Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

WRCR5: los otros reyes del World Rally Car

Aunque a nivel competitivo y mediático los World Rally Car son las grandes estrellas del Mundial de Rallies, los vehículos de la categoría R5 tienen un gran atractivo para las marcas. Citroën, Skoda, Peugeot y Ford ya tienen el suyo. Hyundai y Toyota se plantean su creación.

Los grandes presupuestos manejados por los fabricantes del Mundial de Rallies se centran en el desarrollo de sus World Rally Car. Sin embargo, no son los únicos vehículos que ocupan los pensamientos de sus dirigentes. Los vehículos aglutinados dentro del Grupo R son una perfecta plataforma de vehículos carreras-cliente. Una completa gama desde los pequeños R1, pasando por los R2 y los R3 supone suculentos ingresos para los fabricantes. Y entre ellos, los nuevos R5 son sin duda los otros reyes del WRC. Todas las marcas tienen en competición o en planificación una versión R5 de sus modelos.

Los R5 nacieron como los sustitutos de los S2000 y los RRC, ante el incremento de precio que estaban alcanzando estos vehículos. Con un coste reducido, los R5 llegaron para colocarse en segunda posición en la escala de vehículos de rallies bajo normativa FIA. Se tratan de vehículos turbo, con tracción integral y un peso máximo de 1230 kilogramos. La gran ventaja es que su motor 1.6 turbo con brida de 32 mm ofrece un mayor rango de potencia que los motores atmosféricos de los S2000. Los R5 por precio, rendimiento y concepto, son los nuevos 'gigantes' del Grupo R.

Los fabricantes presentes en el Mundial de Rallies no tardaron en reaccionar. Y ante la perspectiva de negocio, M-Sport siempre es pionero. El preparador británico fue el primero en lanzar el Ford Fiesta R5 y con más de 100 unidades colocadas en el mercado, ha sido el vencedor moral en términos económicos. La posterior llegada del Citroën DS3 R5 y del Peugeot 208 T16 R5, la pareja de vehículos del Grupo PSA, le restaron protagonismo. Se podría decir que los tres forman la primera generación de vehículos R5 y el Ford Fiesta está cerca de estrenar su segunda versión.

No es de extrañar que M-Sport quiera lanzar su evolución del Fiesta R5 cuanto antes, ya que el nuevo Skoda Fabia R5 ha llegado con una fuerza arrolladora. El R5 checo mejora en 30 km/h la velocidad máxima del resto de vehículos de la categoría y desde el pasado Rally de Portugal, cuando se produjo su debut, está rompiendo la hegemonía escrita a base de un rendimiento mayor. Aunque el fabricante del Grupo VAG no tiene un modelo comercial tan potenciado como M-Sport, este rendimiento abrirá la puerta a la venta de vehículos a equipos privados.

M-Sport no quiere perder cuota de mercado. El Citroën DS3 R5 no supone un problema ya que la marca francesa es recelosa de poner en venta sus vehículos, mientras que Peugeot y Skoda suponen una amenaza real, aún estando más preocupados por sus programas oficiales que por hacer caja. En cualquier caso, el preparador de Cumbria se la juega, ya que estar a la altura competitiva del Fabia R5 con su nuevo Fiesta R5 supondrá que las arcas estén llenas y que por lo tanto se pueda hacer un desarrollo correcto del Ford Fiesta RS WRC de 2017.

Y es que lo R5 serán la base para el desarrollo de los World Rally Car 2017. A nivel económico, no técnico. Con Volkswagen funcionando en otros términos, la venta de R5 aliviará los presupuestos de M-Sport o Citroën en su carrera hacia los nuevos World Rally Car. Pero no serán los únicos, Hyundai desarrollará un R5 a partir del i20. Arrancará los test a finales de este año y debutará en la próxima temporada con un claro destino de vehículo carreras-cliente. Toyota también tiene en mente un Yaris R5, con el que también empezar a sufragar su regreso al Mundial de Rallies.

Pero en esta línea, no hay que olvidarse de los vehículos del Grupo R, en todas sus modalidades, porque la cartera de vehículos carreras-cliente sin duda tendrá también su peso. M-Sport tiene su Fiesta R2 como otro gran foco de ingresos y una amplia gama de todo tipo de vehículos, mientras que Citroën ha conseguido que el DS3 R3T sea el vehículo predominante entre los R3. Toyota además de un eventual y futuro R2, ya cuenta con el Yaris R1A y el Toyota GT86 CS-R3. El camino está marcado y los fabricantes lo tienen claro.

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto