¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Christian Horner se gana una visita guiada a la sede de Mercedes: ¿hará Toto Wolff de guía?

    Christian Horner se gana una visita guiada a la sede de Mercedes: ¿hará Toto Wolff de guía?
    David S. de Castro
    David S. de Castro3 min. lectura

    El jefe de Red Bull participó en una subasta benéfica donde, entre otras cosas, se podía pujar por una visita guiada a Brixworth... y ganó.

    Horner pagó 3.000 libras y quiere llevar a unas 20 personas, con Adrian Newey a la cabeza.

    El humor británico, entre socarrón e irónico, no deja de tener un punto de crueldad intrínseca. En un momento de tensión como el que se vive en la Fórmula 1 actual, con calma chicha de momento, el último ejemplo lo ha dejado Christian Horner.

    El jefe de Red Bull será el invitado de honor a una visita guiada por la casa de su gran enemigo, Mercedes. El británico participó en la gala de los premios Autosport, donde se realizó una subasta benéfica de varios objetos y experiencias. Entre ellas, se sorteó un tour por la sede de Mercedes en Brixworth, por el que pujaron varios invitados a la fiesta.

    El que más dinero puso fue 'Chrisrian' Horner (no se sabe si fue una errata o un pseudónimo muy poco trabajado), 3.000 libras esterlinas, por lo que se ha ganado el derecho de ir en un futuro cercano al lugar donde se han fabricado los coches campeones en los últimos años.

    Entre risas, Horner confesó después que su intención era llevar alrededor de 20 personas con él para la visita: «Adrian [Newey, jefe técnico], yo mismo, Pierre Waché [director técnico] y probablemente Paul Field, nuestro director de producción».

    No es la primera vez que Horner 'se cuela' en la sede de un equipo rival. En 2008, invitado por David Coulthard, visitó Woking, el centro neurálgico de McLaren. Junto a él, aparte del expiloto escocés, fue el propio Newey, que también había trabajado allí.

    «Él (Newey) obviamente sabía donde ir y a todos los sitios donde quería meterse no nos dejaron. Vimos los departamentos de márketing y electrónica, y tuvimos una comida muy agradable», recuerda Horner.

    Ahora, en Brixworth, quiere comprobar hasta donde le dejen por dónde están llevando las tornas en Mercedes. «Será interesante ver cómo están gastando su límite presupuestario», aseguró.

    Fuente: RacingNews365 / Fotos: Red Bull Racing