¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Zak Brown, nuevo jefe de McLaren: "Tenemos que volver a ganar más pronto que tarde"

    El nuevo Director Ejecutivo de McLaren ha concedido su primera entrevista a Motorsport.

    Alaba la labor de Ron Dennis, Boullier y Capito, y no escatima en elogios hacia Fernando Alonso.

    Confía en revitalizar el lado comercial del equipo e impulsar el deportivo: "Hay una razón por la que no ganamos tanto como deberíamos".

    Suenan aires de cambio en McLaren. La salida forzosa de Ron Dennis de los puestos corporativos del equipo han supuesto la llegada de un nuevo mando como director ejecutivo al frente del McLaren Technology Group, Zak Brown. Su rol, no obstante, no será una sustitución directa de las labores que Dennis ejercía actualmente: de hecho, sus funciones estarían limitadas al aspecto de competición, dejando la parte de automoción y tecnología al Jefe de Operaciones Jonathan Neale.

    Apenas 24 horas después de haber sido nombrado, Brown, de 45 años, ha concedido su primera entrevista como Director Ejecutivo de McLaren al medio digital estadounidense Motorsport, en el que actualmente ocupa un rol como jefe no ejecutivo, una labor que, según él, mismo, se centra "en el aspecto empresarial, no en el editorial", descartando así cualquier sospecha de conflicto de intereses: "Sólo es un conflicto si lo conviertes en uno, y no pretendo hacerlo".

    Para Brown, que se define a si mismo como "un hombre McLaren" tras haber competido en GTs con sus coches en su propio equipo, unirse a los de Woking "es como si la Navidad hubiese llegado antes, es una sensación fantástica. No he estado tan feliz en mucho tiempo. Me siento como un niño pequeño. Para mi, McLaren es la era de Senna, y después la era de Mika Hakkinen. Siempre fue mi equipo de Fórmula 1 favorito". Además, Brown ha hablado de las nuevas oportunidades que se le abren con su nuevo estatus:

    "Mucha gente aquí ha hecho muchos negocios en la última década. Es genial tener la oportunidad de marcar el camino con el que creo que es el mejor equipo de Fórmula 1. Es un gran momento para unirse a McLaren, están claramente en una trayectoria ascendente. Estoy emocionado por mi rol en las áreas de contribución que se me han pedido hacer, tengo una gran relación con los accionistas. Más allá de la Fórmula 1, estoy muy contento con lo que McLaren está haciendo en el terreno de la automoción. Aunque no es mi cometido ni mi responsabilidad, las dos van de la mano desde el punto de vista de la marca".

    Como no podía ser de otra forma, Brown sólo ha tenido buenas palabras para Ron Dennis, de quien dice tener "una enorme admiración por lo que él, y todo su equipo, han construido". "Hablé con él hace poco y, como accionista, tendrá un gran interés en nuestro éxito". Sin embargo, no descarta la posibilidad de cambiar la metodología del equipo en ciertos aspectos: "Me encanta la cultura ganadora de McLaren, pero cuando me haya adaptado y trabaje de cerca con todos, quizá haya algunas formas de trabajar diferentes".

    En ese aspecto, Zak Brown ha tenido la oportunidad de trabajar de cerca en el pasado con las dos caras visibles del poryecto deportivo de McLaren, Eric Bouiller y el recién llegado Jost Capito. De Bouiller ha destacado los logros conseguidos por Lotus durante su estancia en el equipo, en especial en 2012, y califica a Capito como "un ganador en todo".

    "Soy optimista con Eric. Le conocí cuando era jefe de Lotus y teníamos el patrocinio de Unilever con ellos. Fue la primera vez en la que pude verle trabajar, y estaba muy impresionado con lo que hizo con Lotus, dados los desafíos que tenían. Y la gente pensaba que Kimi estaba en la parte final de su carrera... Le dieron la vuelta y fueron terceros en el campeonato; el coche era genial, tenían un gran equipo y cultura que permitió a Kimi volver a ganar. Claramente, golpearon por encima de su peso, y Eric era el líder del equipo. Eso siempre me ha impresionado. Si miras a McLaren, han ido hacia adelante desde que llegó. Por lo que he visto, dejando aparte mi amistad, ha conseguido resultados, y parece que vamos en la dirección correcta".

    "Conozco a Jost desde hace más de 10 años. De hecho, era mi cliente en Ford. Ha sido un ganador en todo lo que le he visto hacer, me llevo genial con él, y tiene una gran pasión con la marca. Creo que es un tipo extremadamente talentoso, así que, por lo que puedo ver, tenemos muchos de los recursos adecuados. Ahora se trata de hacer progresos y estar juntos como equipo".

