¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Skoda patenta unas hebillas iluminadas para los cinturones de seguridad

    Nueva patente de hebilla iluminada para los cinturones de seguridad traserosSkoda

    Los checos siguen innovando en materia de seguridad. La última novedad de Skoda son hebillas de cinturones de seguridad retroiluminadas, una solución que ya se ha encargado de patentar y que forma parte de la estrategia Simply Clever. Un inteligente equipamiento que ayudará a los usuarios, pero que se desconoce cuándo se estrenará.

    Skoda sigue madurando las soluciones más inteligentes del programa «Simply Clever», un paquete de medidas que afecta a todos los planos de sus modelos, desde organización del maletero hasta el confort o seguridad. Precisamente de esta última materia se trata la última novedad, una nueva hebilla para los cinturones de seguridad que se ilumina, y que ya se ha encargado de registrar la patente.

    La nueva hebilla mantiene el mismo diseño que las tradicionales, si bien los técnicos de la firma checa han sustituido el botón de plástico rojo por una pieza de plástico transparente que se ilumina según las circunstancias. Para muchos, un gadget más sin casi utilidad, pero para personas mayores es una solución útil especialmente en las plazas traseras y durante una conducción nocturna.

    La nueva hebilla iluminada del cinturón de seguridad de Skoda, una nueva patente de seguridad

    Skoda ha ideado un esquema de iluminación para estas nuevas hebillas, que no utilizarán esta función para encontrarlos en los asientos, sino en función de su uso. En blanco brillante se iluminarán las hebillas de cada asiento desocupado, por lo que en este caso servirán de atención a los ocupantes, tornando a rojo en el momento que un pasajero ocupa el asiento, gracias a la presión del sensor de carga instalado en el banqueta, pero no se abrocha el cinturón.

    En caso de abrocharse correctamente, entonces de rojo pasará a verde durante unos segundos confirmando que el cinturón está bien insertado en la hebilla, volviendo al blanco brillante para no molestar al conductor ni al resto de pasajeros. Un aviso más para los pasajeros traseros, que hasta ahora solamente se informaba al conductor mediante el correspondiente testigo en el cuadro de instrumentos.

    Una importante medida de seguridad pasiva que, a día de hoy, se desconoce cuál será su futuro. Lo más interesante es que forme parte del equipamiento de serie de los futuros modelos de Skoda y que, por tanto, no se considere un opcional, pero la marca no ha confirmado ningún detalle a este respecto. Ni si será parte de un nuevo modelo.