Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Prueba Hyundai i20 Active 1.0 TGDI 120 CV Style, a los mandos del crossover surcoreano

16

Ponemos a prueba el Hyundai i20 Active con acabado Style y el motor 1.0 TGDI de 120 CV y 170 Nm de par máximo. El crossover surcoreano se sitúa como la opción de carácter más campero que encontraremos por debajo de modelos como el Hyundai Santa Fe o el Tucson.

Hyundai i20 Active

Buscamos el lado más campero del Hyundai i20 Active.

¿Quieres averiguar el auténtico espíritu aventurero de nuevo Hyundai i20 Active? Acompáñanos en esta prueba en la que escrudiñaremos todos los detalles de este i20 de aptitudes camperas con el que Hyundai nos ofrece una interesante propuesta alejada de sus clásicos SUV de grandes dimensiones como el Tucson o el Santa Fe. Una opción por la que optar si lo tuyo es desenvolverte por entornos urbanitas, pero sin renunciar a la posibilidad de hacer una escapadita de domingo a la montaña o playa.

Durante varios días hemos tenido en nuestro garajeel Hyundai i20 Active más potente y mejor equipado de toda la gama. Se trata de una unidad con el acabado Style, mientras que, bajo su motor, encontramos un motor de gasolina 1.0 TGDI de 120 caballos de potencia. Unido a una caja de cambios manual y un sistema de tracción delantera, comprobaremos si realmente Hyundai cumple lo que promete con este modelo, o realmente es un espejismo efímero.

Hemos tenido la oportunidad de probar el Hyundai i20 Active tanto en condiciones climatológicas adversas como en días de tiempo veraniego. Lo hemos puesto a prueba tanto en ciudad como en campo y montaña. ¿Quieres saber cuál es nuestra opinión? Te invito a seguir leyendo esta prueba para que puedas averiguar cuáles son los puntos fuertes y débiles de este crossover surcoreano.

Las principales diferencias con el Hyundai i20

Si pusiéramos cara a cara el Hyundai i20 con el nuevo i20 Active, las diferencias estéticas serán notables. Y es que seremos testigo de un modelo que está a punto de pasar la barrera de lo que podríamos definir como una simple estética «crossoverizada». En el exterior, los principales cambios que veremos son el juego de paragolpes específicos, las protecciones de plástico situadas en las puertas así como en los pasos de rueda y las nuevas barras de techo así como unos faros antiniebla de nuevo diseño.

Además, la tapa de combustible específica o el spoiler de techo posterior le dan un toque más dinámico a la par que deportivo. Por otra parte, la suspensión ha sido reajustada y aumenta la distancia con respecto al suelo en 20mm, una diferencia con la que poder afrontar de manera aceptable cualquier situación en una escapada habitual al campo. ¿Se desenvuelve bien en carreteras sin asfaltar? Lo comentaremos más adelante.

Dejando a un lado el exterior y echando un vistazo a su interior, también hay cambios con respecto al propio i20. Y es que el nuevo Hyundai i20 Active contará con unos pedales de estilo deportivo con tacos de goma mientras que el puesto de conducción ha sido elevado para que el conductor disponga de una mayor visibilidad de la carretera y transmitir así una sensación de control sobre el vehículo. Por otra parte, el pomo de cambio o las salidas de aire se muestran con detalles en Morning Blue, uno de los dos colores en los que es ofertado el i20 Active a día de hoy.

Hyundai i20 Active

Las diferencias con respecto al i20 son notables. La carrocería ha sido elevada en 20mm extra.

¿Su equipamiento? No echamos nada en falta

Y es que como bien hemos dicho nos encontramos a los mandos del acabado tope de gama del i20 Active. La terminación Style cuenta con un completo abanico de elementos enfocados a crear un ambiente confortable para cualquier situación. No importe que te encuentres atrapado en un atasco en medio de la ciudad un lunes a primera hora de la mañana o, que estés en mitad del campo disfrutando de una relajada tarde de verano.

Es una compra racional si haces escapadas esporádicas a la montaña pero no quieres renunciar a un completo equipamiento

Entre todos los elementos que componen el equipamiento de serie del Hyundai i20 Active Style, sin lugar a dudas destacaría la cámara de visión posterior que ofrece una amplia y clara visión en cualquier circunstancia, los sensores de aparcamiento, el climatizador automático con filtro de aire, el completo entorno multimedia que nos ofrece la enorme pantalla que corona la consola central o detalles del estilo como el comportamiento para las gafas de sol situado justo al lado del espejo retrovisor interior.

Evidentemente y teniendo en cuenta que estamos ante el tope de gama como bien hemos dicho, no faltan elementos y tecnologías del estilo, encendido automático de luces, sensor de lluvia, aviso de salida involuntaria de carril el sistema de acceso con llave inteligente y arranque por botón.

Hyundai i20 Active

Los paragolpes son específicos de este modelo. Le otorga una imagen más dinámica.

Tampoco debemos de olvidarnos del apartado de seguridad. Y es que cuenta con múltiples airbags (incluyendo los de cortina para las plazas delanteras y traseras así como airbags laterales delanteros. Por otra parte, los asientos posteriores incluyen los conocidos anclajes Isofix y Top Tehther. También me gustaría señalar los cinturones de seguridad delanteros ajustables en altura. Por mi parte soy una persona bastante alta (algo más de 1,90 metros) y aunque no suelo tener problemas para ajustar el cinturón a una posición correcta a la par que segura, habitualmente las personas de estatura baja sí que pueden tener problemas. Y junto con ello, tenemos el control de estabilidad ESP con VSM, control de tracción TCS así como los frenos ABS + EBD + BAS.

Otros detalles con los que el Hyundai i20 Active recibe un cierto toque deportivo y dinámico son los cristales traseros tintados, las llantas de aleación de 17 pulgadas o los faros elipsoidal con luces de posición de diódos de LED. Todo ello sazonado con varios elementos que lucen un acabado cromado.

Su comportamiento en campo es más que aceptable

Debemos de partir de la premisa que no estamos ante un modelo de capacidades de off-road. El hándicap de tener exclusivamente una tracción delantera o un motor turbo del que podemos echar en falta algo de fuerza a bajas revoluciones pueden ser un escollo sí realmente tenemos que afrontar caminos en muy mal estado y, evidentemente, sin asfaltar. Por el contrario, en caminos rurales de tierra en los que no haya baches realmente importantes, no habrá problema. Gracias a la suspensión sobre-elevada contaremos con un comportamiento aceptable.

Sin embargo y si realmente debes de hacer frente a rutas muy complicadas, mucho me temo que no será el vehículo que estás buscando. El nuevo i20 Active no deja de ser un i20 de aspecto crossoverizado con algunos elementos que nos harán más ameno un viaje al campo o la montaña pero de manera esporádica. Su medio natural sigue siendo la ciudad, y es ahí en donde desplegará todas sus cualidades y capacidades, en las urbes de asfalto y cemento.

¿Su medio natural? La ciudad

Es un coche en el que te sentirás muy cómodo si deseas hacer una escapada esporádica al campo, la montaña o la playa. Y es que, en este caso, nos encontramos ante un modelo totalmente equipado con los últimos sistemas de ayuda a la conducción y un equipamiento que hará confortable cualquier desplazamiento diario. Aunque la tónica habitual del interior son unos acabados de gran calidad, la verdad es que hay algunos detalles como varios plásticos duros empleados entre la consola central y el panel de instrumentación que afean, parte del ambiente que Hyundai ha conseguido crear en este modelo.

El puesto de conducción ofrece una visión perfecta de la carretera, además, elementos como los pedales específicos de esta variante el volante y palanca de cambios con un agradable tacto, nos ofrecerán una sensación de control sobre el vehículo. Además, el volante multifunción nos permitirá controlar gran parte del equipamiento sin necesidad de retirar la vista de la carretera. Un claro ejemplo es el bluetooth que ofrece control mediante voz.

Hyundai i20 Active

Las llantas de aleación de 17 pulgadas al detalle.

Las plazas posteriores son bastante cómodas, incluyendo el asiento central. Eso sí, su respaldar es algo menos ergonómico con respecto al resto de asientos. Para viajes de no muchas horas no debería de haber problemas, pero si nos disponemos a hacer largos trayectos, el ocupante que esté en dicho asiento puede verse algo resentido. Tanto el espacio para las piernas como la altura libre con el techo son muy buenos. Personalmente no he tenido problemas para acomodarme en ellas y soy una persona muy alta.

El maletero es muy generoso, ofrece una capacidad de carga de 326 litros. Una cifra que se puede incrementar de manera notable si abatimos alguno de los asientos traseros. Además, la boca de carga está situada una altura media, por lo que no será excesivamente complicado introducir equipaje pesado. Por otra parte, el maletero cuenta con un piso totalmente plano, así que el espacio para organizar la carga es bastante bueno. Eso sí, en el caso de nuestra unidad de pruebas, cuenta con un doble fondo en el que se encuentran las cadenas de nieve y, justo bajo ellas, la rueda de repuesto.

En este caso es posible que echemos en falta algo de altura con respecto a otros rivales directos del i20 Active. Sin embargo, si resides en una zona de España en la que no es necesario el uso de cadenas durante el invierno, puedes retirar este doble fondo para ganar una altura extra y así poder transportar maletas más grandes.

Hyundai i20 Active 1.0 TGDi 120 CV

El motor TGDI de 120 CV ofrece unas prestaciones más que aceptables junto a un reducido consumo.

Descubriendo las Tierras Altas de Lorca

El momento era el ideal, y es que, mientras que los primeros días de prueba hemos tenido algo de mal tiempo en la Región de Murcia, la mayor parte del periodo de prueba hemos podido disfrutar de un radiante sol (un verano anticipado). Con la premisa de adentrarnos en las «Tierras Altas» de Lorca, nos ponemos a los mandos del i20 Active para afrontar solitarias rutas de montaña en las que comprobar el verdadero comportamiento de este crossover lejos de su hábitat natural. La ciudad.

