¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Duro reto para M-Sport en el Rally RACC de Catalunya

    Tras completar una semana de test con el Ford Fiesta RS WRC de 2017, M-Sport se enfrenta sin descanso al único rally mixto de la temporada.

    Mads Ostberg y Eric Camilli intentarán conseguir un buen resultado, aunque los tramos sobre asfalto pueden limitar las opciones de ambos pilotos.

    M-Sport ha vivido semanas frenéticas. La disputa del Tour de Corse ha dado paso a una visita exprés de los Ford Fiesta RS WRC a los talleres del equipo en Cumbria para asegurar que los World Rally Car desplazados al Rally RACC de Catalunya estaban en perfectas condiciones. Entre medias, el equipo de test de M-Sport se ha trasladado a Barcelona para completar el primer test sobre asfalto del Ford Fiesta RS WRC de 2017. Ahora, Mads Ostberg y Eric Camilli se enfrentan al Rally RACC de Catalunya, la prueba más compleja de la temporada al celebrarse sobre superficie mixta.

    Mads Ostberg viene de terminar en novena posición en el Tour de Corse, en una actuación un tanto discreta. El piloto noruego estuvo fuera de ritmo en todo momento y por ello espera poder pasar página en los tramos de Salou: "Este es un evento que me gusta mucho y hemos tenido buenas actuaciones allí en el pasado. Estoy con muchas ganas de volver a competir en grave y hemos aprendido mucho en el Tour de Corse para poder ser más rápidos en asfalto. Este es un rally único y la clave para este evento es conseguir adaptar el estilo de pilotaje a cada superficie".

    El mejor resultado de Mikko Hirvonen en el Rally de Catalunya es la cuarta posición, puesto que ha repetido hasta en tres ocasiones y que bien podría ser el objetivo de cara a esta nueva edición: "Después de una semana de aprendizaje en Córcega, vamos a intentar poner todo en práctica en Salou. Todavía hay mucho trabajo por hacer, pero espero que podamos mostrar un gran avance sobre asfalto. Si todo funciona a nuestro favor, no veo ninguna razón por la que no puede estar entre los mejores, sobre todo en grava".

    Más positivo fue el papel de Eric Camilli en el Tour de Corse, aunque el piloto francés llegó a alcanzar la octava posición en su cita de casa. Tal y como le sucedió en Córcega, el Rally RACC de Catalunya será el primer rally mixto de Camilli sobre un World Rally Car, aunque conoce sus tramos tras competir con el Fiesta R5 en 2015: "Córcega fue un evento muy importante para mí y creo que el trabajo realizado allí y los test de esta semana nos ayudarán en España. Hemos aprendido mucho en un espacio muy corto de tiempo y tenemos la intención de seguir con esta línea en el Rally RACC".

    Analizando brevemente la prueba en Salou, Eric Camilli explicaba: "Sólo he estado una vez allí antes, pero me gusta mucho los tramos de asfalto. Parecen un circuito. Establecimos buenos tiempos en el pasado en estas especiales, pero será muy distinto luchar con los pilotos más fuertes y sus World Rally Car, aunque voy a dar lo mejor. El objetivo es tener otro rally libre de incidentes, pero si nos sentimos cómodos, creo que es posible mostrar una buena velocidad tal y como hicimos el pasado fin de semana en Córcega".

    Fotos: M-Sport