    A nadie se le escapa que este cambio en el organigrama de McLaren llega en un punto clave para el equipo, en vísperas de un nuevo reglamento que marcará el futuro de la Fórmula 1 durante el próximo lustro, y que adquiere aún más relevancia para una McLaren que acumula ya cuatro temporadas sin ganar un Gran Premio. Brown es consciente de las urgencias históricas de McLaren, pero dado su reciente nombramiento, se moja lo justo: "Como en todo negocio, hay que hacer progresos tan rápido como sea posible. Ha habido buenos progresos en los últimos 24 meses, pero no sé aún lo suficiente para empezar a predecir posiciones en parrilla. Tenemos que volver a ganar más pronto que tarde".

    Y para ello, su alineación de pilotos jugará un papel fundamental. Brown no escatima en elogios para ellos, en especial para Fernando Alonso: "Tenemos tres pilotos increíbles, y dos de ellos son campeones. La combinación de los tres es una alineación tan poderosa como la de cualquiera. No conozco bien a Fernando, y estoy deseando hacerlo. Soy un gran admirador de lo que ha conseguido, es un competidor increíble. Diría que es tan bueno como cualquiera, y creo que mucha gente estaría de acuerdo conmigo. Stoffel (Vandoorne) es un alucinante talento joven, y fue muy impresionante en el único Gran Premio que ha hecho, dadas las condiciones. A Jenson (Button) si que le conozco y he trabajado con él, y es uno de mis favoritos".

    Su experiencia en el campo del marketing aplicado a la actividad automovilística es uno de sus puntos fuertes, y se espera que su incorporación suponga un plus para que McLaren disponga de un margen económico sólido para poder pelear con garantías. En ese aspecto, Brown incide en que un patrocinador principal es uno de los objetivos, pero no el único, y confía en aumentar el atractivo del equipo para añadir nuevos acuerdos comerciales con marcas de entidad:

    "Es importante que me asiente y aprenda más, y no creo que sepa más trabajando con información limitada. Hay mucho espacio en el coche de McLaren que necesita ser llenado con grandes marcas de lujo. Un patrocinador principal nos ayudará a ir hacia delante, pero no creo que tenga prioridad sobre lo otro. Necesitamos socios, y un socio principal es un socio fundamental, así que tenemos que convertirnos en una proposición más atractiva para socios comerciales, pero está claro que hay una razón por la que no estamos ganando tanto como deberíamos. Eso tiene que ser abordado, pero no he identificado donde está".

    La Fórmula 1 atraviesa también un importante cambio en la parcela organizativa y comercial con la adquisición de la categoría por parte de Liberty Media, de la que espera que ayude a aumentar el atractivo del deporte hacia las nuevas generaciones y mantener, a su vez, un aspecto comercial activo. Brown confía en que McLaren puede jugar un papel importante dentro de una Fórmula 1 "innovadora" en el terreno comercial:

    "Creo que toda la Fórmula 1 debe pensar sobre los acuerdos comerciales con una visión continuada y evolucionando de forma innovadora, y me gustaría ver a McLaren liderando el camino. Los patrocinadores son más sofisticados que nunca a la hora de comprar, están más orientados a los resultados y las mediciones. Tenemos que ser un equipo que adapte como vamos al mercado con socios corporativos. McLaren ha liderado el camino, y ha creado lo que es la actual Fórmula 1, y me gustaría que lo hiciéramos en la pista y fuera de ella.

    Por último, Brown también respondió acerca de la posible implicación de McLaren en otras categorías. Dejando claro que la Fórmula 1 es la máxima prioridad, apunta a mantener sus acuerdos de suministro de centralitas a otras categorías, y no descarta un regreso a las 24 horas de Le Mans, carrera que McLaren ganó en 1995. "Sería muy prematuro hablar de involucrarnos en otras formas de automovilismo, ya que la Fórmula 1 es la primera, segunda y tercera opción. Pero estamos en GTs, trabajé con McLaren para cerrar el acuerdo de suministro de centralitas con NASCAR, y también hacemos centralitas para IndyCar. Fuera de la Fórmula 1, ¿estaría Le Mans en la lista de una posible conversación? Absolutamente, McLaren ha ganado en Le Mans antes. Quizá algún día".

    Fuente: Motorsport / Fotos: McLaren