¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    IndyCarDalton Kellett repite como segundo piloto de Foyt en 2022

    Dalton Kellett repite como segundo piloto de Foyt en 2022
    Kellett navega la famosa rotonda de Long Beach en la última ronda de 2021IndyCar Media
    Adrián Fernández
    Adrián Fernández5 min. lectura

    El piloto canadiense hace buenos sus apoyos financieros para continuar en el veterano equipo, acompañando del novato Kyle Kirkwood.

    Un 12º puesto en Gateway fue la única nota de color en una temporada en la que se quedó diez veces fuera de los 20 primeros.

    Otro de los huecos de la parrilla que estaba pendiente de anuncio en la IndyCar Series se ha efectuado en este primer día de diciembre. Después de disputar su segunda temporada en la categoría, y la primera a tiempo completo, el canadiense Dalton Kellett continuará al volante del segundo coche de A. J. Foyt Racing con el número #41, en busca de una mejora de sus fortunas económicas que se asemeje un poco a los números financieros que garantizan su continuidad en la competición.

    El piloto de 28 años, que cuenta con un grado en ingeniería física por la Universidad Queen's (Kingston, Ontario), tendrá de nuevo la inestimable presencia de la compañía familiar K-Line en los laterales del coche. Tras compartir garajes en 2021 con el tetracampeón Sébastien Bourdais, que competirá este próximo año en el IMSA como piloto de prototipos de Chip Ganassi Racing, su nuevo compañero es el estadounidense Kyle Kirkwood, la promesa más rutilante del automovilismo americano tras triunfar en todas las competiciones juniors del país con un altísimo porcentaje de victorias.

    «Estamos deseando poder continuar la inercia de 2021. Tuvimos momentos prometedores y algunos resultados alentadores, y tenemos que mantener esa trayectoria en 2022», afirma un Kellett cuyo mejor resultado fue un 12º lugar en una cita oval de Gateway en la que solo acabaron 14 coches. Aquella ha sido la única de sus 24 carreras en las que ha terminado por encima de la 18ª posición, y solo acabó entre los 20 primeros en seis de los 16 eventos de 2021. De este modo, su primera participación en las 500 millas de Indianápolis se saldó con una 23ª posición final tras arrancar en el puesto 30. A su vez, su único top 20 en parrilla fue un 19º puesto en Nashville (mejor puesto de salida de su trayectoria) propiciado por los menesteres de una accidentada clasificación.

    En varias ocasiones, Kellett ha sido el piloto más lento de la parrilla, siendo superado incluso por un Jimmie Johnson que nunca había competido en carreras de monoplaza en circuito. Con apenas 148 puntos en total, terminó el año en 23ª posición, a 110 puntos del 16º lugar de Bourdais. El suyo fue el peor de los 24 coches a tiempo, sumando 20 puntos menos que el coche de Carlin compartido por Max Chilton y Conor Daly pese a que estos se perdieron un evento. Un palmarés acorde a su trayectoria previa en categorías inferiores, con ocho temporadas sin victorias y cuatro años de Indy Lights en los que apenas sumó seis podios con los mejores equipos del certamen en parrillas muy reducidas.

    Con la confirmación de Foyt, la parrilla a tiempo completo de IndyCar tiene ya muy pocas vacantes sin confirmación oficial. Dale Coyne Racing todavía no ha anunciado a los ocupantes de sus dos coches, en los que se espera a Takuma Sato y al debutante David Malukas, mientras que Ed Carpenter Racing busca un piloto con presupuesto para disputar las carreras de circuito en su segundo coche, tras perder a su principal patrocinador. A su vez, Jimmie Johnson mantiene la intriga sobre la extensión de su posible programa oval con Ganassi, mientras que Juncos y Carlin todavía no han hecho oficial una unión que ya es formal en la práctica. Se daba por hecho que la unión de fuerzas podía deparar un equipo de dos coches, pero este extremo parece estar en entredicho.

    Fotos: IndyCar Media