¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    IMSA desvela más detalles del reglamento de la categoría GTD Pro

    Distintos fabricantes ya han mostrado su interés por la nueva clase GTD Pro del IMSA.

    La normativa que define la clase GTD Pro es prácticamente una extensión de la categoría GTD, bajo reglamento técnico GT3.

    Michelin será proveedor de neumáticos y VP Racing Fuels será suministrador del combustible. Otros detalles han sido desvelados.

    IMSA anunció a principios de año su decisión de acabar con la clase GTLM ante la pérdida de interés por parte de los fabricantes. Los vehículos GTE pasaban a tener fecha de caducidad, ya que el campeonato decidía apostar de forma definitiva por los coches GT3 de cara a 2022. De hecho, el certamen daba forma a la clase GTD Pro, también basada en la normativa técnica GT3, para que los numerosos fabricantes implicados pudieran dar el salto a la misma. Pese a todo, IMSA dejó la tarea pendiente de confirmar algunos detalles claves de la puesta en marcha de esta clase GTD Pro.

    En este aspecto, John Doonan como máximo responsable de IMSA ha definido algunas de las claves de la nueva categoría GTD Pro, más allá del propio uso de vehículos GT3. En esta línea, la clase GTD Pro será una extensión de la categoría GTD, aunque profesionalizada. A nivel técnico, los GT3 de la categoría montarán los neumáticos Michelin S9M como única opción, mientras que VP Racing se encargará del suministro del combustible. El 'Balance of Performance' será similar a la clase GTD, mientras que las reglas deportivas serán las mismas que en GTLM. Eso sí, los GT3 comenzarán cada carrera con los mismos neumáticos que la clasificación.

    «Era importante trabajar con todos los fabricantes interesados, el proveedor de los neumáticos y nuestro socio de combustible para terminar de desarrollar el conjunto de la normativa GTD Pro. Nuestro equipo técnico realizó un minucioso análisis y el resultado final nos permite trazar un camino exitoso para asegurar el futuro de las carreras GT. En última instancia, el mercado será el encargado de hablar y definir cuántos fabricantes confirman sus planes de participación para el próximo año. Sin embargo, somos muy optimistas y creo que tendremos una buena parrilla tanto en la clase GTD Pro como en la categoría GTD» ha asegurado John Doonan.

    Fotos: IMSA