¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    El coche eléctrico sigue compensando con la subida de la luz, ¿pero cuánto?

    El coche eléctrico sigue compensando con la subida de la luz, ¿pero cuánto?
    Recargar el coche es cada vez más caro, pero es que repostar también lo es...Pixabay
    David Plaza
    David Plaza5 min. lectura

    El precio de la electricidad continúa su subida imparable y muchos usuarios empiezan a preguntarse cómo afectará esto a la integración del coche eléctrico en la movilidad del futuro. Estos números nos dan una pista.

    En estos últimos meses en España, no estamos faltos de temas de conversación que nos preocupan. Y si nos circunscribimos exclusivamente al sector de la automoción, lo cierto es que asuntos como la escasez de semiconductores o la hasta ahora imparable escalada del coste del transporte y las materias primas o el precio de la electricidad se disputan con fuerza el protagonismo en los últimos meses.

    Ya hemos hablado días atrás de los problemas que los fabricantes están teniendo para mantener su producción o del vertiginoso aumento del precio del litio y su influencia en el coste de las baterías. También hemos analizado los datos del MITECO sobre el coste por kilómetro de cada tipo de vehículo. En esta ocasión os traemos los resultados del último estudio realizado por OCU, que revela datos bastante preocupantes para el usuario.

    El coste sube en todos los frentes

    La Organización de Consumidores de España ha tomado como referencia un usuario que realiza 10.000 km anuales con un vehículo de gama media. En el caso del diésel, el consumo estimado es de 6 litros a los 100 km, mientras que para el cálculo de la gasolina el consumo se ha fijado en 7 l/100 km. Extrapolado a litros, hablamos de 600 y 700 litros anuales respectivamente.

    En el caso de un vehículo eléctrico, dicho modelo se traduce en un consumo aproximado de 2000 kWh para una recarga nocturna en horario valle y bajo tarifa PVPC, es decir, la tarifa de Precio Voluntario al Pequeño Consumidor del mercado regulado que se ve afectada por los tramos horarios y el estado variable del mercado eléctrico.

    Cálculo de coste de recarga o repostaje para 10.000 km

    Así las cosas, el coste de la recarga del coche eléctrico ha experimentado una subida de 260 euros en relación a la media de 2020 y teniendo en cuenta como referencia el precio de la electricidad durante la última semana de septiembre.

    En el caso de los combustibles fósiles, el incremento del coste sería de 181 euros para la gasolina y de 131 euros para el diésel. Esto quiere decir que, si bien el coche eléctrico ha experimentado una subida superior, sigue costando aproximadamente la mitad que utilizar un coche tradicional, pues el coste aproximado anual en el peor de los escenarios (precio de finales de septiembre) sería de 447 euros, por los 775 del diésel y los 1006 del gasolina.

    Fran Valle nos cuenta todo sobre el Volkswagen eléctrico más deportivo.

    El mejor modo de cargar un coche eléctrico

    Como todo usuario de vehículo eléctrico sabe bien, la clave para amortizar un coche de este tipo es utilizar la recarga en el hogar, pues de lo contrario el coste se eleva considerablemente.

    Buena muestra de ello son los datos proporcionados por OCU en relación al coste de las redes de carga públicas presentes en España, concretamente Easy Charger, Iberdrola e Ionity.

    Precio de recarga en redes públicas

    Las dos primeras no han subido sus precios por el momento y mantienen un coste aproximado de 600 euros anuales para 10.000 km. mientras que Ionity ha experimentado una subida desde marzo de 2021, pasando de 1580 a 1652 euros.

    Esto implica que cargar el coche eléctrico en puntos de recarga públicos hace que el beneficio económico se reduzca notablemente, desaparezca o, incluso, se vuelva en nuestra contra.

    Por tanto, siempre que sea posible, debemos recargar en nuestro punto de carga personal. Y rezar (literal o figuradamente) para que los precios comiencen a moderarse tampoco estaría mal.

    Fuente: OCU