¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Ricciardo, el orgullo y el liderazgo de Norris en McLaren

    Daniel Ricciardo debe mejorar, pero sabe que McLaren tiene mucho potencial.

    En este inicio de temporada 2021, Daniel Ricciardo está disfrutando de la competitividad de McLaren, pero también se ha encontrado con dificultades para vencer a su compañero de equipo, Lando Norris. El australiano ha reflexionado sobre ello.

    El fin de semana de Daniel Ricciardo en Imola no ha sido todo lo positivo que el australiano esperaba, a pesar de clasificarse sexto en parrilla y finalizar el Gran Premio de Emilia Romaña en esa misma posición.

    Y es que Lando Norris se ha mostrado muy superior. El británico perdió la tercera posición de parrilla por exceder los límites de pista, pero el domingo no dejó escapar el podio y se convirtió en una de las estrellas de la carrera, a pesar de comenzar la misma por detrás de su compañero de equipo.

    «El equipo tomó la decisión y tuve que aceptarlo porque no fui lo suficientemente rápido»

    «Definitivamente, fue más rápido en la carrera», ha admitido Daniel Ricciardo. «En la parte inicial yo estaba yendo realmente bien. Llegué hasta el quinto lugar y lo estaba haciendo bien con los intermedios. Pero luego empecé a perder el neumático delantero derecho y mi ritmo bajó bastante. En esa segunda fase con los intermedios no fui rápido».

    Fue en ese momento cuando McLaren tomó la decisión de ordenar a Daniel Ricciardo que dejara pasar a su compañero de equipo, que pronto demostró tener un ritmo muy superior al del australiano.

    Al final de la carrera, Ricciardo no pudo seguir el ritmo de Norris y los Ferrari.

    «Tuve suficientes vueltas para tratar de mostrar mi ritmo. Al principio no estaba tan mal, pero una vez que la pista comenzó a secarse un poco perdí el neumático delantero derecho. Empezó a granular y fue entonces cuando sentí que no era capaz de ir más rápido», lamentó Ricciardo.

    «El equipo tomó la decisión y a partir de ese momento tuve que aceptarlo porque no fui lo suficientemente rápido. Si lo hubiera sido, me habría alejado, así que no quiero dejar que mi orgullo y ego se interpongan. Sólo aprender de la carrera y de quienes lo están haciendo mejor», recalca el australiano.

    Un final de carrera complicado

    Una vez que la carrera se reanudó tras la bandera roja provocada por el accidente de Bottas y Russell, Daniel Ricciardo tampoco pudo mejorar su ritmo con unos neumáticos blandos que no dieron buen resultado.

    «Para el reinicio pensé que habría una salida en parado, así que pusimos el blando. Entonces vi que sería salida lanzada y pensé: “Ahhh…”. Traté de cuidar el neumático, pero los demás siguieron tirando. Empecé a empujar y acabé sufriendo», admitió Ricciardo.

    «Sin duda, tengo mucho que aprender y que mejorar. Lando consiguió un podio e hizo una carrera sólida. Eso es alentador. Tengo que olvidarme un poco del orgullo y echar un vistazo a lo que puedo mejorar. Tengo una mentalidad productiva y no una derrotada. Veo lo positivo, conseguir un podio en la segunda carrera ya es un buen comienzo», concluye Ricciardo, contento con el rendimiento de su nuevo equipo.

    Fuente: RACER / Fotos: McLaren Racing