¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir

Pilotos y equipos quieren volver a Imola, el DTM se lo toma con calma

Pilotos y equipos quieren volver a Imola, el DTM se lo toma con calma
La primera visita del DTM a Imola fue todo un éxito a nivel organizativo.
Fernando Sancho
Fernando Sancho4 min. lectura

Gerhard Berger considera que todavía es demasiado pronto para comenzar a negociar con Imola su retorno al DTM.

Tras el estreno del circuito en la serie, pilotos y equipos han mostrado su voluntad de regresar al trazado italiano.

Imola ha acogido la tercera ronda del DTM en 2022. Un evento que terminó con victorias de René Rast y Ricardo Feller y que supuso el debut del trazado italiano en el campeonato. Tras un fin de semana realmente exitoso en términos organizativos, pilotos y equipos del DTM han dado su visto bueno a la posibilidad de regresar a Imola en futuras temporadas. Sin embargo, Gerhard Berger, responsable del ITR -promotor del DTM-, ha señalado que todavía es demasiado pronto para discutir el retorno del certamen al trazado transalpino.

El circuito de Imola se ha convertido en la quinta pista italiana en albergar una ronda en el DTM. Pese a que es un trazado estrecho y con posibilidades de adelantamiento reducidas, los pilotos y equipos han podido jugar con la estrategia, lo que ha provocado grandes diferencias en la vida de los neumáticos y un número de adelantamientos aceptable. Por ese motivo, los pilotos y equipos han alabado de forma generalizada la introducción de Imola en el calendario del DTM a lo largo de las últimas semanas.

Pilotos y equipos quieren volver a Imola, el DTM se lo toma con calma
Imola se ha convertido en el quinto circuito italiano en acoger una prueba puntuable para el DTM.

Así lo han dejado patente nombres propios del paddock del DTM como Ron Reichert, jefe del equipo Red Bull, Gottfried Grasser como responsable del proyecto de Lamborghini junto al equipo Grasser Racing o Uli Fritz, jefe del equipo HRT de Mercedes. Todos ellos no sólo han coincidido en alabar la organización y las instalaciones, sino que también ha mostrado su agrado con el 'Balance of Performance' visto durante el fin de semana, ya que ha sido muy equilibrado y ha permitido carreras muy igualadas en Imola.

Sin embargo, Berger no quiere adelantarse a los acontecimientos y de momento ha asegurado que es demasiado pronto para negociar el posible retorno de Imola al calendario del DTM en 2023: «Honestamente, es una cuestión que todavía no sé. Por el momento sólo estamos pensando en la configuración del calendario del próximo año, pero todavía no hay un plan definido de vamos aquí o aquí no. Imola es un buen circuito e Italia es importante para nosotros como país, pero toda está completamente abierto por el momento. Es demasiado pronto para saber si vendremos a Imola, iremos a Monza, Misano o Vallelunga. No lo sé».

En este sentido, Berger asegura que necesita estudiar el escenario presente para entender si es mejor elegir un circuito fijo para las visitas del DTM a Italia o es mejor rotar por diferentes trazados: «Todavía tenemos que entender lo que hay que hacer. Cuando era joven, Italia era la meca del automovilismo. En este momento es muy difícil, excepto para la Fórmula 1, traer gente a los circuitos, pero vamos a trabajar en ello. En ese sentido, quizá debamos apostar por venir con una súper estrella como ya tuvimos a Andrea Dovizioso o Alex Zanardi».

Fotos: DTM