¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    La categoría GT del WEC estará basada en la normativa GT3 desde 2024

    La categoría GT del WEC estará basada en la normativa GT3 desde 2024
    Mercedes-AMG es una de las marcas que pueden acceder a Le Mans con su vehículo GT3.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho3 min. lectura

    FIA y ACO deciden seguir los pasos de IMSA y convertirán la categoría GT del WEC en una nueva clase bajo normativa GT3.

    Las 24 Horas de Le Mans se abrirán así a un gran número de fabricantes, aunque la premisa es no tener equipos oficiales.

    Resuelta la convergencia entre las normativas LMH y LMDh para dar forma a un nuevo orden global con prototipos habilitados para competir tanto en el WEC como en IMSA, la prioridad absoluta de FIA y ACO era definir el futuro de la categoría GT del Mundial de Resistencia. Tras la decisión de IMSA de apostar por una nueva clase GTD Pro basada en la normativa GT3, sólo parecía cuestión de tiempo que el certamen mundial también siguiese este camino. Y así ha sido. La categoría GT del WEC estará basada en la plataforma GT3 a partir de 2024. También se utilizarán en el resto de campeonatos ACO.

    Las regulaciones GTE se mantendrán así hasta finales de 2023 antes de dar paso a los vehículos GT3, plataforma global utilizada por la mayoría de fabricantes de vehículos GT del mundo. Aún se desconoce si los GT3 utilizados en el WEC tendrán modificaciones técnicas, pero se trata de un detalle menor ante la opción que tienen ahora más de una docena de marcas de competir en las 24 Horas de Le Mans, el WEC y las European Le Mans Series. Hasta entonces, la clase LMGTE-Pro se mantendrá viva, pero con la llegada de los GT3 se intentará evitar la presencia de equipos de fábrica para mantener los costos operativos controlados.

    De esta forma, la nueva categoría GT3 estará abierta a conductores profesionales, pero parece que se aplicará una categorización de pilotos estricta para mantener el concepto Pro-Am y que los fabricantes no tengan un peso tan claro como en LMGTE-Pro. Esto abre la opción a tener dos categorías dentro del WEC, aunque no seguirá la dinámica de IMSA que sí permitirá tener equipos 'Pro' con apoyo directo de fábrica en GTD Pro. Mientras tanto, FIA y ACO también han anunciado que el lanzamiento de la categoría basada en la tecnología de pila de hidrógeno en Le Mans se retrasa un año, hasta 2025.

    Fotos: FIA WEC