¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir

Las 5 claves (y 2 cosas que debes saber) para acertar al comprar repuestos de coches

Las 5 claves (y 2 cosas que debes saber) para acertar al comprar repuestos de coches
Tiendas online como Oscaro ofrecen un amplio catálogo de piezas de recambio para vehículos.
David Plaza
David Plaza10 min. lectura

Actualmente, comprar por Internet sale a cuenta en muchos casos, aunque el hecho de adquirir algo que no veremos hasta después de hacer el pago nos obliga a tomar algunas precauciones. Sigue estos consejos y no fallarás a la hora de comprar recambios para tu vehículo.

El comercio online se ha introducido en nuestras vidas como algo muy habitual y, de hecho, es la primera opción de compra para muchas personas. En la industria del automóvil esto no es diferente y ya empieza a ser común comprar neumáticos por Internet o incluso coches que nos son enviados a casa.

Con los repuestos de coches ocurre lo mismo. Acudir al taller y pagar un sobreprecio por las piezas y el montaje ya no es obligado, pues para cualquier cliente particular es posible adquirir todo tipo de piezas de recambio con garantías y de forma muy sencilla.

Cuando vayas a comprar un repuesto, opta mejor por una pieza nueva y original

Eso sí, como siempre ocurre con el comercio online, es necesario que tomes algunas precauciones y sepas un par de cosas que te permitirán no fallar en la compra. Hablemos un poco más de ello.

Las 5 cosas que debes hacer para asegurarte una buena compra

Comprar repuestos para el coche, la moto o cualquier otro vehículo que tengas no es muy diferente a cualquier otro artículo. A grandes rasgos, se trata de informarse bien y de confiar en comercios online de confianza.

1. Compra en webs seguras

Por desgracia, las webs que esconden comercios online ilícitos o estafas son habituales, por lo que es importante que te cerciores de que has elegido una fiable.

Para ello, comienza con cosas básicas como comprobar en tu navegador que el protocolo de conexión de ese sitio web es seguro («https», que suele estar referenciado con un candado cerrado en la barra de direcciones). También te conviene buscar los datos de contacto, el aviso legal y las condiciones de compra.

Sin embargo, no basta con eso. Intenta recurrir a webs conocidas y de prestigio o referenciadas en medios online especializados. También puedes buscar opiniones de personas que han comprado anteriormente en dicha web. Y un truco que no suele fallar: desconfía de las que ofrecen precios muy por debajo de lo que sería normal en esa pieza.

2. Ten en cuenta las opiniones

Al igual que es importante conocer las valoraciones de anteriores compradores de ese comercio, lo mismo ocurre con quienes ya han adquirido la pieza concreta que te interesa. Esto es más complicado en muchos casos, pero siempre que las encuentres, tenlas en cuenta. Sobre todo si son muchas, pues generalmente en ese caso la valoración global es ajustada a la realidad.

Comprar piezas nuevas y originales es muy sencillo en las tiendas online de referencia en el sector automotriz.

3. Consulta los plazos y gastos de envío

Puede ocurrir que la pieza que te interesa esté muy bien de precio, pero luego el ahorro se desvanece por culpa de los gastos de envío. Comprueba el coste del mismo y presta atención al tiempo que tardarás en recibir el pedido, pues en ocasiones compensa pagar un poco más para recibirlo antes.

Y otra cosa importante: consulta qué pasará si la tienda online no cumple el plazo asignado para tu pedido, así como el método de envío.

4. No olvides las condiciones y gastos de devolución

En esa misma línea, es importante conocer las condiciones que tendrás que cumplir y los gastos que tendrás que asumir en caso de necesitar devolver la pieza. Esto es sumamente importante, pues al fin y al cabo una compra online se presta a algún error en la elección de la pieza, un defecto de la misma o un deterioro durante el transporte.

5. Garantía y calidad del repuesto

Esto es vital a la hora de hacer una buena compra, ya que el objetivo final es instalar una pieza de calidad y que no dé problemas a tu vehículo. Y, en caso de hacerlo, que el comercio online y el fabricante ofrezcan garantías acordes con la ley.

Cuando vayas a comprar un repuesto, opta mejor por una pieza nueva y original, ya que de ese modo te asegurarás de que va a encajar a la perfección en tu vehículo y que ofrecerá un rendimiento óptimo. También que incluirá todas las garantías debidas.

CONSEJO oscaro

Es importante conocer el número de bastidor (VIN) del vehículo, pues no siempre el mismo modelo de coche es fabricado con las mismas piezas a lo largo de todo su periodo de producción

Cómo saber las referencias de las piezas de mi coche

Ya te hemos aconsejado sobre cómo comprar del modo más seguro y fiable posible, pero todo ello sirve de poco si no tienes claro qué recambio debes comprar.

Para no fallar, debes saber algunas cosas que se resumen básicamente en conocer la marca y el modelo exacto del vehículo, así como el número de referencia de la pieza que vas a sustituir.

¿Cómo saber dicha referencia? Puedes identificarlo en la misma pieza usada que debes cambiar, pero no siempre es posible porque no se indica, está inaccesible o requiere conocimientos de mecánica para el desmontaje.

Si no tienes conocimientos de mecánica, es mejor que confíes en un taller especializado. Eso sí, comprar las piezas por tu cuenta siempre es una opción.

En ese caso, la alternativa es acudir a un taller oficial de la marca para que te proporcionen dicha información. Ellos consultarán su base de datos y, a partir del número de bastidor del vehículo, te dirán con total precisión qué pieza debes comprar.

La tercera vía es buscar en Internet la pieza que lleva tu coche. Muchas tiendas online filtran y seleccionan las piezas en función de la información que les proporciones (marca y modelo, año de fabricación, matrícula). También existen programas de despiece y plantillas online con este tipo de información.

Qué es el número OEM en repuestos, ¿y el EAN y el VIN?

Ya sabes cómo acceder al número de referencia, pero quizá hayas oído hablar del OEM. ¿Qué es eso? Estas siglas obedecen a Original Equipment Manufacture, que no es más que el fabricante del equipamiento o pieza original.

Cada fabricante OEM tiene un código con el que identifica sus piezas. Además, existe otro código de identificación denominado EAN (European Article Number). Es una serie de 13 dígitos que determina el país de origen, el número de serie de la pieza y el fabricante. Se utiliza en venta al por menor y sirve para generar los códigos de barras en las tiendas y distribuidores oficiales.

Con los datos del vehículo, muchas tiendas online ya filtran las piezas compatibles con el mismo.

Finalmente, también es importante saber qué es el VIN (Vehicle Identification Number). Seguro que ya lo has adivinado, es lo que conocemos popularmente como número de bastidor del vehículo y nos permite conocer qué piezas son compatibles con el mismo.

Esto es importante, porque no siempre el mismo modelo de coche es fabricado con las mismas piezas a lo largo de todo su periodo de producción. Según dicha fecha, tanto el OEM como el modelo de la pieza pueden haber cambiado.

Con toda esta información, podrás comprar con seguridad y teniendo la certeza de que has hecho la elección correcta. ¡Buena búsqueda!

Fotos: Freepik