¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Volkswagen I.D. avanza nuevos detalles de sus futuros modelos eléctricos

    7

    Ayer se presentó la nueva plataforma MEB para los modelos eléctricos del grupo Volkswagen, y que también será utilizada por todas las marcas del Grupo. Pero el gigante alemán no se ha quedado en una simple comunicación, sino que ha avanzado más datos del conjunto propulsor, con hasta 170 caballos de potencia, y confirmando cuatro modelos de Volkswagen I.D. hasta 2022.

    La nueva plataforma MEB de Volkswagen I.D. cuenta con una sección central para la batería completamente variable y cortos voladizos

    Volkswagen anuncia nuevos detalles de su nueva plataforma y, por ende, de sus futuros modelos eléctricos. 2019 ya no está tan lejos como veíamos desde 2016 cuando el fabricante alemán presentó el primero de los conceptos que adelantaban el ansiado modelo eléctrico de la nueva firma I.D.

    El gigante alemán ha optado por desarrollar una arquitectura modular dedicada sólo para coches eléctricos, bajo el nombre de "Modular Electric Drive Modular System" (MEB), pero con la forma de una base como si se tratara de una patineta, con una base central sobre la que se encuentra la batería y dos ejes, por lo que toda la estructura es variable: desde la distancia entre ejes hasta la configuración motriz pasando por el propio tamaño de la batería que, como mínimo, mide 1,40 metros de largo y pesa 225 kilogramos, ofreciendo una autonomía máxima de 330 kilómetros en la versión más básica.

    Como sabes, el Volkswagen I.D. Neoserá el primer modelo en llegar y lo hará el próximo año. Es un compacto de cinco puertas que sustituirá al e-Golf, la variante eléctrica de la actual generación del compacto, aunque no será más grande que el modelo de combustión sí ofrecerá un mayor espacio interior gracias a una distancia entre ejes de, aproximadamente, 2,80 metros, frente a los 2,62 metros del Golf.

    El espacio interior y la mayor altura de los asientos son cualidades ya fijas. La posición del volante no es definitiva

    No sólo se ganan 180 milímetros en espacio, sino que la posición de los asientos también es más elevada proporcionando un mejor y mayor campo de visión al conductor, y es gracias a la mayor altura del hueco del chasis donde van alojadas las baterías, su sistema de refrigeración y las conexiones, que cuentan con una protección especial en la forma de una carcasa de aluminio.

    De cortos voladizos, la electrónica de potencia y el sistema de refrigeración están colocados delante y el motor eléctrico detrás, por lo que los ingenieros dicen haber logrado una distribución de pesos uniforme.

    Volkswagen estima que los modelos eléctricos tendrán un peso no superior a 1.600 kilogramos. Aunque ofrecerá diferentes configuración según el modelo, la batería más básica ofrecerá una potencia continua de 35,8 kWh con una autonomía máxima de 330 kilómetros según el ciclo WLTP. Es la misma capacidad que ofrece el actual e-Golf pero dispone de un centenar más de kilómetros, por lo que la mejora es significativa y, además puede ampliarse hasta 550 kilómetros, una opción con sobreprecio que incluye más celdas y que se ofrecerá a los clientes a la hora de confirmar el pedido.

    Así es la batería de los modelos de Volkswagen I.D. Con la misma capacidad y peso que el e-Golf, ofrece 100 kilómetros más de autonomía

    Técnicamente, Volkswagen recurre a una configuración de propulsión colocando el motor eléctrico en la parte trasera y accionando este eje. Rinde una potencia máxima de 125 kW -equivalentes a 170 caballos de un motor de combustión- y con unas prestaciones estimadas y no definitivas todavía que puedes ver en la siguiente tabla.

    Datos estimados y pendientes de homologación por el fabricante

    Hace unos días te comentábamos que la marca alemana reconocía, a través de Herbert Diess, que los modelos eléctricos serían más caro de lo inicialmente planeado. Hoy podemos decirte que el mismo responsable ha apuntado a un precio inferior a 30.000 euros y en la línea del Golf 2.0 TDI de 150 caballos que, en España, cuesta 27.625 euros. Menos que el e-Golf que se vende con un precio base de 35.580 euros.

    Cuatro modelos I.D. en 2022, con uno o dos motores eléctricos y una o dos baterías

    La marca de Wolfsburg pretende contar con una gama medianamente amplia en 2022 disponiendo de cuatro modelos basados en los últimos conceptos que ya tienen luz verde de producción. Al compacto de cinco puertas se sumará un SUV compacto en 2020 que será el derivado de producción del I.D. Crozz, y al que seguirán la berlina eléctrica de lujo que dará relevo al Phaeton en 2021 y que se basa en el I.D. Vizzion, más un modelo de transporte de pasajeros que llevará la herencia del Bulli con el I.D. Buzz.

    Cuatro modelos en total con mayor longitud y distancia entre ejes que podrán alojar una batería de nada menos que 1,7 metros de longitud e, incluso un segundo motor sobre el eje delantero, como será el caso de los I.D. Crozz e I.D. Vizzion con tracción total, que contará con un motor eléctrico de 75 kW sobre el eje delantero, unos 85 caballos, para un total de 255 caballos.

    La familia Volkswagen I.D que veremos en 2022, con los conceptos Neo, Crozz, Vizzion y Buzz

    Fotos: Volkswagen

    Volkswagen I.D. avanza nuevos detalles de sus futuros modelos eléctricos
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto