¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Volkswagen se salva de las multas de la UE por exceso de emisiones de CO2 gracias a MG

    Volkswagen se salva de las multas de la UE por exceso de emisiones de CO2 gracias a MG
    Producción del Volkswagen ID.3 en Zwickau, AlemaniaVolkswagen
    Fran Romero
    Fran Romero3 min. lectura

    Dicen que "hecha la ley, hecha la trampa". Y es que primero fue FIAT la que esquivó las grandes sanciones por exceso de emisiones de CO2 de la Unión Europa uniéndose a Tesla, y esta vez ha sido el grupo Volkswagen. El gigante alemán ha sumado a MG a su lista de marcas, con lo que compensa generosamente las elevadas cifras de las marcas de lujo.

    El matrimonio de conveniencia que se dio entre FCA y Tesla para que los italianos escapasen de las grandes sanciones previstas por la Unión Europea sobre el exceso del límite de las emisiones promedio de CO2 que está fijado en 95 g/km, superó las expectativas de hasta dónde podían llegar las marcas para esquivar las multas, sorprendiendo al organismo europeo que, ciertamente, dejó un resquicio.

    Muy estudiado por los italianos, a cambio de una importante compensación económica a la americana, ahora se repite el mismo movimiento entre el gigante alemán de Volkswagen y MG, un acuerdo con una validez de tres años para escapar de las multas por exceder el límite de las emisiones de CO2, por supuesto con una fuerte compensación económica a las firmas de coches eléctricos con las que SAIC Motors vende en Europa.

    Documento de la Unión Europa que acredita el acuerdo entre Volkswagen y SAIC Motors

    Y es que el hecho de sumar los volúmenes de ventas de la china compensa favorablemente las cifras de emisiones de las marcas de lujo propiedad de los alemanes, de Bentley, Porsche, Audi y Lamborghini. En sí, no las compensa, pero sí que reduce significativamente los valores, por lo que los montantes a pagar se reducen e, incluso, puede estar en disposición de cumplir con el límite máximo establecido por Europa.

    De hecho, algunos esperaban que las ventas de los nuevos Volkswagen ID.3 e ID.4, más las de los nuevos híbridos enchufables en estos últimos meses del año, hacer que el grupo alemán cumpliera con los objetivos propuestos, especialmente con los llamados súpercréditos para los modelos con unas emisiones de CO2 inferiores a 51 g/km. Sin ellos, habría sido difícil teniendo en cuenta que la cifra promedio del año pasado eran de 109,3 g/km, muy lejos del objetivo marcado por el grupo de 96,6 g/km para 2021.

    Pero, dado que han de cotizar unidades matriculadas de los nuevos eléctricos y de los híbridos, el objetivo quedaba aún más lejos. Y como de todo nuevo matrimonio debe quedar una constancia legal, los alemanes y los chinos han dejado por escrito una alianza hasta 2022 en un documento oficial publicado por la Comisión Europea. Algo que, a buen seguro, también tendrá contraprestaciones para el Brexit.

    Fuente: Schmidtmatthias.de