¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Cómo cargar la batería de tu coche eléctrico sin degradarla prematuramente

    Cómo cargar la batería de tu coche eléctrico sin degradarla prematuramente
    Según como cargues el coche, tu batería sufrirá más o menos.Depositphotos.com
    David Plaza
    David Plaza8 min. lectura

    Los coches eléctricos tipo BEV, como cualquier otro dispositivo dotado de baterías, pueden sufrir la degradación de las mismas en mayor medida si no los recargamos del modo adecuado. Te enseñamos cómo hacerlo.

    La tecnología asociada a los coches eléctricos es cada vez más avanzada, algo aplicable también a las baterías y sus sistemas de gestión.

    Pero que nuestro vehículo enchufable esté dotado de sofisticados sistemas no significa que no debas adoptar una rutina de recarga adecuada, pues esta es vital para la duración de las baterías.

    Todos lo hemos comprobado con los teléfonos móviles y otros aparatos dotados de baterías: con el tiempo la autonomía se resiente y cada vez dura menos tiempo. Al final, se hace inservible y debemos comprar otra batería o, directamente, otro dispositivo.

    Un ciclo de carga sólo se completa cuando se ha descargado el equivalente al 100% de la capacidad de la batería

    Claro está que, en el caso de los coches eléctricos, esto supone un problema serio, pues cambiar de coche es realmente costoso y sustituir las baterías tres cuartos de lo mismo.

    En resumen, lo mejor que puedes hacer es recargar nuestro coche eléctrico de modo que las baterías te duren lo máximo posible. ¿Y cómo se hace eso?

    Carga completa o parcial

    Antes de entrar en profundidad en el tema, debes saber que la gran mayoría de vehículos eléctricos actuales cuentan con dos sistemas que contribuyen a minimizar la degradación de la batería.

    El primero es el TMS o Sistema de Gestión Térmica. Este sistema ayuda a mantener las baterías en un rango de temperatura lo más óptimo posible, minimizando así el nocivo efecto de las temperaturas extremas en la autonomía y vida útil de las mismas.

    Óscar Magro compara dos pesos pesados del mercado eléctrico: el Hyundai Ioniq 5 y el Skoda Enyaq.

    El segundo es un limitador de índice de carga, que puede ser configurable o no. De este modo, es posible mantener el nivel de carga de las baterías en un rango determinado, impidiendo que supere los límites configurados. Bien, este segundo mecanismo de gestión nos da una pista de lo que es mejor para una batería.

    Por tanto, ¿es mejor realizar una carga completa o parcial? Como sabrás, las baterías tienen un número determinado de ciclos de carga completos que pueden asumir. Es algo así como lo que son capaces de aguantar antes de alcanzar lo que se denomina EOL, el fin de su vida útil.

    Pero, a diferencia de lo que mucha gente cree, un ciclo de carga no es cada vez que enchufamos el dispositivo, en este caso el coche eléctrico, al cargador. Un ciclo de carga sólo se completa cuando se ha descargado el equivalente al 100% de la capacidad de la batería.

    Un ejemplo: hemos cargado la batería al 100% y hemos esperado a que esté al 0% para volver a cargarla. Ese ciclo de carga es equivalente a haber gastado el 50%, haber vuelto a cargarla y haber gastado el 50% restante después de ello. Del mismo modo, sólo tras cinco recargas del 20% habremos completado un único ciclo de carga

    Por tanto, cargar la batería de 0 a 100% no hará que ahorremos ciclos de carga. En cambio, sí hará que se produzca una degradación más acelerada.

    De hecho, los estudios indican lo siguiente:

    1. Limitar el índice máximo de carga ralentiza la degradación de la batería.
    2. Es mejor cargar hasta el 80% de capacidad y utilizar hasta el 0% que utilizar hasta el 20% y recargar al 100%.
    3. Con esta mecánica de recarga, pueden llegar a triplicarse los ciclos de carga de la batería.

    Carga lenta o rápida

    El segundo aspecto a tener en cuenta es el del tipo de carga que debes utilizar. Como sabes, existen diferentes tipos de conectores y puntos de carga y no todos tienen capacidad para cargar con la misma intensidad y, por tanto, con la misma velocidad.

    Cuidado con las cargas rápidas, sólo debemos usarlas cuando nos sean realmente necesarias. Foto: Depositphotos

    El problema es que, cuanto más rápida sea la carga, más degradará la batería. Es decir, lo ideal es optar por una carga lenta o media, por ejemplo la de nuestro cargador instalado en casa.

    Y sólo cuando necesitemos cargar de manera acelerada, por ejemplo a mitad de un viaje, recurriremos a los puntos de carga rápida o ultrarrápida, como puede ser el Tesla Supercharger.

    El mejor modo de cargar un coche eléctrico sin dañar la batería

    Ahora que tenemos todos estos datos comprobados científicamente, tenemos claro que el mejor modo de alargar la vida útil de nuestra batería de coche eléctrico es:

    Carga parcial sin llegar al 100% de la capacidad de la batería, preferiblemente del 20 al 70%, con un cargador de velocidad lenta o media.

    Según un estudio del fabricante de baterías BMZ, en una batería de 50 kWh el tipo de carga afecta del siguiente modo:

    • Descarga de 100 a 0%: 500 ciclos, 25.000 kWh.
    • Descarga de 100 a 20%: 1000 ciclos, 50 kWh.
    • Descarga de 90 a 10%: 1500 ciclos, 75.000 kWh.
    • Descarga de 90 a 20%: 2000 ciclos, 100.000 kWh.
    • Descarga de 80 a 20%: 3500 ciclos, 175.000 kWh.
    • Descarga de 70 a 10%: 5500 ciclos, 275.000 kWh.
    • Descarga de 70 a 20%: 6000 ciclos, 300.000 kWh.

    En la práctica, esto es visible en determinados modelos de coche eléctrico. Por ejemplo, el Nissan Leaf no dispone de limitación de carga al 80% y esa es una de las razones por las que muchos modelos presentan una degradación prematura de las baterías.

    En cambio, el Chevrolet Bolt de segunda generación tiene limitada la capacidad de la batería al 75%, siendo uno de los modelos con menor degradación con el paso del tiempo. Otros modelos como el Hyundai Kona Electric cuentan con una función en la que el usuario configura el límite de carga que desea.