Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

PruebaKia Soul, presentación (II): Diseño, habitabilidad y maletero

12

Los trazos principales de la segunda generación del Kia Soul se inspiran en el prototipo Track'ster. Con 4,1 metros de longitud, el modelo coreano compite en el segmento B-SUV. Su diseño es moderno y juvenil. El interior ha subido un escalón en cuanto a calidad y diseño pero, sobre todo, destaca por su enorme habitabilidad.

El diseño exterior del Kia Soul 2014 se caracteriza por las superficies pulidas y aristas redondeadas, además de los marcados pasos de rueda que le dan un aspecto robusto. Sus líneas generales se basan en el prototipo Kia Track'ster que se presentó en el Salón de Nueva York en 2013. La aerodinámica ha mejorado respecto a su predecesor, con un coeficiente aerodinámico (Cx) de 0,34.

Un centenar de fotos de la presentación del Kia Soul y su variante eléctrica Soul EV te esperan en nuestra galería de imágenes

Las llantas de 16 pulgadas son de serie en los acabados Concept y Drive

Diseño exterior

El Soul se fabrica en la factoría surcoreana de Gwangju, las mismas instalaciones de donde salen el Sportage y el Carens. Emplea la plataforma K de Hyundai Kia Automotive Group, la misma que utiliza el Kia Cee’d o el Hyundai i30. La rigidez estructural es superior a la de su predecesor (un 28,7% más según Kia) gracias al empleo de aceros de ultra alta resistencia.

Respecto a la primera generación, sus dimensiones han crecido en 20 mm más en longitud, 15 mm en anchura mientras que ha disminuido su altura en 10 mm. El resultado es un coche de 4.140 mm de largo, de 1.800 mm de ancho y 1.600 mm de alto. La distancia entre ejes también ha crecido 20 mm hasta alcanzar los 2.570 mm.

En los acabados Concept y Drive se ofrece el Pack SUV por 1.250 euros. Se trata de un kit estético consistente en un paquete de protecciones de color negro brillante en faldones laterales, paragolpes delantero y trasero, embellecedores faros antiniebla delanteros, reflector trasero y arco de rueda. En el acabado Emotion viene de serie. A pesar de la denominación del Pack SUV, este paquete no añade ninguna mejora para circular fuera del asfalto.

El Pack SUV estético añade un contorno en negro brillante

Los faros delanteros son halógenos -no está disponible una opción con xenón- e integran luces diurnas de leds (excepto el acabado Concept). Los elevados pilotos posteriores de diseño vertical también cuentan con tecnología led. No podía faltar la característica parrilla “nariz de tigre” de Kia. Las llantas de aleación son de 16 ó 18 pulgadas dependiendo del nivel de equipamiento. Con el acabado más completo el Soul equipa unos neumáticos 235/45 R18, a todas luces exagerado.

Tres acabados: Concept, Drive y Emotion

El acabado Drive ofrece en opción un techo solar panorámico (de serie en Emotion) por 700 euros y aporta mucha luminosidad al interior además de ser practicable en su parte delantera. El portón trasero tiene un diseño muy personal y sus formas dejan una boca de carga ancha que facilita la introducción de objetos voluminosos en el maletero.

Sólo hay cuatro colores para la carrocería: Clear White (blanco), Vanilla Shake (crema), Inferno Red (rojo) y Cherry Black (negro). Opcionalmente en el acabado Drive la carrocería puede ser bitono combinando carrocería en blanco y techo rojo, rojo y techo negro o negro y techo rojo. Curiosamente el acabado Emotion, más completo, no puede tenerlo porque esta opción no es compatible con el techo solar.

El portón tiene un panel 'flotante' que contrasta con la superficie de color negro

Diseño interior

El diseño moderno del Soul no se queda sólo en el exterior, sino que también se encuentra de puerta para adentro. Las líneas rectas no tienen cabida en el habitáculo. Todos los elementos tienen formas redondeadas como la consola central, las salidas de ventilación, la instrumentación, los mandos del volante o el módulo del cambio de marchas.

Los materiales empleados, los ajustes y la percepción de calidad son notablemente mejores que los de la generación precedente y poco tiene que envidiar a los modelos de Kia de segmentos superiores. El cuidado en el diseño y elaboración del interior se aprecia en detalles como los altavoces esféricos integrados en la parte superior de las salidas de aire.

Al igual que en algunas zonas del exterior, la consola disfruta de un frontal en acabado negro brillante y en su parte superior se aloja un sistema de audio con pantalla táctil de 4,3 pulgadas que también muestra las imágenes de la cámara trasera. En el acabado Emotion se incluye un navegador con pantalla de ocho pulgadas firmado por Infinity complementado con ocho altavoces y un amplificador externo.

Se puede ajustar el nivel de asistencia de la dirección pulsando un botón

El volante multifunción está acabado en cuero -excepto en el acabado Concept-y en sus brazos se ubican los mandos de sistema de audio, la conexión Bluetooth manos libres, el control de crucero, el sistema Flex Steer de ajuste de la asistencia a la dirección y el ordenador de a bordo.

El equipamiento de serie es muy completo

El acabado más completo, Emotion, tiene un panel de instrumentos específico denominado Supervision que incluye una pantalla TFT a color de 3,5 pulgadas donde se muestran los datos del ordenador de a bordo y otras informaciones del vehículo. El resto de versiones tienen una instrumentación más sencilla.

Sus características interiores convierten al Soul en un vehículo muy práctico. Hay varios huecos donde vaciarse los bolsillos, todos de un tamaño generoso, destacando la guantera por ser muy espaciosa y además estar refrigerada.

El espacio atrás es sobresaliente en todas las cotas

Habitabilidad y maletero

La habitabilidad es uno de los puntos fuertes del Soul, especialmente en las plazas traseras. Delante es fácil encontrar la postura correcta de conducción por los amplios reglajes del asiento y el volante. Los asientos son muy cómodos por su forma y mullido, aunque no ofrecen una gran sujeción lateral. La tapicería es de tela en los tres acabados disponibles, aunque de diferente diseño y calidad superior en los dos niveles más completos.

Atrás hay mucho sitio en todas las cotas. Mucho. Con el aumento de la batalla el espacio para las piernas en las plazas traseras se ha incrementado ligeramente. El espacio para la cabeza tampoco se ha visto perjudicado por la reducción de la altura de la carrocería porque la banqueta está colocada en una posición algo más baja. El techo solar resta unos 4 cm de altura interior.

Dos adultos de estatura elevada encuentran espacio sin problemas en las plazas traseras del Soul e incluso tres viajarán con más comodidad y espacio que en otros rivales de la categoría porque no hay túnel central que moleste y es ancho a la altura de los hombros. Sin duda, el crossover de Kia es uno de los modelos de su tamaño más indicados para quien haga un uso habitual de las plazas traseras.

El volumen de carga está en la media del segmento

La capacidad del maletero es de 354 litros, mostrando un espacio rectangular muy aprovechable. Salvo en el Concept, el suelo puede colocarse a dos alturas de manera sencilla y en su posición superior el piso queda enrasado con la boca de carga. Abatiendo los asientos traseros en proporción 60:40 se puede obtener una capacidad de carga de 994 litros medidos hasta la bandeja o 1.367 litros hasta el techo.

Noticias relacionadas

Kia Soul, presentación (II): Diseño, habitabilidad y maletero
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto