¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    IndyCarÁlex Palou: «Lo tenemos todo para ganar, ahora depende de nosotros»

    Álex Palou: «Lo tenemos todo para ganar, ahora depende de nosotros»
    Palou confía en que podrá llevar el coche #10 el primero a las líneas de meta en 2021
    Adrián Fernández
    Adrián Fernández6 min. lectura

    El piloto español rehuyó plantear "expectativas" en el 'Content Day' de la categoría, pero asume el objetivo de pelear por grandes cosas.

    Palou asegura sentir "menos presión" al competir ahora para un equipo top.

    "Intento hablar con Dixon y Franchitti todo el tiempo, para saber qué hacen los campeones"

    Habitualmente, la IndyCar Series suele aprovechar la celebración de su test general invernal para congregar previamente a los medios con motivo del 'Media Day', en el cual se les permite entrevistar a los pilotos y se genera todo el material audiovisual que se reutilizará para el resto de la temporada. En 2021, esta buena costumbre ha tenido que adaptarse a la realidad de la continua batalla pandémica, tanto por la ausencia de prensa presencial como por la cancelación previa del test general, mutando en el 'Content Day'.

    Las llamadas de Zoom han sustituido a los corrillos, aunque no han eliminado el entusiasmo de la mayoría de competidores ante una temporada a la que aún le queda mes y medio para dar comienzo. No cabe duda de que uno de los más satisfechos con el rol que le toca asumir es Álex Palou, cuya segunda temporada en el certamen estadounidense le sitúa ahora en una posición privilegiada al volante del segundo coche de Chip Ganassi Racing.

    Palou siempre ha destacado por ser muy consciente del esfuerzo que conlleva alcanzar el profesionalismo en el deporte motor, y por ello calibra bien sus ambiciones para 2021 con la mayor responsabilidad que pesa sobre él: «No creo que debamos tener expectativas en el mundo del deporte. No quiero tenerlas, lo que me gusta es tener objetivos. Creo que es mejor tener el objetivo de ganar, y no esa expectativa, porque somos 25 pilotos, y todos quieren ganar. Este año hay como unos 12 pilotos en nuestra misma posición, con muy buenos coches, experiencia y hambre de ganar. No va a ser fácil, pero lo intentaremos».

    Palou ya no es un novato en un equipo de media parrilla, y confía en ser efectivo al poner en práctica lo aprendido: «El objetivo es ganar algunas carreras y pelear por el campeonato. Sabemos que tenemos los recursos, los ingenieros, los mecánicos, el coche, los sponsors... Lo tenemos todo para ganar, ahora depende de nosotros. Ya no tengo que preocuparme de cosas básicas, sobre qué hacer en un fin de semana o los nuevos circuitos. Creo que estoy un poco mejor preparado, tengo un mejor coche y mejores datos con tres compañeros».

    Y es que no todo el mundo puede presumir de contar en el mismo equipo con la asistencia de pilotos como Scott Dixon y el retirado Dario Franchitti, cuyos grandes logros se cuentan por decenas, y sus victorias casi por centenares: «Intento hablar con ellos todo el tiempo, por teléfono. Les digo: "Tío, ¿qué haces hoy? ¿Qué estás comiendo? ¿Qué estás bebiendo?" Solo para saber qué hacen los campeones. Hablando con ellos, en el mismo desayuno, o antes de ir a la pista, aprendes pequeñas cosas que pueden marcar la diferencia. Estos hombres han estado ganando carreras muy importantes durante 20 años».

    Aunque muchas veces no ha estado en posición de hacerlo allá donde ha competido (de hecho, 'solo' ha ganado nueve carreras en monoplazas), la presión de ganar no pilla de nuevas al vilamajorí: «Esa presión ha estado conmigo desde que tenía seis años y empecé a correr en karts, es algo que no ha cambiado. De hecho, ahora siento menos presión, porque tengo el coche y la gente para hacerlo. No es la presión de tener que hacer algo alocado. Estar en posición de ser parte de un equipo campeón e histórico es todo lo que quería. Tiene mucha historia detrás, muchas victorias y campeonatos. Me lo creo, pero es difícil creerse que estoy en esta posición con estas oportunidades».

    Por difícil que pudiera ser su adaptación en 2020 con todas sus circunstancias, no se puede asemejar a la de Jimmie Johnson, cuya progresión durante la temporada será una de las historias clave de la categoría: «El desafío que está asumiendo es alucinante, siendo una leyenda y un campeón. Al final del día, son carreras también, pero es un mundo completamente diferente a lo que ha estado haciendo en stock cars durante muchos años. Otros pensarían que iría a hacer los óvalos y no los circuitos, pero está haciendo lo opuesto, asumiendo el desafío completo. Va a ser difícil, pero está acercándose, y creo también que lo que ha estado haciendo en prototipos le ayuda. Creo que va a sorprender a mucha gente».

    Fotos: IndyCar Media