¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Presentación Hyundai i30 2017, una renovación basada en la modernidad

12

Hyundai renueva su mayor éxito hasta la fecha. Uno de sus pilares fundamentales. El Hyundai i30 2017 se presenta, y ya hemos tenido ocasión de conocerlo en primera persona. Una nueva generación que trae consigo novedades desde todos los ángulos.

La imagen renovada del i30 será posteriormente trasplantada al resto de la flota

Hyundai en coreano significa modernidad. A pesar de no llevar ni 50 años en el mercado, corta edad dada la competencia, los coreanos han sabido evolucionar, a pesar de las complicaciones que implica la entrada tardía en un nicho. A día de hoy la empresa vive un momento dulce gracias a sus últimos productos, como el nuevo Hyundai i30 2017.

En 2007, ya fuertemente asentado en sus ventas, Hyundai decidió dar el salto definitivo en el viejo continente presentando la primera generación del i30, que por cierto fue el primero de la marca en estrenar denominación. Desde entonces han sido tres las generaciones que hemos visto. La última presentada ayer mismo en Frankfurt, la que ya he teñido ocasión de ver y tocar.

Como ya digo es la tercera, y tal y como dicta el propio nombre de la firma, viene marcada por la modernidad. Es la generación que realmente debe demostrar si Hyundai hizo bien en apostar por el segmento C europeo, el más competido de todos. La verdad es que motivos no le faltan, pues el Hyundai i30 no sólo estrena imagen, sino que una serie de novedades que hará que la competencia sufra. O al menos así se espera.

Y es que Hyundai lleva años haciendo las cosas muy bien. A principios de siglo se marcaron una hoja de ruta que ha conseguido convertirles en uno de los mayores fabricantes del mundo, con presencia en innumerables mercados, así como una flota que abarca todos los segmentos inimaginables. Sin embargo, en Europa, el peso del éxito lo soportan tanto este i30 como el Hyundai Tucson, que ya es el modelo más vendido de la marca.

Las medidas no varían, pero gracias al uso de materiales mejores, es 28 kilogramos más ligero

Pero volviendo al i30, es hora de analizar los cambios que este presenta con respecto a su sucesor. Seguro que recordaréis que hace no mucho Hyundai dio el salto a los altos estamentos del automovilismo con el lanzamiento del Genesis, que a posteriori se ha convertido en una submarca de lujo. Y ahora bien, ¿por qué digo esto? Pues porque en cierto modo el i30 presenta un diseño iniciado por la gran berlina.

Este ya se dejó ver en los primeros teasers difundidos por Hyundai. El frontal se estiliza mucho más. Más afilado y más elegante. Al menos a mí me lo parece. Creo que la idea es buena, pues presenta un aspecto sobrio al más puro estilo europeo, y con elementos al más puro estilo asiático. Eso sí, este coche es más alemán que coreano, pues ha sido desarrollado íntegramente en el viejo continente. De hecho se fabrica en la República Checa.

La verdad que a la hora del diseño, el i30 2017 da inicio a una filosofía que será copiada por el resto de modelos de la firma. Es un estilo más elegante, pero no por ello peor. Los directivos y representantes de Hyundai recalcan mucho que es un coche para todos los públicos, pero que conste que los paquetes de equipamiento no varían el exterior del coche, sino la cantidad de tecnología que este incorpore. Así serán todos los i30, a excepción del N del que ya hablaré más adelante.

La tecnología llega a la iluminación, pudiendo contar con faros LED de alta densidad

Y es que como ya he dicho, si por algo hay que destacar a esta nueva generación del i30 es por su tecnología. Dispone de todos los elementos que a día de hoy consideramos esenciales. Tales como los asistentes a la conducción: indicador del ángulo muerto, radar de proximidad, control de crucero adaptativo... Es decir que Hyundai no sólo quiere atraer a un público preocupado por la estética, sino también por la cantidad de gadgets.

Y para mostrárnoslos se ha cambiado todo el interior. El salpicadero y la disposición de los elementos son completamente nuevas. Se ha hecho un esfuerzo por eliminar la mayor cantidad de botones para así dejar superficies limpias. Eso implica el uso de una pantalla de manejo táctil que se ubica en lo alto del salpicadero. Su tamaño pude ser de hasta ocho pulgadas, y es capaz de albergar toda la información que podamos necesitar, salvo la climatización que tiene su propio módulo.

Otro cambio, en este caso radical, es la calidad. Hyundai sabe que su época de vender productos accesibles y espartanos ha pasado a mejor vida, y el interior del i30 bien lo demuestra. A pesar de que las unidades expuestas eran de pre-producción, el tacto de los materiales es realmente bueno. De hecho me ha llamado la atención que la presencia de plásticos es más bien baja, ni siquiera en los paneles de las puertas. Aunque eso sí, los coches iban equipados hasta los topes. Pero significativo a pesar de ello.

El cuadro de instrumentos combina las esferas analógicas con una pantalla digital

En cuanto a espacio, hay que decir que el i30 estrena plataforma. Sus medidas apenas varían con respecto a la generación anterior, por lo que la habitabilidad sigue siendo correcta. Otra detalle que me ha llamado la atención es lo bajó del túnel de transmisión, lo que hace más fácil el llevar a cinco pasajeros. En cuanto a su volumen de carga, estamos hablando de uno de los mejores maleteros del segmento, con 395 litros. Un dato muy elevado teniendo en cuenta el segmento en el que compite.

Como ya he dicho, se estrena plataforma, lo que a su vez ha obligado a una revisión de motores y cambios. La mecánica, como ya os adelantamos ayer, ofrece seis motores diferentes. Tres diésel y tres gasolina. Todos ellos han sido revisados para que ofrezcan un menor consumo a la vez que mejoran las prestaciones. Otra novedad llega en las transmisiones, donde se integra una caja automática de doble embrague de siete velocidades, que solo estará disponible para los motores más potentes.

En definitiva, el Hyundai i30 2017 se presenta en sociedad con argumentos más que suficientes para plantar cara a los todopoderosos del segmento, tales como el Volkswagen Golf, el SEAT León, o el Peugeot 308. Entre otros. Por el momento se desconocen los precios de venta, pues no serán anunciados hasta principios del año que viene, que será cuando el coche empiece la fase de producción.

Mención a parte merece el Hyundai i30 N, la verdadera novedad de esta generación. Será el más potente de todos, y con él se dará comienzo a una nueva era prestacional en la marca coreana. Ya lo hemos visto circular en más de una ocasión, y la verdad es que estoy seguro que no dejará indiferente a nadie. Pero habrá que esperar a verlo, pues no será lanzado hasta bien avanzado el 2017, seguramente en el Salón de Frankfurt del año que viene.

La pantalla central es de serie, pudiendo llegar a ser de hasta ocho pulgadas

Noticias relacionadas

Presentación Hyundai i30 2017, una renovación basada en la modernidad
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto