¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

PruebaPeugeot 208 1.2 VTi, conclusiones (V)

Llega el punto y final de la prueba del utilitario francés, un producto que enamora por su diseño, el tacto de la dirección y por un motor silencioso. No obstante tiene detalles mejorables como un propulsor que peca de potencia en carretera teniendo que buscar en algunas subidas la cuarta relación o consumos no tan económicos.

Estéticamente tengo pocas críticas para el modelo. Me encanta porque pienso que tiene una gran personalidad y cada detalle tiene mucha armonía con el siguiente detalle. Su presencia es muy buena con este acabado Allure aunque examinándolo a fondo es fácil reconocer que no estamos antes una motorización poderosa, como por ejemplo por los frenos traseros de tambor. No obstante no necesita discos que encarezcan (aun más) el precio.

Para la ciudad me parece un coche perfecto, con un tamaño contenido, buena habitabilidad, el diseño más moderno de Peugeot y un volante gracioso con una dirección que permite realizar un millón de maniobras sin mucho esfuerzo. Como coche de batalla, un 10. Ahora bien, en un terreno más práctico el motor peca de falta de potencia y si al menos me hubiera llevado una gran sorpresa en cuanto a consumos, habría podido justificar el desembolso de más de 15.000 euros.

No obstante estamos ante un motor bastante lógico para su carrocería y para alguien que busca un coche para el día a día Peugeot ha hecho un producto redondo. Quizá si buscamos racionalizar al máximo la compra, es mejor optar por una versión menos 'vestida' de opcionales y seleccionar un acabado inferior para poder llegar a un mejor punto de entendimiento entre mecánica/precio.

Sin embargo el que compre esta versión va a poder encontrar unos consumos equilibrados sin llegar a ser tan óptimos como los de muchos diésel pero a cambio van a tener un tacto de coche de gasolina que va a permitir cierta diversión al volante con un interior al que apenas se le echa nada en falta y opcionales adecuados para un utilitario.

Gracias a este Peugeot 208, la firma del león vuelve a enamorar en el segmento B con un producto bello con una gran oferta de motores y una versión GTi que vuelve para heredar el trono de mito que consiguió aquel 205 hace ya mucho tiempo, aunque esa ya es otra historia.

A destacar- Diseño muy trabajado
- Dirección
- Motor poco ruidoso
A mejorar
- Potencia justa en carretera
- Consumos no tan económicos
- Precio de la unidad

Vuelve a leer nuestra prueba.

Peugeot 208 1.2 VTi, introducción (I)Peugeot 208 1.2 VTi, exterior (II)

Peugeot 208 1.2 VTi, interior (III)

Peugeot 208 1.2 VTi, en marcha (IV)

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto