¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Más información sobre el Audi R8 Spyder

    4

    Audi nos ofrece nuevos detalles de su espectacular deportivo descapotable, que junto con la versión coupé completa la gama R8.

    Espectacular. El nuevo Audi R8 Spyder sólo puede ser calificado de aquel modo. Apenas importan las cifras de potencia, aceleración o velocidad máxima de esta joya alemana que bien podría haber sido diseñada desde el lado sur de los Alpes.

    La diferencia obvia de este biplaza respecto del R8 coupé es la capota de lona, que no sólo concede a los ocupantes del vehículo la posibilidad de disfrutar de la conducción al aire libre sino que, con sus apenas 42 kg de peso, rebaja la masa total y el centro de gravedad del vehículo.

    Exteriormente, destacan las bocas de ventilación situadas entre las puertas y las ruedas traseras, así como la llamativa cubierta del compartimento de la capota -zonas fabricadas en material compuesto reforzado con fibra de carbono-. El 70% de la carrocería de aluminio es compartido con la versión coupé, y pese a que el Spyder incorpora refuerzos en zonas delicadas, el aumento de peso se queda en sólo 6 kg para un total de sólo 216 kg.

    El interior garantiza el disfrute del lujoso ambiente que cabría esperar. Llama la atención que el cuero de los asientos ha sido tratado para prevenir el sobrecalentamiento provocado por los rayos de sol -característica que desearíamos poner a prueba en el verano andaluz a la hora de la siesta-. El sistema Navigation Plus, el sistema de sonido Bang & Olufsen, y el micrófono opcional (para hablar por teléfono con el vehículo descapotado) confieren el máximo confort ante cualquier recorrido que se presente.

    Motor hay más que suficiente para satisfacer nuestras pequeñas necesidades diarias. El FSI V10 atmosférico de 5.200 cc, con sus 525 cv y un no muy discreto par de 520 Nm, nos catapultará de 0 a 100 km/h en 4,1 segundos, poniendo así en apuros a más de una motocicleta deportiva. La velocidad punta, por desgracia, no llega a triplicar los límites legales, quedándose en unos ajustados 313 km/h. Y para aumentar aún más la diversión y hacer algo más cómoda la transición entre marchas, está disponible el cambio automático Rtronic con levas situadas tras el volante.

    Un superderportivo con semejante mecánica debe contar con capacidad de control. De proporcionarlo se encargan la tracción integral quattro -que da mayor carga en este modelo al eje trasero-, los ejes de las ruedas de brazos triangulares dobles de aluminio y la suspensión activa Audi magnetic ride. El calzado de las llantas de 19” está a la altura de las prestaciones anunciadas: 235/25 delante y 295/30 detrás. Como opción deportiva, es posible montar discos de freno cerámicos reforzados con fibra de carbono.

    Para garantizar la seguridad de sus ocupantes, todo buen automóvil descapotable debe contar con algún sistema de protección antivuelco. En el R8 Spyder, ocultos a la vista se encuentran dos perfiles de aluminio que, en sólo dos décimas de segundo, aparecerán cuando sean activados por el pretensor de los cinturones de seguridad o el disparo de cualquier airbag.

    Dicho todo esto, llega el momento del amargo despertar. Esta refinada joya alemana reniega de mileuristas y, en general, empleados por cuenta ajena: su precio base es de 175.100 euros para la versión de cambio manual y de 183.220 para la Rtronic. Una hipoteca.

    Fuente: Audi

    Más información sobre el Audi R8 Spyder
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto