¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Prueba Citroën Berlingo by Tinkervan, una camper en formato mini

    19

    El Citroën Berlingo by Tinkervan es uno de los vehículos camperizados más compactos y económicos del mercado español. Te presentamos nuestro análisis de la furgoneta gala, que mantiene sus capacidades en su uso diario y proporciona libertad para viajes en pareja.

    Citroën se ha aliado con el especialista español en la camperización de vehículos Tinkervan para ofrecer uno de los vehículos camper más compactos del mercado. Se trata del Citroën Berlingo by Tinkervan y maximiza la versatilidad de la furgoneta fabricada en Vigo proponiéndola como un modelo válido tanto para el uso diario como el vacacional y de ocio.

    El toldo exterior es un accesorio opcional

    No todas las versiones del Citroën Berlingo pueden llevar esta camperización. Las modificaciones de Tinkervan quedan reservadas al Berlingo con carrocería de talla XL, con tres asientos individuales en la segunda fila y el asiento delantero derecho abatible. Salvo por esas características, no hay limitación en cuanto a la elección de colores, equipamientos o motores dentro de la gama Berlingo para servir de base camper.

    Exteriormente la principal diferencia visual de esta furgoneta camperizada con respecto a un Berlingo convencional es la carcasa del toldo enrollable del techo. Un toldo manual que resulta bastante complejo de colocar, todo sea dicho. Habría sido de agradecer un sistema como el del Toyota Proace Verso Camper by Tinkervan que probamos hace poco.

    Nada más abrir el portón trasero destaca una bandeja del maletero que sirve de base para una cama de 1,90 m. Abatiendo los respaldos de la segunda fila se puede extraer una segunda sección sobre la que colocar un colchón de viscoelástica con tapicería desenfundable. Bajo la estructura de la cama hay espacio de sobra para equipaje o carga en general.

    La cama, cortinas, calefacción y luces led aseguran un ambiente confortable para el descanso

    En la furgoneta francesa se pueden equipar cortinas para las ventanillas laterales traseras y para la luneta posterior. Sin embargo, no hay nada para tapar las ventanillas delanteras o el parabrisas delantero, lo que puede ser una incómoda fuente de luz o miradas indiscretas cuando se está descansando.

    La base de la cama se puede elevar en la parte próxima al portón proporcionando un acceso más amplio y cómodo al área de carga. También se eleva la sección que queda junto a las plazas traseras, un movimiento que requiere de cierta fuerza porque la estructura es pesada, que tiene acoplada en su parte inferior una mesa plegable para no restar espacio en el habitáculo.

    En las plazas traseras es posible crear un espacio tipo salón siempre accesible desde ambas puertas correderas laterales. La mesa plegable se puede colocar en dos posiciones: sujeta al pilar B en paralelo a los asientos de manera que es usable por cuatro plazas o en perpendicular sobre la plaza central siendo útil para tres plazas. Una de estas plazas correspondería al asiento delantero derecho, que como no puede girarse en Tinkervan han propuesto un cojín que se coloca sobre el respaldo cuando está abatido. Además, la mesa también sirve para uso exterior.

    Para conseguir un ambiente más acogedor y luminoso el especialista de Huesca ha incorporado dos flexos led en la parte trasera y una luz led de doble intensidad a la altura de la segunda fila de asientos. Jugando con estas fuentes de iluminación es posible disponer de luz tenue o blanca según las necesidades, muy práctico.

    La mesa plegable se puede colocar en dos posiciones

    Por supuesto, respecto al Berlingo convencional se añaden varias tomas de 12V y USB repartidas por el habitáculo para conectar dispositivos móviles o aparatos eléctricos. En concreto el preparador aragonés ha dispuesto dos tomas de 12V, dos tomas dobles de USB de 4.2 Ah y una toma doble de USB 2.5 Ah.

    La preparación incluye una calefacción estacionaria Webasto instalada en los bajos del vehículo con programador digital fácil e intuitivo de usar para disponer de calefacción o ventilación cuando haga falta, lo que permite usar esta furgoneta en escapadas y viajes todo el año. También lleva un kit de altura.

    El Berlingo by Tinkervan también incluye una pequeña ducha con un tanque de 10 litros con bomba eléctrica de 12V que expulsa el agua a una presión notable. Por otro lado se propone como accesorio una nevera portátil de 31 litros de capacidad y con compresor. Lo que no encontraremos es un módulo de cocina.

