¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    GP BélgicaFerrari llega a su gran premio número 900

    Jose Carlos de Celis
    Jose Carlos de Celis

    Desde 1950 hasta la actualidad, sin ausencia alguna, Ferrari ha competido en todas y cada una de las temporadas de Fórmula 1 celebradas. Así, este fin de semana llega a su gran premio número 900, con Vettel siendo el último ganador de este año y Raikkonen como el piloto en activo con más triunfos en Spa.

    Foto: Ferrari

    La Fórmula 1 es Ferrari, y viceversa. En todas y cada una de las temporadas oficiales de este deporte han estado presentes los del Cavallino. Carrera tras carrera, los de rojo han ido acumulando puntos, victorias y títulos, y aunque lleven desde 2007 sin llevarse la corona de pilotos y desde 2008 sin alzarse con la de constructores, este fin de semana llegan a una cifra redonda de grandes premios: 900. Será en Spa y tras unas vacaciones de verano que han servido al equipo italiano para llegar con las pilas cargadas. Al fin y al cabo, son el último equipo ganador gracias al triunfo de Vettel en Hungría, y tienen en sus filas a Raikkonen, el piloto en activo con más victorias en el trazado belga.

    El finlandés venció en cuatro ocasiones (2004, 2005, 2007 y 2009), por las dos de Vettel (2011 y 2013), siendo los únicos de la actual parrilla que han repetido primer puesto en Spa. Aunque Mercedes vuelve a partir como favorito para este fin de semana, Vettel y Kimi están preparados para aprovechar cualquier error o despiste de los de las flechas de plata. Sin embargo, haber ganado la última carrera antes del parón veraniego no cambia la actitud de Ferrari, y así lo defiende su responsable de comunicación, Alberto Antonini: "Ni pensábamos que estábamos en crisis después de Silverstone ni creemos que seamos tan brillantes ahora. Mantenemos los pies en el suelo, ya que sabemos que tenemos opononentes muy fuertes, pero siempre daremos lo mejor de nosotros mismos".

    Raikkonen habla con especial cariño de este circuito, donde espera reencontrarse y recuperar sensaciones: "Me encanta correr en esta pista, es muy bonita y tiene todo el atractivo de los circuitos del pasado. Por lo general, se trata de una carrera muy emocionante, con muchos adelantamientos, pero depende mucho del tiempo y de los compuestos de neumáticos disponibles". La de 2009 fue su mejor victoria de las cuatro que lleva en Bélgica, y además fue la última que Ferrari ganó allí: "Definitivamente mi favorita fue aquella de 2009, ya que no tenía un coche especialmente rápido pero gracias a un buen comienzo nos las arreglamos para conseguir un gran resultado".