¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    M-Sport quiere cerrar el WRC 2020 con un buen resultado en Monza

    El WRC cierra 2020 en el asfalto del Rally de Monza, superficie que sólo ha pisado en el Montecarlo.

    M-Sport competirá con tres Ford Fiesta WRC en el Rally de Monza. Teemu Suninen, Esapekka Lappi y Gus Greensmith serán sus pilotos.

    El preparador de Cumbria quiere aprovechar su experiencia en el Monza Rally Show para rascar un buen resultado en Italia.

    La atípica temporada 2020 del WRC termina con la disputa del Rally de Monza. La sexta cita de una campaña marcada por la pandemia de COVID-19 está definida por la lucha por el título de pilotos y de constructores, siendo en ambos casos Toyota y Hyundai protagonistas. Ajeno a esta batalla, M-Sport intentará brillar con luz propia en el Rally de Monza y conseguir un buen resultado. Teemu Suninen, Esapekka Lappi y Gus Greensmith serán los encargados de pilotar los tres Ford Fiesta WRC del equipo en un evento en el que la formación de Cumbria tiene una notable experiencia por su habitual participación en el Monza Rally Show.

    No obstante, M-Sport ha ganado el Monza Rally Show en nueve ocasiones, siete con Valentino Rossi, una con Dindo Capello y otra con Robert Kubica. Conseguir la décima victoria no será fácil para el equipo, más si cabe cuando la prueba forma parte del WRC y no se limita exclusivamente al Autódromo de Monza. De hecho, la ruta del sábado se interna en las montañas de Bérgamo. Con todo, M-Sport no tuvo un mal rendimiento en enero en el Rally de Montecarlo, prueba con tintes parecidos al disputarse sobre asfalto, más si la nieve también hace acto de presencia en torno a Monza.

    M-Sport quiere cerrar el WRC 2020 con un buen resultado en Monza
    Esapekka Lappi afronta el Rally de Monza sin ningún tipo de referencia previa.

    Teemu Suninen compitió en el Monza Rally Show en 2018, logrando un buen segundo puesto tras Valentino Rossi. Con esa experiencia bajo el brazo, el piloto finlandés espera tener un buen desempeño en el cierre de la temporada con su Ford Fiesta: «Tengo muchas ganas de disputar el Rally de Monza. Estuve allí en 2018 y tengo muy buenos recuerdos. El formato será un poco distinto este año con un día de montaña, pero conducir los coches en el circuito será divertido. Comencé mi trayectoria en competición en los circuitos y espero que eso me ayude a luchar por un buen resultado para terminar el año».

    Por su parte, Esapekka Lappi aterriza en Monza sin saber lo que es subir al podio, aunque aún tiene la posibilidad de superar a Suninen en la general del WRC si conseguir un buen resultado en la cita italiana: «Ha sido un año loco, pero es bueno tener otro rally antes de terminar la temporada. No he estado en el Monza Rally Show antes, pero comencé mi trayectoria en los circuitos y estoy ansioso por ver qué podemos hacer. No hemos conducido con el Fiesta sobre asfalto desde el Rally de Montecarlo, así que tendremos que coger confianza. Allí se sintió bien y si podemos conseguir una buena puesta a punto, podemos tener un final de temporada agradable».

    Por último, Gus Greensmith buscará dar la sorpresa y colocarse entre los mejores. Aunque no ha estado en Monza antes, el británico ha podido rodar en Goodwood para acostumbrarse al pilotaje en un circuito: «No había hecho nada como este evento antes, así que tengo muchas ganas de subirme al Ford Fiesta WRC en un escenario tan histórico. El coche se sintió muy bien en el 'Monte', así que estoy deseando también que lleguen las etapas de montaña del sábado. Las notas serán muy importantes, así que hemos trabajado en eso además de hacer un día de test en Goodwood. Espero que podamos divertirnos para terminar la temporada».

    Fotos: Red Bull Content Pool / M-Sport