¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Renault planea reconvertir el Talisman en una berlina eléctrica para 2022

    Renault Talisman 2021, la berlina será sustituida por un eléctricoRenault

    Ya sabemos que el Renault Talisman es uno de los elegidos, y sacrificados, de la gama del fabricante francés, que no tiene relevo planificado. Al menos, no como un modelo de combustión, porque la marca del Rombo baraja una reconversión en un eléctrico competidor del Tesla Model 3.

    Si había alguna posibilidad de que el Talisman tuviera una versión híbrida con tecnología E-Tech, ésta se ha esfumado por completo. La marca francesa ya ha sentenciado al modelo del segmento D y no tendrá un relevo de combustión en la futura gama de modelos, aunque desde el punto de vista de la movilidad sostenible se está barajando que se reconvierta.

    Los nuevos planes de Renault pasan por dar un mayor protagonismo al segmento C y no descuidar el B de los utilitarios, a la vez que seguir con el desarrollo de nuevos coches eléctricos. Ya sabemos que hay dos en cartera, un SUV y un compacto. Pero la firma francesa tiene un tercero más, y que pasa por transformar al Talisman, al que quieren situar a la altura del Tesla Model 3.

    El futuro del Nissan Maxima pasa por convertirse en una berlina eléctrica, base para el futuro Talisman eléctrico

    Este es el principal rival a batir. Las fuentes apuntan que Renault ya tenía un proyecto en marcha, y que congeló hace un tiempo, el mismo que se ha descongelado y retomado nuevamente, pero que necesitará la ayuda inestimable de Nissan para que se pueda hacer realidad. Y es que no hace mucho también saltó a la luz que los japoneses planeaban transformar al Nissan Maxima en otro competidor de cero emisiones, basado en la plataforma CMF-EV, y que sea lanzado en 2022.

    De ser cierto, el proyecto está mucho más avanzado de lo que pueda parecer en un inicio. El nipón será la materialización del IMs Concept, pero para no «canibalizarse», se dice que los términos están ya acordados: el japonés solo se comercializará en Estados Unidos y Japón, dejando el camino libre al francés en Europa y Corea del Sur. Y, además de las diferencias visuales, también habría técnicas, con la tecnología de las ruedas traseras direccionales 4Control solamente en el futuro modelo francés, y no en el japonés.

    Una estrategia con mucha lógica que permitirá ahorrar muchos costes de desarrollo con un proyecto común. Por ahora, se desconoce la tecnología de propulsión que embarcarán, aunque el concepto IMs apuntaba a una berlina deportiva equipada con dos motores eléctricos, uno por eje, y con una potencia máxima de 360 kW (490 CV). Además, una batería con una capacidad de 115 kWh apuntaba a una autonomía estimada de612 kilómetros.

    Fuente: The Next Avenue