¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Entrevista exclusiva a Marta García, piloto española de la W Series

La piloto española contestó las preguntas de Motor.es tras ser elegida para la temporada inaugural del certamen femenino.

García explica el proceso de selección, y defiende el propósito de la categoría en aras de la "visibilidad".

Comenzará la temporada en Hockenheim durante la primera semana de mayo.

Con apenas 18 años, Marta García ya ha tenido la oportunidad de experimentar todo el rango de altibajos que acompaña el intentar labrarse una carrera en el mundo del automovilismo. Tras haber sido subcampeona de España de karting en dos ocasiones ante la flor y nata del panorama nacional, y explotar en 2015 y 2016 ganando el Academy Trophy de la FIA y siendo cuarta en dos europeos absolutos (KF-Junior y OK), su carrera parecía destinada a grandes éxitos, una visión compartida por Renault al hacerla parte de su programa de jóvenes pilotos con apenas una docena de carreras en Fórmula 4 a sus espaldas.

Su 2017, no obstante, pareció enterrar parcialmente ese sueño, tras una complicada temporada en la F4 española en la que no consiguió subirse al podio. Renault prescindió de ella, y la falta de recursos para seguir compitiendo la devolvió al karting, donde volvió a reencontrarse con los laureles a nivel nacional. Su talento, no obstante, no merece quedarse allí, y fue en éste punto donde la W Series entró en juego: una competición para mujeres piloto en teórica igualdad de condiciones, sin barrera de entrada económica y con un proceso de selección. La oportunidad perfecta para que la piloto de Denia demostrase su valía.

Varios meses después, Marta es ahora una de las 18 pilotos confirmadas, y la única española, para iniciar la primera temporada de la W Series el 4 y 5 de mayo en Hockenheim, con un calendario que comprenderá seis citas a lo largo de toda Europa como teloneras del DTM, con dos carreras por evento (precedidas de dos entrenamientos libres y una clasificación), y que terminará en Brands Hatch a mediados de agosto. Tras éste logro, la joven piloto española (la segunda benjamina de la categoría, solo por detrás de Megan Gilkes) ha accedido a charlar con Motor.es acerca de todo el proceso.

Pregunta: Antes de nada, enhorabuena por haber sido seleccionada para la temporada inaugural de la W Series. Ahora que ha pasado una semana desde que fueron seleccionadas, ¿cuales son sus sensaciones al respecto?

Marta García: "Estoy muy contenta con el resultado de esta semana en Almería, y con ganas ya de empezar la temporada la primera semana de mayo".

P: Antes y durante todo el proceso, varias pilotos de primer nivel han criticado el concepto y el propósito de la categoría, pero otras muchas se han apuntado a ello, como es su caso. ¿Cuales fueron los motivos principales que le impulsaron a presentarse como candidata?

MG: "Obviamente, es un campeonato donde no tenemos que pagar nada, y creo que a todas es lo primero que nos llamó. Si no tienes que pagar nada y lo ponen todo, es algo que no vas a desaprovechar. Siendo un campeonato de Fórmula 3 donde vas a coger experiencia, kilómetros y aprendizaje, es una buena oportunidad. También nos va a dar mucha visibilidad a las mujeres, que no se nos estaba dando, para demostrar nuestro potencial y que nos pueda abrir puertas a otras categorías".

"La W Series nos va a dar mucha visibilidad a las mujeres, que no se nos estaba dando".

Junto a otro medio centenar de aspirantes, entre el que se encontraba la también española Carmen Boix (y en el que no figuraba la inicialmente pre-seleccionada Carmen Jordà, que renunció), Marta se enfrentó a una gélida primera prueba en un circuito de pruebas en Austria en la que fue evaluada en múltiples aspectos además de su pilotaje, y pasó la criba para participar en los test de Almería en marzo, donde las 28 elegidas se enfrentaron a los Tatuus T-318 que usará la categoría.

