Definido el test de carga del Halo: los equipos pueden avanzar con el chasis

  • El monocasco del monoplaza es un elemento determinante a la hora de cumplir los plazos de fabricación de un Fórmula 1.
  • La FIA había aprobado la introducción del Halo para 2018, pero no había especificado cómo realizará los test de carga para otorgar su homologación.

Los equipos tienen un problema menos con el que lidiar, ya que el Consejo Mundial del Motor ha aprobado el sistema de homologación del monocasco con la introducción del nuevo elemento que se incorporará a la competición el año que viene: el Halo.

Al ir anclado al monocasco, los equipos debían calcular la resistencia que los anclajes debían soportar para atender a las exigencias de la FIA, que no autoriza a los equipos a competir sin haber pasado satisfactoriamente todas las pruebas de carga y test de impacto. Cuando se aprobó la introducción del Halo para 2018, no se especificó en qué consistirían dichas pruebas relativas a este sistema de protección del piloto, por lo que los equipos no podían estar seguros de si el chasis que estaban construyendo sería el definitivo.

La construcción del monocasco lleva varias semanas y los equipos deben tener construidos al menos tres en enero, siendo uno de ellos destinado para las pruebas de resistencia. Los equipos eran conscientes de que las exigencias de los anclajes serían mayores que para la propia estructura del Halo, por lo que tampoco podían realizar pruebas con uno real, pues no aguantaría.

El monocasco, célula de supervivencia o lo que popularmente se conoce como chasis, deberá ser capaz de soportar las cargas sufridas por el Halo.

Finalmente, la FIA ha publicado sus exigencias y que dichas pruebas se realizarán con un Halo ficticio. La carga será aplicada con una almohadilla o junta esférica de 150 mm de diámetro. Cada prueba debe aplicarse con menos de tres minutos de diferencia y deben ser mantenidas durante cinco segundos.

No deben producirse fallos en ninguna parte de la célula de supervivencia (cockpit) o en la unión entre la estructura y dicha célula. Además, se realizarán cargas en dos puntos distintos. En el primero se aplicará una carga de 116 kN (kilonewton) verticales y 46 kN longitudinales. En el segundo,  93 kN laterales y 83 kN longitudinales.

Equipos como Force India ya habían alertado de que, con el retraso actual, estaban fuera de plazo para llegar a tiempo para los test de pretemporada, por lo que todos los equipos tendrán que intensificar el proceso.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×