¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Marc Márquez se convierte en el tetracampeón más jóven de MotoGP

    Motor.es
    Motor.es4 min. lectura

    Marc Márquez ha logrado su sexto título de campeón del mundo, cuarto en la categoría reina del Mundial de Motociclismo.

    El piloto catalán ha disputado 90 Grandes Premios en MotoGP en los que suma 35 victorias, 63 podios y 45 poles.

    Marc Márquez lo ha vuelto a hacer. El piloto de Cervera ha conseguido su sexto título mundial, cuarto de MotoGP. Con este nuevo entorchado, ya es el segundo español con más títulos el en Mundial de Motociclismo, sólo por detrás del malogrado Ángel Nieto. Lejos quedan aún los ‘12+1’ títulos del piloto madrileño, aunque parece poder frenar al piloto de Honda. Si en sus primeros compases en la categoría reina Marc era puro corazón y velocidad, ahora también es cabeza e inteligencia, esa que le permite incluso saber cuando caerse. 26 caídas en un año -con apenas tres percances en carrera- así lo demuestran.

    Cuatro títulos de campeón de MotoGP contemplan a Marc Márquez, cada uno alcanzado bajo un guión distinto. El entorchado de 2013 fue el título de la sorpresa. Recién ascendido desde Moto2, el catalán certificó que la apuesta de darle una moto oficial de Honda no era una locura. Siete victorias necesitó para ganar su primer campeonato en la categoría reina. Sin embargo, este registro quedó empequeñecido apenas un año después. Tras ganar las diez primeras carreras consecutivas en 2014, Marc Márquez firmó su título más autoritario con 13 victorias. Marc tocó el cielo, para volver al suelo.

    2015 fue el año más duro y a la vez, el año de mayor aprendizaje para Marc. La Honda RC213V no terminó de funcionar, Yamaha consiguió dar dos pasos adelante y el resto, una historia de un pequeño sufrimiento. Sin embargo, esta temporada sirvió a Márquez para curtirse como piloto y adquirir otras habilidades. A pesar de sumar cinco victorias, el episodio vivido en el GP de Malasia con la famosa patada de Valentino Rossi terminó por sacarle de la lucha por el título. Pequeña concesión para volver con mayor fuerza, como un campeón mucho más completo.

    Si 2013 fue el año de la sorpresa y 2014 el del título más autoritario, la temporada 2016 fue la del campeón renacido, la de su título más trabajado y a la vez el del triunfo más inteligente. Bien es cierto que Marc comenzó la temporada con dos victorias y dos podios, pero si hay algo a destacar durante ese año es la regularidad e inteligencia del ‘93’, que con sólo cinco victorias cosechó un título construido sobre la buena toma de decisiones. En otras palabras, Marc supo guardar la ropa y no enfrascarse en luchas absurdas. Estaba claro que había aprendido la lección de 2015.

    Sorpresa, autoridad, inteligencia y adaptación. El cuarto título de MotoGP de Márquez ha llegado desde la paciencia y la perseverancia. No obstante, la Honda RC213V comenzó la temporada lejos del nivel de la Yamaha M1. Con la victoria de rigor en Austin, Marc ha sabido sobrevivir hasta que las tornas han cambiado. La sorprendente crisis de Yamaha acompañó al resurgir de Marc en Alemania y República Checa, justo antes y después del parón veraniego. A partir de ahí, el piloto de Honda ha sabido atacar en los momentos claves para ganar el título por delante de Andrea Dovizioso. ¡Y le llaman joven a este tetracampeón!

    Fotos: Honda