GP China Memorias de China 2006: la última melodía

Una melodía tarareada de memoria fue la banda sonora de la Fórmula 1 en los primeros años del siglo XXI. La música que acompañó muchas ceremonias de podio durante las once temporadas que van desde 1996 hasta 2006, tuvo en China su último compás.


El Gran Premio de China era la antepenúltima prueba del campeonato 2006. Fernando Alonso lideraba la clasificación con 108 puntos, solo dos más que un Michael Schumacher en línea ascendente desde la segunda mitad de temporada. El alemán venía de ganar en Monza y, acto seguido, anunciar que se retiraba de la Fórmula 1 al finalizar el año, por lo que el circuito de Shanghái sería escenario de una de sus tres últimas carreras. Fernando Alonso dio el primer golpe en la mesa con la pole en la jornada del sábado, escudado por su compañero Fisichella. Los Honda y el McLaren de Raikkonen se habían metido entre los Renault y Schumacher, que partiría en sexta posición, desde la tercera fila de parrilla.

Michael se quedaría sin la ayuda de su compañero, pues Felipe Massa recibió una sanción por cambio de motor y saldría el 20º. Bajo la lluvia, nada cambió en la salida entre los dos aspirantes. Alonso mantenía la cabeza y Schumacher seguía sexto. Raikkonen había pasado a los Honda y era tercero. En la vuelta 8, el de Ferrari adelantaría a Rubens Barrichello, y en la 12 a Jenson Button, colocándose cuarto, y Raikkonen pasaba a Fisichella en la segunda plaza. Llegó el turno de las paradas, y tras el abandono de Kimi, los tres primeros eran Alonso, Fisichella y Schumacher. Fernando tenía problemas de neumáticos y Fisichella, que había intentado taponar a Michael, le pasaba. También lo hacía el propio Schumacher.


Giancarlo y Schumacher entraron a repostar, y Alonso además hizo cambio de ruedas. Varias vueltas después, Renault cometería un error en boxes con el neumático trasero derecho y Alonso perdió toda opción de ganar. Fisichella y Schumacher también tendrían que parar por última ocasión, pero Fernando estaba muy alejado de ellos. Cuando el italiano de Renault volvió a pista, el alemán le adelantó en una bonita maniobra, haciéndose con un liderato de carrera que no abandonaría hasta el final. Ya sin opciones, Fisichella decidió dejar caer su ritmo y dejarse adelantar por su compañero para minimizar daños en el campeonato.

De hecho, Alonso y Schumacher saldrían de China empatados a puntos, y Alonso, que encabezó la tabla desde la primera carrera, perdía la primera posición al llevar un triunfo menos en la temporada. El Renault era más rápido, pero Alonso solo pudo quedarse a tres segundos de Schumacher, que había bajar la velocidad asegurando acabar la carrera.


Acabó la carrera y llegó la ceremonia del podio. Sobre él, Schumacher escoltado por los dos conductores de Renault. Sonó el himno italiano acompañado del alemán, como tantas otras veces desde que el 'Kaiser' fichara por Ferrari en 1996. Una mezcla inseparable que posteriormente rescataría Vettel con Toro Rosso en Monza 2008 y con Ferrari en Malasia 2015. La de aquel 1 de octubre de 2006 fue la victoria número 91 de su carrera y la 72 con Ferrari de Michael Schumacher, que no volvería ganar. La última melodía del piloto más laureado de la historia de la Fórmula 1.



Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto