¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Cazado el Volkswagen Polo 2017 durante su fase de pruebas

23

El pequeño de la familia Volkswagen se encuentra en sus últimas etapas de pruebas antes de su debut en unos meses. Hace unos días pudimos ver a la versión GTi en nuestra sección de fotos espía, hoy toca conocer a la versión convencional y más popular del utilitario.

El nuevo Volkswagen Polo 2017 está ya casi a punto para su debut. El fabricante alemán aún guarda con mucho recelo el diseño de la nueva generación de su utilitario pero nosotros somos capaces de ver más allá de su camuflaje para ir sacando algunas conclusiones sobre las novedades que encontraremos en el nuevo modelo.

Aún oculta, la carrocería que monta es la definitiva aunque se aprecian componentes que pueden ser provisionales para tratar de confundirnos como los faros halógenos para no llamar la atención, parrillas de refrigeración de diseño muy básico y llantas de chapa. Sin embargo son detalles exteriores que no han sido instalados para revelar lo menos posible puesto que el vehículo parece ya finalizado. De hecho hace unos días vimos la versión GTi con sus llamativas llantas en nuestra sección de fotos espía.

La nueva generación del VW Polo llegará cargado de mayores dosis de tecnología y conectividad como demandan los nuevos clientes en este vehículo de corte premium, sobretodo para justificar su precio sobre sus hermanos de plataforma (SEAT Ibiza y Skoda Fabia) de menor precio de venta. Hablando de plataformas, el nuevo Polo estrenará una versión muy reducida y simplificada de la famosa plataforma MQB denominada A0, la misma que usan otros vehículos del grupo como el Volkswagen Golf y el Audi TT.

De ahora en adelante la plataforma MQB A0 de Volkswagen tendrá una única configuración y distancia entre ejes para todos los modelos que la usan (Ibiza, Fabia, Polo y A1). En el caso del Polo, este verá aumentada su batalla en 90 mm hasta un total de 2,56 metros lo que repercutirá en un mayor espacio interior con los pasajeros de la segunda fila de asientos como mayores beneficiarios.

Mayor distancia entre ejes significa que aumentará sin remedio sus dimensiones pero estas seguirán siendo contenidas rondando los 4 metros de largo. Se llevará a cabo una reducción de los voladizos para mantener a raya su longitud.

Su diseño exterior tendrá ese carácter continuista que tan bien le funciona al fabricante alemán, mientras que el interior será intensamente rediseñado con un notable aumento de la calidad que seguirá muy de cerca a su hermano mayor el Golf. Además contará con un sistema multimedia de última generación con pantalla digital táctil de hasta 9,5 pulgadas y grandes dotes de conectividad e integración con dispositivos Android e IOs e incluso no descartamos que tenga como opción un cuadro de mandos digital.

La oferta de motores arrancará con pequeños bloques de tres cilindros gasolina de 1.0 litros de unos 75 CV en su versión de aspiración natural y hasta 115 CV en sus versiones turbo. A este le seguirán propulsores de cuatro cilindros gasolina de 1.4 litros de entre 140 y 160 CV, bloques TDI de entre 90 y 130 CV y finalmente la poderosa versión GTI gasolina cuya potencia rondará los 200 CV. Como es habitual, el modelo contará contracción delantera y cambio manual de seis velocidades de serie siendo opcional el de doble embrague DSG.

Fotos: Automedia

Noticias relacionadas

Cazado el Volkswagen Polo 2017 durante su fase de pruebas
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto