¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Brembo presenta Sensify, una tecnología de frenos con inteligencia artificial

    Brembo presenta Sensify, una tecnología de frenos con inteligencia artificial
    El Tesla Model S, primer modelo del mercado en probar el nuevo sistema de frenos Brembo SensifyBrembo
    Fran Romero
    Fran Romero4 min. lectura

    Líder en tecnología de frenado, Brembo presenta Sensify, un nuevo sistema de frenos para coches eléctricos. Combina un funcionamiento hidráulico, y mediante cable, además de inteligencia artificial con lo que se adapta a los estilos de conducción, reduce el consumo y aumenta la autonomía. Un nuevo equipamiento que se lanzará en 2024.

    Brembo acumula una década probando una tecnología de frenado que, sin duda, supondrá una revolución para los futuros modelos eléctricos. La firma italiana acaba de presentar el nuevo sistema «Sensify», un equipo que combina un funcionamiento hidráulico y mediante cable, añadiendo también un potente software basado en la inteligencia artificial. Inédito por cualquier lado que se mire, ya se encuentra en fase de pruebas en condiciones reales a bordo de un Tesla Model S.

    La firma italiana, una auténtica especialista en frenos de alto rendimiento, utiliza la hidráulica tradicional para el sistema de frenos delanteros, aunque controlado por un motor eléctrico, mientras que los frenos traseros son electromecánicos. El sistema también cuenta con una caja de pedales completamente nueva, de manera que el pedal de freno ahora dispone de un actuador electrónico que transmite la presión del pedal a dos unidades de control -una por eje- comunicándose directamente con las pinzas que ejerce la fuerza de frenado considerando datos de la conducción.

    Brembo explica el funcionamiento de su nuevo sistema de frenos Sensify

    Sensify se ha diseñado para que cada rueda reciba una cantidad dosificada y justa de la fuerza de frenado, por lo que esta puede ser regulada. Un funcionamiento que puedes ver más detalladamente en el vídeo sobre estas líneas. El proveedor de Bérgamo, Italia, ha señalado que una de las particularidades de este sistema es que las pastillas de freno solo muerden los discos, por lo que ya no se mantienen sobre los discos, lo que reduce la fricción y el desgaste, además de reducir el consumo y aumentando la autonomía de los coches eléctricos.

    El sistema es escalable, lo que permite montarse en modelos de diferentes categorías, pero con especificaciones para cada uno, incluso también se ha concebido pensando en los coches autónomos. Brembo ha explicado que esta especificación es la más sofisticada y especial para los modelos más grandes y más prestacionales, obligando a incluir la parte hidráulica, ya que los motores eléctricos no pueden generar la fuerza necesaria para un modelo gran peso.

    Además, permite adaptar su funcionamiento a los diferentes modos de conducción, por lo que la fuerza de frenado es diferente en cada uno de ellos. El sistema Sensify se embarcará en un modelo de producción en serie a partir de 2024, pero la firma no ha dado pista alguna de qué marca en concreto se beneficiará de esta novedad técnica, sonando con fuerza la marca americana de eléctricos por excelencia, dado que el Tesla Model S ha sido el utilizado como mula de pruebas.