¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Las imágenes más claras del nuevo Corvette C8 2019 de motor central

13

Tras algunos meses de incertidumbre y fotos poco claras, estas son las imágenes más claras y evidentes del prototipo de motor central que General Motors está testando en su pista de pruebas.

Su imponente camuflaje no deja apenas ver sus formas reales, pero podemos vislumbrar algunos de sus primeros detalles definitivos.

Puertas de apertura convencional.

Tras unos meses de fotos espía borrosas y sobre todo lejanas, finalmente hemos podido conseguir las que son, hasta la fecha, las imágenes más claras de la nueva generación C8 del Corvette. A pesar de que el camuflaje evidentemente es muy profundo, en esta nueva serie de instantáneas podemos apreciar un gran número de detalles del nuevo y esperado Corvette de motor central.

En primer lugar, comprobamos como nuestras apreciaciones previas eran correctas, el traslado del motor al vano posterior del Corvette ha provocado una disminución notable en la longitud del vehículo. La zona delantera ha sido la más afectada por este cambio, con una reducción notable en su tamaño. El prototipo de las imágenes muestra claramente una arquitectura de tipo cab forward, con la cabina tremendamente adelantada con respecto a los ejes.

Sin embargo, la posición del pilar A aparece algo más retrasada que en otros modelos europeos de motor central, y las propias formas del pilar son algo más verticales de lo que nos esperábamos.

La silueta es inconfundible, tiene motor central.

Las proporciones cambian completamente con respecto a la generación actual del Corvette, con una trasera más prominente y sobreelevada con respecto a la línea de cintura.

Lo que parece ser un camuflaje de lona superpuesto no nos permite vislumbrar las formas reales del modelo, que a simple vista se nos antojan demasiado cuadradas. Esto puede ser debido a que bajo la lona se puedan encontrar elementos que precisamente traten de disimular las verdaderas formas del modelo. No obstante, formas y volúmenes están claras, este prototipo dispone del motor tras el habitáculo, por lo que si quedaba alguna duda, estás imágenes las terminan de disipar.

Las imágenes tomadas desde la trasera también son muy interesantes. A pesar de estar tomadas con objetivos de larga distancia también podemos apreciar nuevos detalles del modelo. En primer lugar, comprobamos como las puertas son de apertura convencional y por último, descubrimos la posición y distribución de los grupos ópticos traseros, que parecen continuar el juego de doble piloto individual que ha caracterizado al Corvette durante décadas.

Doble piloto trasero a cada lado.

Así mismo, comprobamos como la tercera luz de freno se encuentra situada en la parte superior de la zaga, en lugar de encontrarla en el techo o la ventanilla trasera. En esta serie de imágenes podemos apreciar el amplio volumen de los contrafuertes traseros y lo que es más importante, en un momento determinado vemos como uno de los probadores o ingenieros se baja del vehículo, lo que nos permite hacernos una idea de la altura del prototipo.

Asumiendo que el individuo tiene una altura en torno al metro setenta o metro ochenta, podemos asumir que la mula de pruebas tiene alrededor de 120 o 130 centímetros de alto. Como muestra, la generación actual del Porsche 911 en carrocería coupé dispone de 1.294 milímetros de alto, mientras que el Ferrari 458 Italia tiene 1.213 milímetros de altura.

En proporción, este nuevo Corvette parece bastante más corto y menos ancho de lo que nos esperábamos. Aunque su camuflaje es demasiado ostentoso como para que podamos emitir ningún juicio de valor con la suficiente autoridad.

La zona delantera aparece demasiado cuadrada y vacía.

Evidentemente, estamos ante una mula de pruebas que si bien posee las características principales del modelo, no dispone aún de los elementos de diseño finales del mismo. En el frontal podemos apreciar como el diseño es completamente plano y cuadrado, sin forma alguna, donde se puede intuir un gran vacío en la zona destinada a la parrilla o las tomas de aire delanteras.

Un detalle muy curioso es la aparente ausencia de entradas de aire laterales, sin embargo, si nos fijamos en la zona inferior de las puertas, encontramos como estas parecen tener un ligero bajorrelieve, lo que nos hace pensar que en esa zona Chevrolet esculpirá en la carrocería las necesarias entradas de aire, junto a la rueda trasera.

En cuanto a la mecánica que podría impulsar este nuevo deportivo todavía no tenemos datos concretos, sin embargo, los rumores siguen apuntando a un clásico V8 push rod de aspiración natural, que estaría en torno de los 600 o 700 caballos. Su llegada, como ya sabemos, estaría fijada para el Salón de Detroit de 2018, como Corvette modelo 2019, al que probablemente se le añada algún apelativo como Zora o ZR1.

Fotos: S. Baldauf/SB-Medien

Noticias relacionadas

Las imágenes más claras del nuevo Corvette C8 2019 de motor central
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto