Cómo tener un coche de alquiler por 1 euro con DriiveMe

¿Cuál es la trampa? Aparentemente, ninguna. Hay empresas que se gastan dinero en mover coches de un sitio a otro, y Driiveme les pone en contacto con gente que busca alquileres baratos. En teoría, todos salen beneficiados con este intercambio.

Después de cinco años funcionando en Francia, DriiveMe llega a nuestro país. Esta aplicación/web pone en contacto a empresas que necesitan trasladar vehículos y que normalmente han de gastarse dinero por ello. A cambio de un alquiler simbólico, particulares realizan ese servicio por ellos.

Se trata de un win-win, o que todos ganan

Los particulares tienen acceso a alquileres de 1 euro, que incluye la póliza de seguro, kilómetros adicionales de A a B... todo menos la gasolina y los peajes, como si fuese un alquiler normal. Eso sí, el abanico de elección de origen, destino, fecha y vehículo es mucho más restringido. Funciona de forma similar a un outlet.

Por otro lado, empresas de alquiler, talleres, compraventas... dejan de gastarse dinero en grúas, trenes o dietas de conductores profesionales para mover sus coches. Driiveme les facilita la logística cuando un cliente anterior ha hecho un viaje solo de ida y es necesario que el vehículo vuelva a su base.


Además del portal Web, se puede usar Driiveme con una aplicación para Android e iPhone

¿Cómo funciona?

Los usuarios registrados en la plataforma eligen origen y destino. A continuación verán una lista de vehículos disponibles, punto de recogida y devolución, así como el horario de la oferta. Por ejemplo, veamos este caso obtenido del portal francés.

Partimos de Burdeos y queremos ir a París. Hay una oferta en la que hay que recoger un coche en el aeropuerto de Mérignac y llevarlo a la Gare de Lyon (estación central) en París. Se puede recoger a partir del 8 de junio a las 8:00 y debe estar devuelto en destino antes del lunes 12 a las 0:00. Solo se puede tener un día (24 horas).

Todo esto por un euro, gasolina y peajes

La oferta es válida para un turismo del segmento B por determinar, cambio manual y cinco asientos. El conductor debe tener al menos 20 años y dos de licencia, tarjeta de crédito y abonar una fianza reembolsable de 400 euros al coger las llaves. El trayecto es de 591 kilómetros, pero se pueden meter al contador 750, lo que permite un pequeño desvío. Está permitido compartir el coche mediante Blablacar o similares.

Probamos ahora con el portal español. De Madrid a Alicante no aparece ninguna oferta, por lo que se puede pedir una notificación en el caso de que aparezca una más tarde en ese trayecto. Encontramos en cambio una oferta de Granada a San Sebastián, atravesar el país de sur a norte, lo que costaría mucho con un alquiler convencional. En este caso también cuesta un euro.

Las condiciones son las mismas que en el caso francés, solo que la fianza baja a 300 euros, el vehículo es de un segmento inferior, un urbano de dos plazas (bien puede ser un smart fortwo). La ruta es muy larga, 882 kilómetros, pero estan incluidos 1.100. No sobra mucho tiempo para hacer turismo, porque a ritmo legal se tardan 8 horas, y la oferta es de 24 horas, con un margen de recogida y devolución de lunes a jueves.

Algunos alquileres son de más de 24 horas, y no cuesta más por categoría superior de vehículo (como berlinas o furgonetas)

Como podemos ver, es algo más que un traslado de vehículo que no se remunera como tal, pero se compensa con el servicio. Seguramente el precio simbólico trata de evitar complicaciones legales y administrativas, y que no se considere como un trabajo. Es un intercambio más bien, el conductor no lo hace con ánimo de lucro, y el propietario del vehículo tampoco, pero se ahorra dinero. Bueno, ambas partes se ahorran dinero.

De momento no hay muchas ofertas en el portal, ya que acaba de iniciar su andadura en España. Ahora bien, dada la cantidad de vehículos de alquiler que hay en nuestro país -somos una potencia turística y se esperan 70 millones de personas este año- las ofertas irán aumentando en la época estival.

Por otro lado, si la iniciativa funciona bien, las empresas de alquiler podrán ofrecer tarifas más competitivas en alquileres solo de ida (one-way) si el retorno del vehículo no va a suponer un lastre económico. En teoría el precio del alquiler puede suplir ese coste, ya que la empresa se lleva más de lo que se desgasta el vehículo.

De la misma forma que hay cazadores de chollos esperando  las ofertas de las aerolíneas de bajo coste, puede ser interesante estar pendiente de DriiveMe por si aparece algún chollo. Son trayectos de una dirección, sí, pero el retorno se puede planificar con plataformas de coches compartidos (Blablacar o Amovens), compañías de transporte o el medio que se quiera. Si existe una oferta de vuelta, el portal o aplicación la muestra también.

¿Por qué no ha llegado a España esto antes?

Buena pregunta. En realidad, se ha intentado. Entre 2013 y 2016 la empresa emergente 1rent estuvo intentando obtener acuerdos con las empresas alquiladoras para que ofreciesen sus coches que retornan a base sin el arrendatario. Según las cifras que barajaron, el 65% de los alquileres son solo de ida.

1rent se fijó en el modelo de negocio de Driiveme que estaba funcionando en Francia. Los fundadores decidieron abandonar el proyecto a finales del verano de 2016, y algunos trabajan para la rama española de Driiveme. El proceso lo cuenta David Diaz Ballesteros en un artículo publicado en LinkedIn.

La empresa de alquiler Europcar tiene su propio servicio de alquiler por 1 euro que tiene el mismo principio de funcionamiento: llevar los coches de vuelta a su base asignada, o retornarlos al fabricante cuando se termina su vida "laboral". Desde luego, la idea no era mala.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×