¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir

El overtapping es la causa principal en los accidentes de coches eléctricos

El overtapping es la causa principal en los accidentes de coches eléctricos
6
Los accidentes con coches eléctricos, a examenAXA
Fran Romero
Fran Romero4 min. lectura

Los coches eléctricos son iguales de seguros que los de combustión, lo que no quita que unos tengan más riesgo que otros. Un estudio de una aseguradora suiza explica por qué los modelos de cero emisiones se ven envueltos en más accidentes. La física y una serie de errores de fabricación están detrás de los eventos más graves.

Los coches eléctricos ya no son el futuro, son una realidad que se está imponiendo cada vez más. Pero, a pesar de que a la población le asaltan dudas frente a la combustión y los híbridos enchufables, también salta a la palestra su seguridad. Los modelos de cero emisiones pasan por las mismas pruebas que los térmicos, incluso más exigentes para garantizar el perfecto funcionamiento de la batería.

Un componente que puede alterarse por los cambios de temperatura y ocasionar graves problemas, como también su protección en caso de accidente. Este área ha sido objeto de estudio por los expertos suizos de una aseguradora, que ha demostrado cómo la física y la imprudencia puede terminar en un desgraciado accidente. Un interesante estudio de una conocida aseguradora que pone de relieve las fortalezas y los puntos más débiles de los eléctricos.

Prueba de choque en coches eléctricos
Los incendios en los accidentes de coches eléctricos son causa de una batería mal reforzada

Las leyes de la física son claves en los accidentes de coches eléctricos

Y es que hay que tener en cuenta un factor clave: muchos de los noveles europeos aprenderán a conducir en coches eléctricos, por lo que es determinante conocer los detalles para evitar las reclamaciones más costosas que ya se están haciendo notar en países como Alemania, con un importante aumento en los siniestros y que tiene explicación.

Uno de los grandes problemas de los coches eléctricos es que disponen de una caja de cambios automática de una sola velocidad que se encarga de gestionar autónomamente potencia y par motor. Este último valor es realmente explosivo, lo que hace que las aceleraciones involuntarias -el fenómeno «overtapping»- sean más bruscas, un auténtico problema cuando no se está acostumbrado. Para la prueba se comparó un Tesla y un par de Golf, lanzados a una velocidad de 50 km/h. En el primero, los elementos de seguridad activan funcionaron y el habitáculo quedó intacto, al mismo tiempo que el sistema de alto voltaje se desconectó inmediatamente.

El riesgo de incendio en los automóviles es muy bajo en los accidentes

En el caso del compacto alemán, se reprodujo una colisión frontal entre una versión de combustión y un e-Golf, que pesa 400 kilos más que el anterior. El resultado obtenido confirma que coches eléctricos causan un 50% más de daños al propio vehículo que en el caso de los vehículos de combustión convencionales. Y eso se explica por las leyes de la física, pues la fuerza del impacto es hasta un tercio mayor, consecuencia directa del mayor peso y de la velocidad.

El estudio también ha revelado que, a pesar de que la batería está bien protegida por su propia caja y por el chasis, el equipo de expertos en accidentes de la aseguradora ha comprobado que es insuficiente, e instan a los fabricantes a refuerzos extras con placas de titanio o materiales similares. De hecho, hasta han sugerido a Euro NCAP que instaure una prueba para verificar la integridad de los bajos frente a daños ocasionados en isletas o rampas.

El overtapping es la causa principal en los accidentes de coches eléctricos