¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    6 Horas de ShangháiAlonso: "Nuestro rendimiento en clasificación es artificial"

    El Toyota #8 con el que compite Alonso tuvo que conformarse con la segunda posición para la carrera, justo por detrás de su prototipo gemelo.

    El piloto español de la marca nipona es consciente de lo cerca que están los no híbridos, con Rebellion Racing como el máximo exponente.

    El Toyota TS050 Hybrid #7 volvió a ganarle la partida al Toyota #8 con el que participan Fernando Alonso, Sébastien Buemi y Kazuki Nakajima en el campeonato de resistencia. Kamui Kobayashi y Mike Conway fueron los más rápidos del prototipo gemelo al que pilota el asturiano en el WEC y consiguieron hacerse con la pole position por poco más de dos décimas, una distancia escasa que sirvió para marcar la diferencia en la jornada del sábado.

    No obstante, la sorpresa llegó por parte de Rebellion Racing: ambos prototipos de la marca dieron un serio aviso a los nipones en la tercera sesión de libres al marcar cronos más bajos que los de Toyota. Si bien Toyota Gazoo Racing consiguió finalmente situar a sus dos coches en las dos primeras posiciones, el Rebellion de Jani, Lotterer y Senna se quedó a tan sólo 287 milésimas del Toyota #7 en clasificación, aunque lo que más destaca es que estuvieron únicamente a 59 milésimas del prototipo en el que milita Alonso, una cifra realmente baja comparada con la de principios de temporada.

    “Ya iban más rápido que nosotros en Fuji, y aquí van mucho más rápido”, reconoció Alonso a los medios al término de la sesión de clasificación. “Nuestras prestaciones de clasificación son sólo una vuelta, bajamos la batería a cero y tenemos más potencia, pero como sólo dura esa vuelta es artificial, y sabemos cuántos segundos son. Si con esa potencia acabamos sólo una décima por delante, en carrera son bastante más rápidos que nosotros, comentó Alonso haciendo referencia al sistema híbrido de su Toyota.

    El ovetense admitió que “cada vez es todo más ajustado”, aunque “luego normalmente ejecutamos mejor la carrera y conseguimos sacar ventajas en pit stops, sacando partido a la “estrategia por la experiencia del equipo”, un factor que en la resistencia es clave. “Si podemos acabar delante de los compañeros mejor para el campeonato y si no, justo detrás para no perder más puntos”.

    Es difícil mejorar este Toyota híbrido; los demás son equipos que hace seis meses no existían y van un poco más rápido que Toyota

    Nuestro coche está súper desarrollado, tiene ocho años con recursos muy grandes y siempre al cien por cien. Es difícil mejorar una máquina como este Toyota híbrido, y los demás son equipos que hace seis meses no existían y en seis meses van un poco más rápido que los Toyota. Como dije en Fuji, en las carreras se ven ventajas exageradas, pero en el pit lane de Japón tardamos dos minutos y medio menos que Rebellion, luego ves la clasificación final y alguien está a dos o tres vueltas y parece que íbamos mucho más rápido, agregó Alonso, consciente de que la imagen de cara al espectador puede ser diferente a la que él percibe en el interior del Toyota.

    Finalmente, el español renegó hacer cualquier comentario sobre el ajuste del ‘EoT’, asegurando que lo que decida el equipo le parecerá bien en todo caso. “Es el equipo quien tiene que acordar esas cosas y mientras ellos estén contentos, yo también. Ha ido bien, como todo el fin de semana con tiempos muy ajustados y también con los demás equipos. En la carrera veremos, no tenemos una idea muy clara de cómo iremos en lluvia, concluyó Alonso.

    Fotos: Toyota Gazoo Racing