París prohibe circular desde julio a los coches de más de 20 años

La capital francesa ha anunciado la prohibición de circular a los turismos que no cumplan Euro 2, los matriculados hasta 1997, durante los días laborables de 08:00 a 20:00. Entrará en vigor a partir de julio, en el centro de la ciudad.

París quiere que solo los vehículos más modernos se muevan con total libertad

El Ayuntamiento de París ha decidido reducir la contaminación paralizando el 10% de su parque móvil dentro del área de la circunvalación (Boulevard Périphérique) todos los días laborables, entre las 08:00 y las 20:00, y sin restricciones en los fines de semana. El objetivo es reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno y partículas de los modelos más antiguos, con sistemas anticontaminación menos eficaces.

La prohibición afecta a:

  • Turismos matriculados antes del 1 de enero de 1997
  • Vehículos comerciales ligeros matriculados antes del 1 de octubre de 1997
  • Motocicletas y ciclomotores matriculados antes del 1 de junio de 1999
  • Autobuses y camiones matriculados antes del 1 de octubre de 2001 (desde julio de 2015)

Entre la lista de excepciones no se incluyen los vehículos históricos (más de 30 años), a menos que se utilicen para fines turísticos o empresariales, no para uso particular. Tampoco afecta a los vehículos adaptados para personas de movilidad reducida, camiones cisterna o frigoríficos, etc. La lista puede consultarse en la Web del ayuntamiento parisino.

Peugeot 405 Break

¿Qué alternativas hay?

Para los ciudadanos que vean limitada su movilidad, se han ofrecido soluciones, además del existente transporte público. Los parisinos podrán elegir entre 400 euros para adquirir una bicicleta (eléctrica o no), o un abono rebajado al 50% de Autolib' y 50 euros en viajes prepagados junto a un año de Navigo y Vélib'. Estos servicios consisten en coches y bicicletas de utilización temporal desperdigados por la ciudad, y a cambio, se mandará a la chatarra el vehículo particular.

Para los conductores jóvenes no será necesario deshacerse de un vehículo previamente para recibir las ayudas. También hay ayudas para los profesionales, en caso de que se deshagan de su vehículo y adquieran uno eléctrico o movido a base de gas. Aquellos que decidan no cumplir con la prohibición serán sancionados con multas entre 35 y 450 euros.

Evidentemente, la medida no convence a todos, y ya hay quien pone el grito en el cielo por la lógica pérdida de valor de los coches que no pueden circular. Las razones son de peso, 9 de cada 10 parisinos respiran más óxidos de nitrógeno (NOx) de lo que permite la Unión Europea. Se achaca al tráfico rodado el 66% de los NOx de la ciudad y el 58% de las partículas finas.

Citroën ZX Exclusive

No se acabarán aquí las restricciones, ya que en 2020 será muy difícil o imposible moverse con un diésel por la ciudad. La prohibición total ya ha sido apoyada con un 54% de votos. Falta por ver si la medida será realmente efectiva, o si la contaminación permanecerá en niveles similares por la baja aportación neta de los vehículos añejos.

Se calcula que la mitad de la contaminación parisina la aportan el 10% de los vehículos

Los vehículos se van a discriminar por un sistema de pegatinas, que los identificará y aclarará a los agentes de circulación cuál es el nivel de emisiones del vehículo, que depende del año y las normativas Euro que cumplía cuando se matriculó. En la escala más alta se encuentran los vehículos de pila de combustible de hidrógeno, muy difíciles de ver en París, pero también los eléctricos puros.

En ocasiones anteriores la ciudad ha intentado recortar la contaminación con medidas excepcionales, como limitar la circulación al 50% por números de matrícula pares/impares, días sin coche o cierre de calles al tráfico. En 2020 tampoco se podrá circular con coches que no cumplan Euro 5, y claro, deberán funcionar a gasolina.

Renault 19

París tiene el mismo problema que grandes urbes europeas con una alta concentración de vehículos diésel, como Madrid o Milán. Cuando las condiciones atmosféricas no son ideales, la contaminación se embolsa y afecta la salud pública. Según el Ayuntamiento de París, la contaminación reduce la esperanza de vida media en 6 a 9 meses.

La prohibición de circular a vehículos más antiguos responde al criterio de las normativas Euro, pero diversos estudios han comprobado que los modelos más modernos no han reducido tanto las emisiones como se pensaba, por lo que sacar a ese 10%, y eso suponiendo que se mueva mucho, puede que no tenga el efecto que se buscaba.

Francia ha pasado de ser el país más pro-diésel de Europa, con permiso de España, a ser anti-diésel por los efectos nocivos de su contaminación. Aunque las ventas de coches eléctricos, híbridos o de gas están despegando, el problema está a años vista de quedar solucionado. Además, fuera del cinturón periférico, nada de esto aplica, por lo que la eficacia es limitada.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×