¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Jaguar cambia de estrategia para elevar las ventas de las gamas XE y XF

    Jaguar XF Sedán 2021Jaguar

    La firma británica acaba de estrenar nuevas actualizaciones en sus sedanes de tamaño medio y grande, los nuevos Jaguar XE y Jaguar XF 2021. Además de las novedades tecnológicas incluidas en esta actualización, la marca va a implementar una nueva estrategia comercial con la que pretende elevar la venta de estos modelos.

    Hace solo unas horas que Jaguar presentó el renovado modelo 2021 de varios de sus sedanes tradicionales, los Jaguar XE y Jaguar XF, que reciben una notable actualización tecnológica con la llegada de este nuevo model year. Esto supone que la oferta de ambas líneas de producto se torna más atractiva gracias al estreno de nuevos elementos y sistemas, como es el caso del nuevo motor diésel mild hybrid de 204 CV o el renovado sistema de información y entretenimiento Pivi Pro.

    Pero ahí no terminan las novedades de la renovada gama 2021, pues la firma británica ha confirmado que también estrena nueva estrategia comercial con el fin de impulsar las ventas de ambos modelos. Dos líneas de producto de corte tradicional cuya demanda es considerablemente inferior a la de sus hermanos de gama SUV, una tendencia del mercado que afecta a todos los fabricantes, independientemente del precio o el posicionamiento de sus productos.

    Nuevo Jaguar XE 2021.

    Esto no requiere demasiada explicación, pues es bien sabido que las tipologías tradicionales están sufriendo enormemente el embiste de los segmentos SUV/crossover desde hace ya varios años, lo que ha supuesto la desaparición de innumerables modelos y, en los casos más extremos, de algunos segmentos completos.

    Por lo que no es de extrañar que Jaguar esté haciendo todo lo posible para refrescar la oferta de sus modelos de tipo sedán, al menos de los que deberían tener unas cifras de ventas más altas, ya que el Jaguar XJ es un caso aparte. Las medidas que ha decidido tomar la marca son muy sencillas y para nada sorprendentes, pues son las que han tenido que adoptar otros fabricantes en el pasado reciente. Las soluciones principales van a ser dos, por un lado un ligero descenso del precio del modelo en algunos mercados, como es el caso del británico, donde ya han sido confirmados los precios de la nueva gama 2021, y por otro un considerable recorte de la gama con el fin de simplificar la oferta de cara al cliente y ahorrarse los costes derivados de tener muchas más versiones en producción.

    Precios más bajos y gama simplificada

    De esta manera, modelos como el nuevo Jaguar XF 2021 va a pasar de tener un precio base de 34.995 libras a 32.585, mientras que el nuevo Jaguar XE 2021 va a sufrir una reducción muy similar, pasando de costar 34.600 libras a solo 29.365 en el mercado británico. Esta reducción de precios los sitúa en mejor posición frente a sus rivales alemanes, aunque esto solo ha sido posible tras un enorme recorte de las respectivas gamas de ambos modelos. En el caso del sedán de mayor tamaño pasamos de 64 opciones disponibles, cuando combinamos motores, transmisiones y niveles de acabado, a solo 28 versiones diferentes. Mientras que la gama XE pasa de 24 a 13 opciones disponibles.