¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Las ventajas de la nueva transmisión CVT para eléctricos de Bosch

    Así es la nueva transmisión de tipo CVT de Bosch para eléctricosBosch

    El gran líder de los componentes del automóvil está convencido de las grandes ventajas de su nueva transmisión CVT para coches eléctricos. Tras su presentación, ahora Bosch explica el funcionamiento del sistema, cuyo secreto radica en ofrecer más par a altas velocidades.

    De entre las grandes virtudes de los coches eléctricos, una es la de la transmisión de energía. La potencia y el par motor de los motores eléctricos se trasladan inmediatamente a las ruedas y el asfalto, con aceleraciones realmente fulgurantes. Sin embargo, existe un límite, ya que la potencia aumenta linealmente hasta un punto en el que el par motor se mantiene constante.

    A partir de ese punto crítico, la potencia ya no aumenta y el par motor empieza a decaer. Este punto es el que Bosch considera peligroso, ya que se produce una falta de energía importante que puede ser necesaria en los adelantamientos, por lo que el objetivo real de Bosch es conseguir aumentar el par motor, una solución que Porsche solventó en el Taycan con una caja de cambios de dos velocidades. De hecho, en los foros más técnicos se ha hablado de la posibilidad de utilizar una caja de cambios con tres velocidades.

    Foto Mula del Volkswagen e-Golf de Bosch
    Bosch utiliza el Volkswagen e-Golf como mula para probar su transmisión

    El debilitamiento del par motor es el gran problema

    Una transmisión automática que permitiría aumentar el par motor, incluso a regímenes más bajos, pero el gigante de la automoción considera que no es una solución. En cambio, Bosch sí entiende que las prestaciones de su nueva caja de cambios CVT especial para coches eléctricos solventa esta cuestión.

    El proveedor alemán ha explicado que la transmisión mantiene la velocidad del motor en un área concreta del mapa de funcionamiento por debajo del punto crítico, aumentando el par motor pero también reduciendo el consumo de electricidad entre un 3 y un 4% en un turismo y hasta un 10% en una furgoneta eléctrica.

    Por ahora, la transmisión CVT es todavía un prototipo que tiene que bajar el peso significativamente del centenar actual a poco más de 20 kilogramos, y que se tiene que vender a los fabricantes. Bosch señala que el debilitamiento del par motor es particular de los motores eléctricos síncronos que funcionan con un electro-imán, por lo que no es el sistema más habitual de las futuras plataformas eléctricas. Una desventaja más que haría que esta transmisión no tuviera recorrido sería una nueva generación de motores eléctricos que evitarían el problema del bajo par.