¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Unas declaraciones descartan un Peugeot 308 PSE más deportivo, el 308 GTi sin heredero

    El nuevo Peugeot 308 2021 apuesta por un diseño moderno y deportivoPeugeot

    El nuevo Peugeot 308 2021 ya ha sido presentado. La tercera nueva generación del compacto es uno de los modelos más importantes de la marca del León, presentándose con un diseño más vanguardista, sofisticado y deportivo. Una cualidad, ésta última, que no tendrá una vuelta de tuerca más agresiva, porque no habrá un nuevo 308 GTI.

    El nuevo Peugeot 308 acaba de ser presentado. La tercera generación llegará a los concesionarios, entre mediados de septiembre y principios de octubre. Un modelo que estrena un diseño más moderno y con una estética más deportiva que obviamente hace soñar con una opción más agresiva, y con unas prestaciones a la altura: un nuevo 308 GTi.

    La firma francesa ya anunció el abandono de las versiones deportivas con estas tres letras tan mágicas. De hecho, la variante más deportiva del compacto tuvo que salir de producción para un reajuste del propulsor y cumplir con la norma de emisiones Euro 6d, cesando su producción definitivamente el pasado mes de diciembre. Sin embargo, Peugeot anunció una nueva línea deportiva basada en la tecnología de movilidad sostenible bajo tres siglas nuevas, las de PSE.

    Un Peugeot 308 PSE, la alternativa híbrida enchufable al 308 GTi, está descartada

    El fabricante francés apuntó a variantes deportivas híbridas enchufables o eléctricas según el modelo. Los primeros ya se encuentran a la venta, los nuevos 508 PSE, y 508 SW PSE, que nuestros compañeros han probado a fondo en circuito, y que no han defraudado en absoluto. Pero ver un 308 PSE sobre la carretera va a estar más que complicado, por no decir que será imposible. Malas noticias para una marca muy presente en el segmento de los compactos deportivos.

    La marca francesa tenía un potente conjunto híbrido enchufable basado en el mismo esquema del 508 PSE pero «desinflado» hasta 280 CV, y que fue descartado por el peso añadido sobre la báscula, y por consiguiente también el precio. El sistema permitiría mantener las emisiones a raya, pero el aumento en el peso mengua la dinámica de conducción y las prestaciones. Equilibrar todos estos puntos débiles suponen sumar añadir más tiempo y dinero, incrementando también el precio.

    En esos términos se ha manifestado Jérôme Micheron, Director de Producto de Peugeot, quien ha señalado que «Basta con mirar las versiones de alto rendimiento del segmento C y las regulaciones sobre CO2 para entender que ahora es un mercado muerto». Preguntado por una versión híbrida enchufable de altas prestaciones, Micheron agregó «Todavía no vemos un mercado. Y agrega peso extra». A pesar de estas declaraciones, siempre queda la posibilidad de que el fabricante cambie de opinión en un momento concreto.

    Fuente: TopGear