechando la lluvia que aparecía en el circuito durante la última media hora de la prueba. El podio lo han completado el BMW #98 de ROWE Racing con Markus Palttala, Nicky Catsburg, Alexander Sims y Richard Westbrook al volante y el Audi #9 del Team WRT con Nico Müller, Marcel Fässler, Robin Frijns y René Rast.

El Glickenhaus SCG003 de Traum Motorsport partía desde la pole y gracias a ello fue el primer líder de las 24 Horas de Nürburgring, a pesar de la presión del Audi #9 pilotado por René Rast, que incluso llegó a asaltar la primera posición durante la primera hora de carrera. Un primer conato de la velocidad natural que los Audi R8 LMS han tenido durante todo el fin de semana y que fue en aumento durante el resto de la carrera. Los Audi #10, #29 y #5 se convirtieron en alternativa hasta el primer turno de paradas, que sin ser decisivo, empezó a orientar de alguna forma la carrera.

De hecho, el Audi #29 pasó a tomar las riendas de la carrera antes de la cuarta hora gracias a un toque del Glickenhaus #704. Con dos vueltas perdidas por las reparaciones tras el percance, el Mercedes #8 con los colores de Haribo pasaba a ser protagonista antes de ceder en una de sus paradas el liderato a Kelvin van der Linde. Sin embargo, el Audi #10 y el BMW #98 no daban tregua al nuevo líder en un momento de la carrera en la que los primeros pinchazos y accidentes empezaban a marcar diferencias.

El Audi #29 fue el gran superviviente de la serie de accidentes que se vivieron antes del primer cuarto de carrera. No obstante los Audi R8 #10 del Team WRT y el Audi #5 del Team Phoenix quedaban fuera de juego, el primero por un toque con uno de los SP3 y el segundo por un pinchazo cuando rodaba tercero. También el Audi #28 de Pierre Kaffer tenía que hacer una parada larga en boxes para reparar uno de sus faros. La criba no era exclusiva de Audi y el Bentley #38 se retiraba con un problema de frenos y un posterior accidente.

El Audi #29 se convirtió en amo de Nürburgring llegado al ecuador de la carrera. Una posición de dominio por parte de Audi que remarcaba el R8 #9 desde la segunda posición y el Audi #28 -en plena remontada- desde la cuarta. Entre ambos se situaba el BMW #98, única gran alternativa al dominio de los GT3 de Ingolstadt durante el resto de la prueba. De hecho, los BMW #43 y Mercedes-AMG #50 progresaban hasta la quinta y sexta posición, aunque en ese momento no eran amenazas reales para los líderes. En este punto, doce coches se mantenían en la vuelta del líder.

Pocos cambios vivía la carrera durante la fase final de la noche y en el amanecer. El Audi #29 era capaz de mantener su liderato, aunque su ventaja sobre el Audi #9 caía por debajo del minuto. Con todo, la posición de Audi se debilitaba ligeramente con el doble pinchazo sufrido por el Audi #28, mismo destino que tenía el BMW #43 de Schnitzer Motorsport. Una baja sensible para BMW que tenía que refugiar todas sus esperanzas en el BMW #98 de ROWE Racing, pilotado durante esta fase por Markus Palttala, y en el BMW #44, que conseguía escalar hasta la cuarta posición.

A pesar de su gran actuación, el Audi #29 vivía un momento de crisis en torno a la vigésimo primera hora, cuando un problema eléctrico le apartaba del liderato, que caía en manos del Audi #9, que se encontraba de repente al frente de la carrera con 18 segundos de ventaja sobre el BMW #98. El Audi #29 caía a la tercera posición con más de un minuto y medio perdido. Sin embargo, la lluvia se convertía en su mejor aliada y con una monta de gomas de mojado en el momento perfecto, el Audi #29 de Land Motorsport conseguía una agónica victoria en las 24 Horas de Nürburgring.

La llegada de la lluvia a 25 minutos del final sorprendía a los dos líderes, que al final calcaban una estrategia equivocada. Esto provocaba que el BMW #98 cruzara la meta en segunda posición con casi 30 segundos perdidos, mientras que el podio lo completaba el Audi #9 del Team WRT, que pasaba de liderar la carrera a la tercera posición en un abrir y cerrar de ojos. A más de seis minutos de ganador, casi en otro mundo, el BMW #42 del Team Schnitzer con Wittmann, Blomqvist, Tomczyk y Farfus era cuarto. El Mercedes #1 no podía pasar de la quinta posición.

El Mercedes #9 de Dani Juncadella finalizaba decimotercero, mientras que Alex Toril tenía que abandonar en la clase SP7. Una categoría en la que la victoria fue para el Porsche 911 GT3 #66 de Manthey Racing tras terminar en la posición vigésimo segunda, un puesto por detrás del Aston Martin GT8 #7 ganador en la categoría SP8. El Audi TT #89 se hacía con la victoria en SP3T contra todo pronóstico tras el incendio del Subaru, gran favorito. En esta categoría, Nicolas Abril conseguía terminar en quinta posición. Por su parte, Carlos Arimón fue segundo en V5. El Volkswagen Golf GTI #175 de Mathilda Racing ganaba entre los TCR.

Fotos: Audi Sport / ROWE Racing

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto