¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Al detalle los modelos descatalogados y fuera de producción para 2022

    Al detalle los modelos descatalogados y fuera de producción para 2022
    Los modelos fuera de catálogo en 2022Motor.es
    Fran Romero
    Fran Romero5 min. lectura

    Cierra 2021 y con el año que se ve también lo hacen una serie de modelos. Algunos porque han completado su ciclo de vida en el mercado, y que no tendrán relevo, y otros porque su demanda ha sido más baja de las estimaciones. Te contamos todos los coches que han sido descatalogados y no estarán en 2022.

    No todos los modelos a la venta en el mercado permanecen intactos. A pesar de que las marcas se esfuerzan por mantenerlos lo más actualizados posibles, algunos se ven abocados a salir por la puerta de atrás, unos más sonados y otros que desaparecen sin hacer un solo ruido. Y es que cada uno tiene unas circunstancias diferentes.

    Los hay que terminan su ciclo de vida y no tienen un sustituto previsto porque otro modelo de la gama puede ocupar su espacio sin problemas, o hay una reeestructuración de la oferta y se simplifica la gama. Y otros porque no han calado lo suficiente en el mercado, y su rendimiento en ventas no alcanza lo estimado por la marca, con lo que se ahorra un importante coste. Los fabricantes lo intentan todo, hasta ediciones especiales para captar clientes, pero cuando ni por esas se consigue un objetivo, entonces no queda más remedio que cesar su producción.

    Foto Volkswagen Passat - exterior
    El Volkswagen Passat dejará el mercado europeo en 2022 progresivamente

    Una decena de modelos generalmente aceptados, abandona el mercado en 2022

    Y, de muchos de ellos, te hemos dado cuenta en los últimos meses de los que no estarán en 2022, pero a continuación te presentamos todos los que abandonan el mercado. Uno de los más sonados es el Volkswagen Passat. La marca alemana ha tomado una decisión un tanto extraña, pero ha borrado del mapa de los configuradores europeos a la berlina, y conservado el familiar.

    El Chevrolet Camaro es uno más de los que tampoco estará en el mercado europeo en 2022, como tampoco lo estará el Mercedes-AMG GT Coupé y el Roadster. La firma de la estrella ya ha cerrado los libros de pedidos del deportivo, aunque continuará fabricando las unidades que los clientes han pedido antes de finales de año. .

    Otro de los más sonados es el Mazda CX-3. Los japoneses han decidido retirar este B-SUV por su bajas ventas y porque también tienen en la misma cartera de modelos al CX-30, más atractivo con su estilo más coupé, que ocupa perfectamente su espacio en el mercado. Otro japonés que tampoco estará en 2022 es el Toyota Camry. La berlina nipona llegó para complacer a los clientes del segmento D, pero nuevamente tampoco ha terminado de cuajar. Si bien es cierto que las berlinas están de capa caída, desaparecidas del segmento compacto, en el superior es difícil plantar cara a las alemanas.

    Foto Toyota Camry - exterior
    El Toyota Camry vino a completar la gama europea pero no ha tenido el éxito esperado

    Adiós a berlinas y familiares tradicionales y arraigados

    En la misma categoría, el Talisman también dice adiós definitivamente, y por el mismo motivo. En el caso del francés, y a diferencia del Passat, desaparecen la berlina y el familiar. Perteneciente al grupo del Rombo, pero de la marca de bajo coste, los Dacia Logan MCV y el Lodgy también dicen adiós. Los dos modelos se han fusionado en uno solo con un estilo más crossover, el Dacia Jogger. Los Mitsubishi Outlander y ASX también dicen adiós, aunque en el caso del primero, por ahora, no se sabe si la marca nipona traerá la nueva generación con la versión híbrida enchufable o no.

    La gran mayoría de los modelos que han sucumbido son berlinas tradicionales y familiares. Dos categorías del mercado que ya no cuentan con el éxito de antaño, engullidos por los SUV y los crossovers. Y. al mismo tiempo, también influye significativamente la conversión que los fabricantes están asumiendo en el ámbito de la electrificación. El terrible desembolso para ofrecer una elevada autonomía, más que prestaciones, obliga a eliminar de la oferta a los modelos más tradicionales.

    Fuente: Auto Motor und Sport