¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Mercedes-AMG SL 43, se estrena el nuevo Cabrio con motor de cuatro cilindros

    Mercedes-AMG SL 43, se estrena el nuevo Cabrio con motor de cuatro cilindros
    22
    Mercedes-AMG SL 43 CabrioMercedes / Mercedes-AMG
    Fran Romero
    Fran Romero6 min. lectura

    Mercedes ha presentado en sociedad el nuevo AMG SL. El tradicional descapotable ha pasado a manos de la división deportiva, desarrollando un modelo completamente nuevo, y con cuatro plazas que ha abandonado el formato roadster. Pero una de las grandes novedades es la versión de acceso, el AMG SL 43 que estrena un nuevo motor de cuatro cilindros electrificado.

    Lo veníamos confirmando desde que los primeros prototipos del nuevo Mercedes-AMG SL empezaron a ver la luz. El nuevo descapotable ya se ha estrenado oficialmente, ha entrado en producción y progresivamente los países europeos están recibiendo los precios, que llegará al mercado a partir del próximo verano. Un modelo muy novedoso también en el plano mecánico porque, por primera vez, no solo contará con el brutal propulsor V8 bajo el capó, sino que la versión de acceso tiene la mitad de cilindros.

    Como lo lees. El nuevo Mercedes-AMG SL 43 es la opción de acceso a la gama del modelo de Mercedes, la más asequible en precio y también la de menores prestaciones, aunque también una auténtica bestia. Estéticamente no presenta diferencias de calado con el resto de versiones anunciadas con motor V8, por lo que solamente será identificable por los emblemas de las aletas delanteras con la inscripción «Turbo Electrified», por los cuatro escapes esféricos y cromados que presenta en dos parejas en la parte posterior, y por las llantas de aleación de 19 pulgadas de serie, aunque en opción puede alcanzar nada menos que hasta 21 pulgadas.

    Mercedes-AMG SL 43 Cabrio
    El nuevo Mercedes-AMG SL 43 Cabrio es el primer modelo del mundo con un cuatro cilindros y turbo eléctrico

    Mercedes-AMG SL 43, una versión de acceso sofisticada

    Por dentro, el nuevo Mercedes-AMG SL 43 no envidia en nada a las versiones con el doble de cilindros, conservando el cuadro de instrumentos digital bajo la visera y la gran pantalla táctil en la que se ha convertido la consola central. Sin embargo, el menor carácter sí es notable en el tapizado de los asientos, en una combinación de símil de cuero ARTICO y tela, quedando en opción otras combinaciones de cuero nappa y los asientos delanteros con contornos más deportivos.

    El volante está forrado en cuero con costuras en gris, aunque con sobreprecio se pueden solicitar en otro color como rojo o amarillo. Ocurre igual con la decoración del salpicadero que, de serie, se presenta en «Negro Piano», mientras que en opción puede contar con aluminio o carbono.

    El nuevo Mercedes-AMG SL 43 se ofrece exclusivamente con propulsión trasera y el cambio automático de 9 velocidades «AMG Speedshift», estrenando un nuevo bloque propulsor de cuatro cilindros en línea y 2.0 litros turbo, con una potencia máxima de 381 CV. Las mismas cifras que el AMG A 45, ya que se trata del mismo motor «M139» pero sometido a una profunda revisión. Dotado de la tecnología «EQ Boost», a través de un motor de arranque movido por correa y de 48 Voltios, genera momentáneamente 14 CV extras, ofreciendo unas prestaciones que puedes ver detalladas a continuación.

    Datos homologados según el ciclo WLTP / ND: Dato no disponible

    El nuevo AMG SL 43 ofrece prestaciones y eficiencia sin rival

    Si bien estaba previsto que fuese una novedad mundial en los nuevos AMG C 43, finalmente el elegido ha sido el nuevo Mercedes-AMG SL. La revisión ha sido tan profunda, que es el primer modelo del mercado que dispone de un turbocompresor eléctrico en el sistema de escape, lo que proporciona una respuesta extremadamente rápida. Mercedes-AMG ha conseguido integrar un motor eléctrico diminuto, de apenas 40 milímetros de ancho, en el eje del turbo, entre la rueda de la turbina en el lado de escape y la del compresor en el lado de entrada.

    Su funcionamiento está controlado por la red eléctrica de 48 Voltios, llegando a girar a un máximo de 170.000 rpm, por lo que acelera la rueda del compresor antes de la entrada de los gases de escape, aumentando el par motor a bajas revoluciones. Los germanos han logrado mantener la presión de sobrealimentación en las condiciones más o menos desfavorables. Por ejemplo, al pisar a fondo con salida parada, con el pedal del acelerador pisado, frenando o decelerando. Siempre ofrecerá una respuesta inmediata el nuevo turbo eléctrico. El sistema está conectado también a la refrigeración principal del bloque de cuatro cilindros de manera que el circuito también controla el enfriamiento especial de este turbo eléctrico.

    Mercedes-AMG SL 43, se estrena el nuevo Cabrio con motor de cuatro cilindros