No obstante, varias voces también se han mostrado críticas con la poca representatividad de las pruebas de pilotaje en Austria (con coches de calle, en condiciones invernales), un percibido énfasis en aspectos ajenos a lo puramente competitivo y las quejas de algunas pilotos que aseguraron no saber con certeza en base a qué se las había descartado. Por ello, hablar con nuestra entrevistada de dichas pruebas ofrece una información interesante.

MG: "En Melk, conducir era un 70%. Hubo tres pruebas de conducir el primer día, otras dos el segundo día y en el último día hubo como una Carrera de Campeones. A mi, por ejemplo, creo que lo de conducir se me dio bien. No eran las condiciones que a mí me encajaban mejor, porque había nieve, hielo La pista estaba en unas condiciones a las que yo no estoy acostumbrada, porque en España no llueve nunca. Aparte, había un 10% de físico, también un 10% de entrevistas y como te desenvuelves con los medios, y el trabajo en equipo era el otro 10%".

"En Almería, el objetivo era empezar desde un punto e ir mejorando en cada tanda, para que vieran tu rendimiento. Como vas mejorando cada vez que te subes en el coche, tu vuelta a vuelta, la consistencia fueron aspectos que tuvieron en cuenta. Fuera de la pista; como transmitías la información al ingeniero, como trabajabas y demás. También hicimos algo de físico, pero muy poco: no nos puntuaban por eso, pero estaba la gente de InstaPerformance para decirte un poco qué ejercicios tenías que hacer antes de subir al fórmula o como tenías que calentar".

Habiendo pasado ya por todo ello, Marta García ha iniciado ya su preparacion para la competición propiamente dicha, enfrentándose primero a los test que se disputarán en Lausitzring a mediados de este mes, y que ofrecerán los primeros datos públicos sobre el rendimiento en pista de las 18 elegidas en la igualdad de condiciones que la W Series proclama ofrecer. Tras asegurar recientemente que irá a ganar y que un objetivo realista "sería un top 5", no se sale del molde en lo que a las posibles favoritas se refiere:

P: No sabemos hasta qué punto han tenido ustedes acceso a los tiempos de sus “competidoras” en Almería. En base a ello, o lo que haya podido saber, ¿quiénes cree que deberían ser las rivales más duras en Hockenheim?

MG: "Sí que hemos tenido acceso a los tiempos, pero no podemos decir nada. Según lo que he visto, aunque ya lo sabía, pienso que entre las rivales más fuertes va a estar Jamie Chadwick, que ganó una carrera de la F3 británica. También Beitske Visser, que tiene mucha experiencia en monoplazas y Alice Powell, que corrió GP3 hace tiempo. Hay algunas otras que tampoco van mal, pero estas tres son las que más destacan por experiencia".

"Jamie Chadwick, Beitske Visser y Alice Powell estarán entre las rivales más fuertes"

P: Ahora que da el salto a un coche más potente y físico como un F3, ¿como ha variado su preparación física para ésta temporada? ¿Cuál es el aspecto que más ha buscado potenciar?

"Ahora mismo estoy trabajando con un mánager, y me ha puesto un entrenador físico. Ya no estoy entrenando en el centro de alto rendimiento, si no que estoy con otra persona aparte, a distancia, y he empezado a trabajar con él hace un mes. Aún no he podido hacer lo que me ha ido diciendo, porque he tenido lo de Almería, pero hace dos días empecé a entrenar fuerte. Sí que ha cambiado un poco: hay más trabajo de cuello, más trabajo de músculos en los que he notado que me cansaba más con el F3, pero el entreno en sí es igual".

El mánager al que Marta hace referencia es un nuevo cambio en su organigrama, y no es uno casual. La segunda oportunidad que le ha brindado la W Series ha vuelto a poner su nombre en el panorama automovilístico, al menos a nivel nacional, lo que le ha permitido probar un F312 en unos test recientes del EuroFormula Open en Montmeló. García no se cierra ninguna puerta para el futuro inmediato, pero tiene claro que los monoplazas son su lugar.

P: De cara al futuro, ¿cual cree que sería el mejor destino para su siguiente paso? ¿Se atrevería con la nueva F3 FIA?

MG: "Ahora estoy más concentrada en monoplazas, la verdad; el objetivo es llegar a la Fórmula 1. La idea sería, además de la W Series, hacer alguna carrera en la Formula Renault, que es el mismo coche, y para el año que viene hacer algún campeonato, como la Formula Renault o toda la EuroFormula, además de hacer más entrenos, hacerlos fuera de España y cosas así. Esto no depende de mí, depende de mi mánager, así que aún no sé el plan de la temporada que viene, pero esa es la idea que tenemos".

"Ahora estoy más concentrada en monoplazas; el objetivo es llegar a la Fórmula 1"

P: Poco antes de las pruebas finales de la W Series, usted tuvo la oportunidad de probar un F3 gracias a Drivex. ¿Le resultó útil el rodaje de ese día para aplicarlo en Almería, pese a ser un coche distinto?

MG: "Si, todo suma, pienso que me sirvió. No había cogido un fórmula desde hacía un año y medio, desde la última carrera de la Fórmula 4 española que hice en 2017. Creo que trabajé bien, y también intenté aprender lo máximo con el ingeniero: que me explicara los tipos de asfalto, como era la frenada perfecta dependiendo de la curva".

Todos ellos, consejos muy válidos para una piloto que, hasta la fecha, no había sido capaz de trasladar su velocidad natural a las complicadas circunstancias de pilotar un monoplaza. Su 2017, que se inició como el sueño de cualquier piloto, sentada sobre la rueda de un Fórmula 1 bajo los focos del mundo de las carreras, terminó con sabor agridulce, pero Marta no parece haber perdido de vista todo lo aprendido desde entonces, así como lo reencontrado en su regreso temporal al karting.

P: Su paso por el programa junior de Renault fue seguido con gran interés, aunque solo estuvo allí un año. A pesar de que los resultados no fuesen los esperados, ¿qué es lo más importante que se llevó de esa experiencia, o lo que más aprendió?

MG: "En cuanto a conducción, no aprendí mucho, la verdad. Sí que te puedo decir que, en cuanto a lo físico, hice cosas que no había hecho. Fui a muchos campos de entrenamiento y hacíamos escalada y cosas así, que yo no sabían que eran buenas para los pilotos, pero luego te das cuenta de que sí son importantes".

P: El año pasado, sin programa en monoplazas, regresó al karting. ¿Consiguió encontrar allí las buenas sensaciones que quizá faltaron en su año de Fórmula 4?

MG: "Obviamente si. Estaba haciendo karting, que es algo que llevo un montón de años haciendo y en lo que estoy cómoda, porque sé que lo hago bien. El primer año en fórmulas no tenía los suficientes kilómetros y no tenía una buena preparación en el conjunto de todo. No fue fácil, la verdad, fue un poco duro, pero éste año estoy en buen sitio, y si voy dando los pasos que tocan y trabajo poco a poco, creo que irá bien".

Para terminar, no podíamos pasar la oportunidad de preguntarle sobre Belén García y Nerea Martí, las dos pilotos que disputarán este fin de semana la primera ronda de la Fórmula 4 española en Navarra, con vistas a competir todo el año. Marta, que conoce a ambas de su paso por el karting, tiene claro qué aconsejarlas: "Como sé que tampoco han hecho muchos test, que se lo tomen como un año de aprendizaje, de coger el máximo de kilómetros, de aprender al máximo, trabajar bien con el equipo, con los ingenieros, sacar el máximo provecho y a tope".

Tan a tope como Marta intentará ir éste año, pese a la dura competencia de las Chadwick, Visser y compañía. No todos los días puede uno competir gratis en un campeonato, y en sus manos estará sacar el máximo partido de ello. Si alguna de ellas consigue usarlo de trampolín para cosas mayores, habrá merecido la pena.

Fotos: W Series / EuroFormula / Spanish F4

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto