¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Qué hacer si tu coche se queda sin batería

    Un coche sin batería es un coche que no arranca, pero ¿se ha quedado sin carga o ha muerto?

    Si tu coche se queda sin batería, revisa si es por falta de carga o porque la batería ha muerto. De media duran 5 años; la solución rápida es arrancar con pinzas o a empujón, pero si ha muerto tendrás que cambiarla. El servicio de asistencia en carretera de tu seguro es la mejor ayuda posible.

    No es extraño que la batería del coche 'se muera'. De media, una batería aguanta cinco años, pero durante ese tiempo es posible que se quede sin carga por desuso o mal mantenimiento, así como por problemas de otro tipo. La cuestión es: ¿qué hago si mi coche se queda sin batería? Porque sin ella, como ya sabrás, no vas a conseguir que el coche arranque

    Un coche sin batería no arranca. Hasta ahí bien. Pero es importante diferenciar entre una batería sin carga, que tiene fácil solución incluso en el momento, y una batería muerta que tendrá que ser sustituida y que, en el momento, es posible que no podamos resolver. En función de cuál sea el problema al que nos estemos enfrentando, de entre estos dos, tendremos que tomar una u otra solución de las que te señalamos a continuación.

    ¿Qué hago si se queda mi coche sin batería?

    Hay varias soluciones posibles que podemos aplicar, aunque lo más recomendable es hacer uso del servicio de asistencia en carretera que prácticamente todas las aseguradoras ofrecen en cualquier póliza. Si no tienes este servicio incluido, en cualquier caso, siempre puedes pagarlo de forma independiente y puntual. Y te acercarán el coche a un taller donde más te interese, y a ti a donde necesites.

    • Utilizar el servicio de asistencia en carretera de tu seguro de coche.
    • Arrancar el coche con pinzas conectando la batería de otro coche a la tuya.
    • Arrancar a empujón utilizando una pendiente o sirviéndote de la ayuda de alguien.
    Arrancar a empujón puede ser una solución puntual, pero a la larga puede dañar el catalizador.

    Si la batería está descargada...

    En este caso, podemos arrancar el coche con pinzas y la batería debería ir cargándose por si sola a medida que hagamos kilómetros. Es una solución rápida y efectiva. Otra opción, si no tenemos pinzas o nadie puede ayudarnos con su vehículo, es arrancar a empujón. No es lo más recomendable porque, a largo plazo, podría dañar el catalizador. Pero es una solución puntual que hará que el coche arranque.

    Si la batería ha muerto...

    La cosa se complica porque con pinzas es posible que siga sin arrancar. Aún así, a empujón el coche sí debería responder. Pero cuando quitemos el contacto volveremos a tener el mismo problema, así que deberíamos ir al taller lo antes posible para que sustituyan la batería de nuestro vehículo.

    ¿Y en coches híbridos?

    En los coches híbridos, en realidad, no hay nada de especial en este sentido. Tienen su batería para el sistema de impulsión eléctrico, pero también una batería de 12V convencional que, como en un diésel o en un gasolina, se encarga del sistema de arranque. Así que haríamos exactamente lo mismo, pero con la batería de 12V que se encarga de este sistema.

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto