¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Norris admite que la debilidad de McLaren en curva lenta no será fácil de subsanar

    El MCL34 se está mostrando como uno de los monoplazas más competitivos de mitad de parrilla, pero sufre especialmente en virajes de baja velocidad.

    Lando Norris admite que difícilmente podrá subsanarse durante la presente temporada, pero no cree que ello vaya a acabar con las aspiraciones de McLaren.

    El MCL34 tiene muchas virtudes, pero su velocidad en curva lenta no es una de ellas.

    McLaren está completando una temporada prometedora y, aunque en las últimas carreras el ritmo no ha sido tan competitivo y Lando Norris no ha podido puntuar por diferentes razones, el oficio del equipo y de Carlos Sainz mantienen intactas las opciones de finalizar la temporara en la cuarta posición del campeonato de constructores.

    Lando Norris ha sido preguntado por las principales limitaciones del MCL34, algo que el piloto británico ha identificado con precisión. La velocidad (en curva) lenta es nuestra mayor debilidad en este momento. Es algo en lo que debemos trabajar, pero no es tan fácil como parece. Es sencillo cambiar cosas, pero es una debilidad de este coche y en eso es en lo que debemos centrarnos, pero igualmente tratar de mantener la fortaleza a alta y media velocidad”, comentó.

    Modificar defectos de comportamiento en los monoplazas no siempre es sencillo y habitualmente lo máximo que se puede conseguir es minimizar el efecto negativo, pero no subsanarlo sin rediseñar el coche.

    “No es algo que podamos cambiar durante un fin de semana”, admitió Lando Norris. “No es que podamos simplemente optimizar la velocidad del coche para curva lenta y sacrificar la alta velocidad. No podemos ganar tanto como estamos perdiendo en este momento. Es parte de un proyecto a más largo plazo y, con suerte, algo que podemos mejorar durante el invierno”, señaló.

    “No es que podamos simplemente optimizar la velocidad del coche para curva lenta y sacrificar la alta velocidad"

    Mejorar determinada característica puede tener un efecto dominó negativo sobre otras áreas, por lo que Norris considera que la situación actual no requiere medidas drásticas, sino un estudio exhaustivo y sutiles mejoras para ganar algo de competitividad en circuitos lentos sin renunciar a los buenos resultados en los de media y alta velocidad, que son la mayoría. “En Paul Ricard fuimos muy buenos y en Australia también, así que no es que por ser débiles en curva lenta vayamos a ser malos”, concluyó.

    Fotos: McLaren Racing