    La ducha portátil tiene un pequeño depósito de 10 litros

    Lógicamente las luces, la nevera portátil, la bomba de agua, la calefacción o la carga de dispositivos requiere de electricidad así que esta reparación propone una batería auxiliar AGM de 80 Ah que se recarga con el funcionamiento del propio vehículo y con un voltímetro en el pilar B para tener controlado su estado. Así no hay preocupaciones de descargar la batería principal y quedarnos tirados.

    También se ofrece el Airlock, una pieza exclusiva y patentada por Tinkervan para el bloqueo de la luneta trasera abatible. Con esta pieza de la empresa oscense es posible tener ligeramente abierto el cristal del portón pero sin dejar de estar bloqueado, propiciando una mejor ventilación en el vehículo al mismo tiempo que se mantiene la seguridad con el cierre centralizado.

    Prueba Citroën Berlingo by Tinkervan BlueHDi 130 CV EAT8

    La unidad probada era un Citroën Berlingo XL 1.5 BlueHDi 130 CV EAT8 Shine con el pack XTR. Es la combinación más deseable de la furgoneta gala al asociar un motor diésel de 130 CV con un cambio automático de doble embrague y ocho marchas que funciona con mucha suavidad y tiene levas en el volante.

    El puesto de conducción del Berlingo by Tinkervan es idéntico al del resto de versiones de la gama Berlingo

    La caballería de esta mecánica de gasóleo es más que suficiente para mover con alegría un vehículo de un tamaño generoso con 4,75 m de longitud, mostrando unas buenas prestaciones para incluso yendo cargados. La suspensión tiene un tarado blando y en cuanto a confort acústico saca buena nota porque el Berlingo by Tinkervan es bastante silencioso para ser una furgoneta.

    Uno de los apartados donde brilló especialmente fue en el relacionado con el consumo de combustible. Durante nuestra prueba de más de un millar de kilómetros el consumo se fijó en 5,8 l/100 km, un dato excelente para un modelo de este tamaño y potencia y similar al que se obtiene en la homologación WLTP.

    El Pack XTR añade un toque de personalidad mostrando detalles exteriores en color naranja, retrovisores en Negro Onyx y embellecedores inferiores delantero y trasero del mismo color que la carrocería (en este caso gris Arena). La tapicería interior Wild Green también es específica de este paquete.

    Dependiendo de la versión es posible contar con un amplio equipamiento a la altura de cualquier turismo medio. El Berlingo puede tener acceso y arranque sin llaves, freno de estacionamiento eléctrico, head-up display, cámara trasera con visión de 180º, cargador inalámbrico de smartphones, control de crucero adaptativo, sistema de frenado de emergencia con detección de peatones, aviso de cambio involuntario de carril activo o sistema de vigilancia de ángulo muerto, entre otros muchos elementos.

    El Berlingo incluye calefacción estacionaria Webasto con kit de altura

    A pesar de ser un coche con espíritu aventurero, el Berlingo camper carece de tracción total. Para compensar esa ausencia sí puede equipar opcionalmente el Grip Control, una tecnología que optimiza la motricidad de las ruedas delanteras en función del terreno. Mediante un selector giratorio se puede elegir entre los cinco modos de funcionamiento: Estándar, Nieve, Arena, Barro y ESP OFF. Incluye también la función de control de descenso de pendientes.

    El sistema multimedia recurre a una pantalla táctil de 8 pulgadas. Es compatible con Android Auto y Apple CarPlay tiene navegación Citroën Connect Nav con mapas 3D, información del tráfico en tiempo real TomTom Trafic o localización de estaciones de servicio, especialmente útil en una furgoneta para grandes viajeros.

    Con todo esto, el Citroën Berlingo by Tinkervan se muestra como un modelo versátil y modular con las ventajas de una furgoneta compacta y la polivalencia de un vehículo de ocio. Mantiene sus capacidades para su uso diario pero da una gran libertad en los viajes y escapadas de fin de semana en pareja.

    ¡Listo para las escapadas en pareja!

    El pago del precio total del Berlingo by Tinkervan se realiza en el concesionario oficial Citroën ya que la marca de los chevrones se encarga de todo. La ventaja para el cliente es que recoge su Berlingo camperizada en el concesionario con las homologaciones correspondientes y preparado para su uso, sin tener que hacer trámites adicionales.

    Es decir, además de lo que cueste el Citroën Berlingo XL configurado a gusto del cliente, el precio (sin IVA) de la camperización de Tinkervan es de 4.750 euros y 5.250 euros según sea una unidad diésel o gasolina respectivamente. La nevera, las cortinas y el toldo no están incluidos, son accesorios aparte.

    Prueba Citroën Berlingo by Tinkervan, una camper en formato mini