¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Bruselas presenta la nueva etiqueta para coches eléctricos y puntos de carga

    Bruselas presenta la nueva etiqueta para coches eléctricos y puntos de carga
    Detalle del puerto de carga del Jaguar I-PACE 2021Motor.es
    Fran Romero
    Fran Romero3 min. lectura

    La Unión Europea establece una nueva norma para los fabricantes de vehículos eléctricos, incluyéndose coches, comerciales ligeros, autobuses, camiones y de dos ruedas. Una nueva etiqueta que se colocará en los puertos de carga de los vehículos y también en los puntos de carga para ayudar a los propietarios. La nueva medida entrará en vigor el 20 de marzo.

    Bruselas ya ha puesto fecha para la entrada en vigor de la iniciativa promovida por ACEA, la asociación de los fabricantes europeos. Una nueva etiqueta que se incluirá en todos los puertos de carga para los coches eléctricos, e híbridos enchufables, con el objetivo de ayudar a sus propietarios a la hora de recargar la batería. La misma etiqueta estará presente en los puntos de carga de la red pública.

    La nueva medida es uno de los requisitos de la Directiva 2014/94 de la Unión Europea que regula el despliegue de infraestructura de combustibles alternativos, y a la que se han adherido los 27 países de Europa más Islandia, Liechtenstein, Noruega, Macedonia, Serbia, Suiza y Turquía. En todos ellos, la nueva etiqueta será obligatoria desde el próximo 20 de marzo de 2021. En el caso de los coches eléctricos e híbridos enchufables, la medida obliga a las unidades fabricadas a partir de ese día.

    Foto ACEA etiqueta de coches eléctricos y puntos de carga
    Insignias de la nueva etiqueta obligatoria de coches eléctricos y puntos de carga, según corrientes

    El nuevo adhesivo reproduce un hexágono con una letra en su interior, los mismos símbolos que lucen en el esquema sobre estas líneas, con fondo negro y letra blanca en los coches, y con el símbolo negro y letra blanca en los conectores estaciones de carga. El objetivo es evitar toda posible confusión, por lo que también estará presente en el manual de servicio y figurará en el alojamiento para guardar los cables de carga en el coche.

    Cada letra refleja el rango de tensión soportado según el tipo de corriente utilizado y el cable con el que se está realizando el proceso de recarga. De la «B» a la «E» con corriente alterna y desde la «K» a la «O» con corriente continua. En ambos tipos se muestra un voltaje mínimo y máximo, valores que se corresponden con baja tensión, pero no por ello menos peligroso si se produce un contacto, que se conoce como choque eléctrico.

    La misma medida también se aplicará en los cargadores de los concesionarios, parkings u hoteles, pero quedan exentos los cargadores domésticos. Una medida similar a la implantada hace unos años con los combustibles de las gasolineras, que ahora mantienen una denominación homologada en todo el territorio europeo.

    Foto ACEA etiqueta de coches eléctricos y puntos de carga
    Colocación de las nuevas etiquetas para coches eléctricos y puntos de carga

    Fuente: Fuel Identifiers