¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Porsche Boxster E, el deportivo eléctrico

    Porsche Boxster E, el deportivo eléctrico
    2
    Oscar Magro
    Oscar Magro

    Porsche está probando tres prototipos de Boxster propulsados exclusivamente por motores eléctricos para conocer su viabilidad en el futuro.

    La movilidad sostenible no está reñida con las prestaciones y así lo quiere demostrar el Porsche Boxster E, que sigue la estela de otros vehículos con tecnología eléctrica de la marca alemana como el 911GT3 R Hybrid, el 918 Spyder y el 918 RSR. Los tres Boxster E fabricados se desplazan utilizando únicamente la energía eléctrica de baterías con base de litio-hierro-fosfato, sin la presencia de ningún propulsor de combustión interna adicional.

    Dos de los tres prototipos del Porsche Boxster E estuvieron presentes la semana pasada en la Michelin Challenge Bibendum. Este evento sobre movilidad sostenible, celebrado en Berlín, reúne a más de un centenar de vehículos comprometidos con el medio ambiente. Los prototipos deportivos con tecnología eléctrica de Porsche fueron de los modelos que más atención captaron del público asistente.

    Los test dinámicos que están realizando tienen como objetivo conocer la viabilidad de un vehículo eléctrico en el uso diario, especialmente desde el punto de vista de la conducción y la duración y recarga de las baterías. Éstas se recargan en la frenada y también a través de un cable que se conecta de la parte frontal del Boxster a cualquier enchufe convencional. Una carga completa tarda aproximadamente unas nueve horas aunque existe una función de carga rápida.

    Los Boxster E son completamente silenciosos por lo que se ha creado un sistema denominado Active Sound Design (Diseño Activo de Sonido) que emite una determinada acústica que sirve para alertar a los transeúntes de la presencia del vehículo en las cercanías. Uno de los prototipos dispone de tracción total y los otros dos son de propulsión trasera.

    El Boxster E de tracción total dispone de un motor eléctrico en el eje delantero y otro en el trasero que permiten que el Porsche se desplace únicamente utilizando la fuerza generada por las baterías de ambos motores disponiendo además de tracción a las cuatro ruedas. Los dos motores eléctricos desarrollan conjuntamente una potencia total de 180 kW y un par máximo de 540 Nm a unas 12.000 revoluciones, aproximadamente. Estas cifras se traducen en unas excelentes prestaciones -de 0 a 100 km/h en 5,5 segundos y una velocidad punta limitada a 200 km/h- y, según la marca alemana, dinámicamente ofrece las mismas sensaciones que el Boxster S con el tradicional motor de gasolina.

    Los otros dos prototipos del Boxster E tienen un motor eléctrico que envía su fuerza únicamente al tren trasero. La potencia generada por el propulsor es de 90 kW y el par de 270 Nm, lo que se traduce 9,8 segundos para pasar de 0 a 100 km/h y una velocidad punta de sólo 150 km/h.

    Fuente: Porsche

    Porsche Boxster E, el deportivo eléctrico