¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    La planta de Opel en Figueruelas logra el reconocimiento vertedero cero

    Iñigo Ochoa
    Iñigo Ochoa

    Cada vez los fabricantes están más concienciados en cuanto al respeto al medio ambiente, al ver que del reciclaje también es posible obtener beneficios en la producción. La fábrica de Opel en Figueruelas (Zaragoza) es la última en conseguir la distinción de vertedero cero, gracias al aprovechamiento de los residuos generados en la producción.

    Seguro que muchos ya conocéis la regla de las tres erres: Reducir, reutilizar y Reciclar. Estas ayudan a generar menos residuos y a hacer un favor al medio ambiente. Siempre se ha criticado a los grandes fabricantes por contaminar mucho y no aplicar estas reglas, pero las cosas van cambiando y tenemos como ejemplo la planta de Opel en Figueruelas, Zaragoza.

    La factoría aragonesa ha conseguido el reconocimiento vertedero cero, uno de los máximos exponentes en la sostenibilidad de la producción. Se trata, como se puede suponer, de reducir al máximo los residuos generados, aprovechando de una forma u otra parte de los desechos de la producción a través del reciclaje, reutilización o trasformación en energía de los residuos.

    Para conseguir el estatus de vertedero cero se ha tenido que adaptar su proceso de fabricación con nuevas tecnologías y métodos de trabajo. El paso más importante ha sido la reducción de hasta un 80% de los residuos de disolvente en la zona de pintura, la conversión de los lodos de las aguas residuales en abono para el campo tras un proceso de compostaje y el tratamiento de sus lodos de pintura para generar electricidad.

    Saica Natur es una empresa clave que colabora con Opel para lograr estos objetivos. Es la encargada de proporcionar soluciones ambientales alternativas que permitan reaprovechar en el proceso productivo elementos que hasta ahora se desechaban. Ahora sigue siendo necesario trabajar en otros campos para reducir aún más los residuos y entre los próximos objetivos se encuentra la reutilización de embalajes.

    General Motors persigue el objetivo de vertedero cero desde hace tiempo y quiere para 2020 el 100% de las plantas manufactureras y el 25% de las no manufactureras puedan lucirlo con orgullo. En el caso concreto de la fábrica española, desde 2012 se han reciclado más de 3.478 toneladas de residuos, ayudando no solo a cuidar el medo ambiente si no a sacar cierta rentabilidad a elementos que de otra forma serían desechos.

    Fuente: Opel