El sol y los paisajes característicos de esta zona del sur de España casi nos hacen olvidar que estamos circulando por carreteras secundarias en las que, en muchos casos, el estado del asfalto dejaba mucho que desear. El comportamiento del coche ha sido excepcional, en todo momento se transmite una gran sensación de seguridad y agarre. Se tiene la sensación de que todo está controlado desde el puesto de conducción.

Cuanto más nos vamos adentrando en la zona alta de la Región de Murcia, vamos comprobando que la respuesta del i20 Active tanto en el paso por curva como para afrontar pronunciadas subidas es la esperada. El motor responde correctamente, aunque como bien veremos más adelante, se puede echar en falta algo de fuerza a la hora de circular a bajas revoluciones en marchas cortas.

Hyundai i20 Active - interior

El puesto de conducción ofrece una excelente visión de la carretera y transmite control sobre el crossover surcoreano.

Sin embargo, en nuestro afán por descubrir si Hyundai cumple con lo que promete con este Hyundai i20 ‘embrutecido’, podemos decir que sí. Es un modelo con el que sin lugar a dudas podremos hacer escapadas puntuales al pueblo o ir de ruta para conocer los parajes naturales más pintorescos del territorio español. Todo ello dentro del aura de confort que nos ofrece el habitáculo gracias a la completa dotación de la que dispone.

El motor 1.0 TGDI 120 CV del Hyundai i20 Active Style

Si echamos un vistazo bajo el capó de nuestro Hyundai i20 Active de pruebas, encontramos un motor de gasolina de 1.0 litros TGDI con tres cilindros que arroja 120 CV y 170 Nm de par máximo. Un motor que viene asociado exclusivamente a una caja de cambios manual de seis velocidades así como un sistema de tracción delantera.

No busques un modelo con capacidades off-road, su hábitat natural es la ciudad

Dicho esto, podemos decir que las sensaciones que nos deja el bloque mencionado anteriormente son agridulces. Y es que, tras probar su respuesta en múltiples situaciones (lluvia, tierra o en carreteras secundarias de montaña), tendremos la sensación, por una parte, de tener un bloque con unos bajos consumos y una respuesta bastante aceptable, mientras que por otra, y dependiendo del camino a afrontar, echaremos en falta algo de potencia y empuje, especialmente en marchas cortas. Es algo que, como bien hemos comentado anteriormente, corta por lo sano las pocas aptitudes camperas de las que pueda disponer el i20 Active.

Hyundai i20 Active - spoiler de techo

Otro detalle específico del i20 Active es el spoiler de techo. Se integra perfectamente en la línea del vehículo.

Por otra parte y en lo que respecta al consumo, Hyundai nos dice en su ficha oficial que fija un consumo medio de 5,1 litros a los 100 kilómetros así como unas emisiones de CO2 de 119 g/km. Tras probar el coche tanto en carreteras de campo/montaña como en ciudad y en autovía podemos decir que nos ha sorprendido gratamente. Hemos obtenido un consumo medio de 7,3 litros a los 100 kilómetros. Si bien, y en momento en los que la exigencia al motor sea elevada, veremos como dicha cifra se dispara hasta rozar los 9 litros a los 100 kilómetros. A pesar de ello, podemos decir que el motor de tres cilindros se porta bien en este aspecto.

En cuanto a las prestaciones, permite acelerar de 0 a 100 km/h en 10,4 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 183 km/h. Son cifras más que aceptables para el uso real que tendrá este crossover una vez salga del concesionario. No hemos echado en falta un sprint más rápido en las incorporaciones a autovías o en las salidas de semáforos en amplias vías concurridas de tráfico. El comportamiento es bastante aceptable.

Conclusiones

En definitiva, nos encontramos con un Hyundai i20 de imagen «crossoverizada» que cumple con creces lo prometido por el fabricante surcoreano. ¿Es suficiente para una persona que diariamente tenga que desenvolverse en campo o montaña? Evidentemente, No. Su motor, que ofrece una respuesta muy buena en ciudad o carretera, se quedará corto en caminos angostos y de difícil trazado (como vías sin asfaltar y muy bacheadas). Por no hablar de la falta de «empuje» citada anteriormente cuando circulamos en marchas muy cortas.

Hyundai i20 Active - interior

La dotación del acabado Style no te hará echar en falta ningún elemento de equipamiento.

Eso sí, echamos en falta una variante que ofrezca la posibilidad de equipar un sistema de tracción integral, algo que aumentaría su verdadero espíritu aventurero.

Sin embargo, y si habitualmente te mueves por entornos urbanos y esporádicamente te gusta disfrutar de una jornada en el campo o en la montaña, es un modelo que te ofrecerá una respuesta muy aceptable. Además, en este caso, el tope de gama hará que no eches en falta ningún elemento de equipamiento. Los acabados en líneas generales son muy buenos, pero el uso de algunos plásticos duros en el interior estropea gran parte del trabajo realizado por Hyundai con los tapizados y guarnecidos.

Noticias relacionadas

Prueba Hyundai i20 Active 1.0 TGDI 120 CV Style, a los mandos del crossover surcoreano
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto